Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


Siete días en el Paraíso: Riviera Maya -Diarios de Viajes de Mexico- Laucm
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace

Diario: Siete días en el Paraíso: Riviera Maya  -  Localización:  Mexico  Mexico
Descripción: Una semana en Riviera Maya, alojados en el Grand Palladium
Autor:    Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:


Etapas 1 a 3,  total 9
 1  2  3  siguiente siguiente



Etapa: Preparación y primer día  -  Localización:  Mexico Mexico
Fecha creación: 05/04/2017 16:18  
Compartir: 
Compartir:
Este es mi primer diario en este foro y para ello os voy a hablar del viaje que hicimos en septiembre del año pasado (2016) a la Riviera Maya. No podía ser de otra forma ya que fue el primer viaje largo que hicimos y quedará grabado en nuestras retinas y en nuestros corazones para siempre. En esta primera etapa os contaré la preparación del viaje, consejos previos, presupuestos y el día del vuelo y llegada al hotel.

Ya habíamos intentado ir en 2014 y por cuestiones laborales tuvimos que aplazar el viaje sin saber cuándo podríamos volver a reservar, aunque sabíamos que a la mínima ocasión elegiríamos este destino para nuestra primera vez cruzando el charco. La ocasión se presentó en junio del 2016 cuando me dieron las vacaciones. Las iba a tener en el mes de septiembre, así que rápidamente nos pusimos en contacto con Mario (agente de viajes de Simartour que recomiendo 100%) para que nos reservara un paquete vuelo+hotel en la paradisíaca Riviera Maya. Las fechas elegidas fueron del 16 al 23 de septiembre, una semana entera en el edén, con el mayorista Pullmantur. El hotel elegido fue el Grand Palladium Kantenah-Colonial (todo un acierto). El precio con el vuelo desde Madrid, 1085€ por persona.

Durante los meses de julio y agosto estuvimos preparando el viaje (con un break para ir a Mallorca en el medio), desde excursiones, taxistas, guías, conseguir compis de viaje, estudiar el hotel, comprar Relec y Fortasec como si no hubiera mañana, creernos economistas comprobando el tipo de cambio todos los días, etc. Se nos pasaron volando estos dos meses y cuando nos quisimos dar cuenta ya casi teníamos el viaje encima.

Unas semanas antes empezamos a comprobar que lo teníamos todo bien atado: reservas, pasaportes, guías y taxistas contratados, compañeros de viaje con grupo de Whatsapp incluido, medicamentos varios, cámara acuática, equipo de snorkel, gorros, zapatos cómodos, bikinis y bañadores, cámara réflex, tecnología varia, etc.

Los guías y taxistas también los encontramos en el foro, fueron Andrés de la Mora y Juan Carlos Hedding, de los cuáles hablaré en las etapas posteriores.

Si queréis una cámara acuática económica y con unas funciones decentes os recomiendo la SJCAM 4000, que es la que compramos nosotros y lo hicimos en Amazon, la cual de momento nos ha dado muy buen servicio. Precio: 70€

Se acercaba la fecha y los nervios iban en aumento. Fue un septiembre muy movido porque antes de irnos a Riviera Maya yo me fui una semana a mi tierra, Galicia, y al volver nos fuimos una semana a Lituania (viaje que os contaré en otro momento), por lo que la preparación del viaje y todo fue bastante in extremis.

A pesar de todo conseguimos hacernos una maleta bastante decente y el día 15 partimos de Barcelona rumbo a Madrid por la mañana. Pasamos la noche en Madrid en casa de unos amigos (que fueron muy majos y nos dejaron su garaje para no tener que pagar el parking del aeropuerto, ¡gracias guapos!) y al día siguiente temprano pusimos rumbo al aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas. Llegamos al aeropuerto y lo primero que hicimos fue embalar las maletas facturadas por 10€ cada una con seguro incluido (llevábamos 2 facturadas, una de mano y una mochila) e ir a hacer el check-in. Fuimos casi de los primeros por lo que pudimos elegir asiento los dos juntos (ventanilla y pasillo).

Una vez facturadas las maletas nos fuimos al control de seguridad que pasamos sin problemas, para encontrarnos con unas colas enormes que no sabíamos muy bien para qué eran, así que fuimos a investigar ¡y resultaron ser las colas del control de pasaportes! Así que a ponerse en la fila y esperar, estuvimos como unos 30 minutos y por fin pasamos a la zona internacional a esperar nuestro vuelo. Nos dimos un paseo por el Duty Free y alguna que otra tienda más para pasar el rato, compramos agua y nos fuimos a sentar frente a la puerta de embarque.

¡Comienza el embarque! Nervios, nervios. Yo estaba como una niña el día de Reyes, ¡es que no me lo creo! Embarcamos bastante rápido y nos sentamos en nuestros sitios. Pantallitas en los asientos con el mapa del trayecto que haremos e información técnica, altitud, velocidad, etc. Entretenida la verdad. Veremos en las películas…


¡Despegamos! Ponemos rumbo a Cancún, México. A las dos horas de despegar comienzan a repartir la comida. Una ensalada de pasta con taquitos de jamón y mayonesa, fideuá con verduritas y pollo, bizcocho, café o té, agua, zumo o refresco. Todo bastante bueno, el bizcochito un 10. Recogen todo y empiezan las pelis. Ponen Deadpool que es bastante nueva pero a mí no me funciona el audio así que me dedico a jugar al solitario y matar el tiempo, todavía quedan 7 horas. Cuando quedan 2 ó 3 horas para aterrizar yo ya estoy desesperada, no sé qué hacer, me paseo por el avión, voy al baño, hago solitarios, veo una peli en el Ipad… Nos traen la merienda, un bocadillo de bollito con salchichón muy rico, otro bizcochito (¿? No recuerdo bien, algo dulce), café o té y agua o refresco. Había leído que las comidas de los aviones eran horribles, sobre todo en Pullmantur e íbamos cargados con kilos de patatillas y galletitas por si acaso que ni probamos. Mi primera experiencia ha sido bastante buena, no dejé nada en el plato.

Sigo desesperada, no veo más que agua y más agua, finalmente empiezo a ver tierra, Florida con sus cayos, Cuba, el mar Caribe. Voy pegada a la ventana sacando fotos, ¡es tan bonito! (no sé dónde están estas fotos por cierto). Avisan de que falta poco para aterrizar, ¡ais qué emoción! Por fin aterrizamos y empezamos a desembarcar. Nos damos de bruces con la mega cola de inmigración. Más de una hora de espera entre americanos desesperados y acalorados. Nos sellan el pasaporte (nuestro primer sello), cogemos las maletas y al semáforo. Para el que no lo sepa, cuando entras en México hay un semáforo con un botón que determina a quién le registran el equipaje y a quién no. Rojo, nos libramos. Salimos al húmedo y cálido exterior, vaya bofetada, no me lo esperaba y eso que venía preparada. Buscamos nuestro transfer y al bus a chupar aire acondicionado. Tras otra hora esperando en el bus por fin salimos hacia el hotel, haremos otra parada en otro hotel para dejar a gente y la segunda y última parada es el Grand Palladium. La guía de Pullmantur nos da la bienvenida y nos da el discurso sobre la seguridad en México, el agua, que las excursiones las hagamos con ellos y nunca por libre, lo típico. No hacemos ni caso.

Tras la primera parada para dejar a la mitad del autobús en otro hotel, por fin llegamos al nuestro. Desde el aeropuerto de Cancún hasta la zona de los hoteles hay aproximadamente una hora aunque no lo recuerdo bien. Paramos en el lobby del Kantenah y nos dicen que esperemos, que van a preguntar dónde nos dejan. Vuelve a subir nuestra guía y nos dice que nos dejarán a todos en el Riviera. ¡Nos han hecho un upgrade! Hacemos el check-in, y nos vamos a la habitación en el carrito. Huele un poco a pintura, resulta que la han estado reformando. La habitación es gigante, la cama 2×2, una bañera hidromasaje en medio de la habitación, todo precioso.


Llaman a la puerta, son nuestras maletas, el señor no me cae bien así que no le doy propina. Vuelven a llamar a la puerta, nos traen los regalos de recién casados, nos habíamos olvidado que estábamos de “luna de miel” (Mario había añadido esto en nuestra reserva aunque no era verdad). Nos traen una cesta de fruta, una botella de tequila, la invitación a una cena de honeymooners y una banda para poner en la puerta.


Tenemos muchísima hambre, son las 8 de la tarde en México pero en España son las 3 de la mañana, así que nos vamos a ver qué nos ofrecen. Llegamos al lobby del Riviera y exploramos. El primer restaurante que encontramos es el Ribs and More, parrillada americana, para dentro. Pedimos unas alitas picantes de primero y de segundo entrecot y pollo a la parrilla.


Buenísimo todo. La atención de nuestro camarero impecable. Con el buche lleno nos vamos a la habitación, son ya las 4 de la mañana para nosotros y llevamos más de 22 horas despiertos. Llegamos a la habitación y caemos en coma. Pobres ilusos, no sabíamos que el Jet Lag haría de las suyas pocas horas más tarde.
[align=justify]
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Preparación y primer día



Etapa: Segundo día, conociendo el entorno  -  Localización:  Mexico Mexico
Fecha creación: 05/04/2017 16:23  
Compartir: 
Compartir:
En la última entrada nos quedamos con nosotros en coma tras un larguísimo día de viaje, y como ya os adelanté, el jet lag haría de las suyas pronto. A las 3 de la mañana hora mexicana (10 hora española) me despierto. Al ver la hora no me lo puedo creer, estoy súper cansada pero no soy capaz de dormir. Me quedo en la cama dando vueltas y hablando por el whatsapp (me he dado por vencida, no voy a dormir más), y al cabo de una hora se despierta Iago. Como hasta las 7 no abren los buffets para ir a desayunar, decidimos hacer algo de tiempo y a eso de las 5 y media nos vamos a la playa del hotel a ver el amanecer. ¡Qué espectáculo! Precioso, no os lo podéis perder.


Damos unas vueltas por la playa y cuando ya ha salido el sol y tenemos fotos suficientes, nos vamos al buffet. Estamos allí antes de que abra, somos unos ansiosos y tenemos hambre.

Nos abren la puerta y pasamos. No me lo esperaba tan grande, tardo más de 5 minutos en recorrer todo el buffet para ver qué hay. Bollería, fruta, desayunos mexicanos, burritos, fajitas, gallo pinto, huevos revueltos, huevos cocidos, huevos fritos, huevos de todas las maneras, bacon, fiambre, helados, cereales, zumos naturales, batidos, y un larguísimo etcétera. Tras darnos un súper atracón volvemos a la habitación a ponernos los bañadores y coger las toallas para explorar las piscinas.

Nos vamos a la piscina del Riviera (más tranquila que la del Kantenah, ya que en ésta última está la zona de niños), son menos de las 9 de la mañana. Nos acomodamos en unas tumbonas y vamos a explorar la zona. Hay una piscina de adultos pasando un puente y una piscina para todos los públicos con un bar en medio, esta es la nuestra.


Viene una animadora a decirnos que hay aqua spinning o algo así, yo paso, pero Iago se apunta a todo, así que voy con mi cóctel a animar. Hay unos chicos cántabros muy majos con los que rápidamente hacemos migas (el norte con el norte pega muy bien) y nos echamos unas risas con la animadora que es de nuestra edad, yo sigo con mis cócteles (cóctel Riviera Maya para ser más específicos).

Entre risas y cócteles estamos bastante animados y tenemos hambre, ya es la 1 y media, así que decidimos irnos al buffet de la comida. Es igualmente gigante, aunque un poco menos que el del desayuno. Muchísima variedad, hamburguesas, pizzas (buenísimas), pasta, sopas, ensaladas, marisco, verdura, pescado, carne, postres varios, de todo. Segundo atracón del día. Decidimos ir a cambiarnos a la habitación para irnos a Playa del Carmen. Avisamos a Ari y Carlos, a los cuales aún no hemos conocido en persona, y quedamos en el lobby del Riviera con ellos y con otra pareja que conocimos en el bus de Pullmantur.

Quedamos a las 4 y media en el lobby y salimos a por la van. Las vans o colectivos en la Riviera Maya son súper seguras, no os dejéis guiar por lo que os digan las agencias o los hoteles, siempre van a querer pediros un taxi o que os vayáis en el transporte de la agencia ($$$$). Las vans son furgonetas tipo minibús que se paran con la mano, van súper rápido y son muy baratas, unos 20 pesos por trayecto (1€). Nos subimos y le decimos al conductor que queremos ir a playa del Carmen (tienes que avisar de dónde quieres bajar o se pasarán tu parada).

Nos quedamos atónitos con la forma de conducir de esta gente, no respetan los límites de velocidad para nada y se roban los pasajeros unos a otros (el primero en llegar se los lleva). Llegamos a playa del Carmen y le preguntamos al conductor dónde nos bajamos y hacia dónde tenemos que ir. Estamos a unas cuatro calles de la Quinta Avenida, la calle principal de Playa del Carmen. Paramos en una casa de cambio para que la otra pareja cambie sus € por pesos y llegamos a la Quinta Avenida. Está llena de tiendas de souvenirs, de ropa, de marcas varias, de restaurantes, de todo.

Nos damos una vuelta entrando en algunas tiendas y farmacias (buscamos el repelente biodegradable y una crema de SPF50), y hemos llegado a la plaza donde los voladores hacen su función, así que nos vamos a quedar aquí un rato a ver qué tal. Comienza el espectáculo, música y los voladores se preparan. Es todo un entretenimiento, los voladores suben al palo sujetos sólo con una cuerda y empiezan a dar vueltas, se enroscan la cuerda y de repente se tiran al vacío, dando vueltas con la cuerda mientras el que se queda arriba empieza a girar el palo, no sé cómo no se marean. Sacamos fotos, hacemos vídeos, tenemos todo registrado para la posteridad.


Podemos seguir nuestro camino. Encontramos una farmacia barata, así que aquí compramos el repelente y el SPF. Ya está bien por hoy, volvemos a por la van. Si fuera por mí no la encontraríamos, menos mal que Iago tiene una súper orientación.

Este conductor es más agresivo incluso que el anterior, voy en tensión, todos vamos en tensión. Llegamos al Palladium y tenemos que decidir dónde cenar. Vamos a la habitación a dejar los bártulos y quedamos en media hora en el lobby. El restaurante elegido es el italiano. Hay que esperar media hora y nos dan un busca, así que nos vamos a por un cóctel al lobby. Vibra el busca, allá vamos. Yo tengo muchísimo frío (y sueño), se pasan tres pueblos con el aire acondicionado. Pedimos lasaña para mí, langosta para Iago y los demás piden pasta, pizza y algo de carne. Bastante flojo. El Ribs and More va ganando.


Terminamos de cenar y cada mochuelo a su olivo. Mañana será otro día. Nos vamos de excursión a Chichén-Itza, Cenote Il-Kil, Ek Balam y veremos también una aldea maya. Nos vamos a dormir, mañana será un día largo.
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Segundo día, conociendo el entorno



Etapa: Tercer día, excursiones Chichén-Itza, cenote Il-Kil, Ek Balam  -  Localización:  Mexico Mexico
Fecha creación: 05/04/2017 16:28  
Compartir: 
Compartir:
El jet lag vuelve a la carga, pero hoy no nos importa porque tenemos una excursión importante y nos vienen a recoger a las 6AM al hotel. Así que a las 5 estamos en pie para preparar todo e ir a desayunar algo al lobby ya que los buffets están cerrados todavía.

La excursión de hoy es Chichén-Itza, Cenote Il-Kil, Ek Balam y veremos también una aldea maya. La hemos contratado con el guía Andrés de la Mora, que tiene unas referencias muy buenas en el foro losviajeros.com. A finales de junio me puse en contacto con él por mail y me pasó toda la información de sus excursiones. El precio de esta es de 1150 pesos por persona, unos 60€ aproximadamente. Nos explica que no sólo nos ofrecen el transporte si no que son guías acreditados por el gobierno mexicano y que en todas las excursiones vamos a llevar un guía y un chófer. A esta excursión iremos con Ari y Carlos, y más gente que conoceremos en el autobús. No recuerdo cómo se llama nuestro guía pero el chófer es el hermano de Andrés.

A las 6AM llega el minibús (parece que lo han comprado ayer mismo, impecable), metemos las aguas y los refrescos en la neverita del maletero (todo un acierto) y nos sentamos dentro al rico aire acondicionado, casi no ha salido el sol y ya hace un calor agobiante. Del hotel viajamos directo a Chichén para llegar antes que los grupos grandes y tener menos calor que al medio día, haciendo una parada técnica para baños y demás a medio camino. Esta parada la hacemos en una tienda que tiene convenio con Andrés y su grupo, imagino que de todo lo que compremos ellos se llevan una comisión. Tienen de todo pero los precios son bastante elevados y nosotros no necesitamos nada, ya hemos desayunado y los souvenirs queremos comprarlos dentro de Chichén.

Llegamos a Chichén-Itza a eso de las 9 y tras una breve explicación de lo que vamos a hacer dentro, compra de entradas y demás, procedemos a entrar en el recinto. Hace mucho calor pero es soportable. Nuestro guía nos explica todo lo relacionado con los mayas y para qué servía cada templo a medida que pasamos por delante. Durante el viaje en autobús ha estado hablando cerca de una hora sobre todo esto y yo ya estoy un poco saturada la verdad, así que no le hago mucho caso y me dedico a sacar fotos y observar todo lo que me rodea, que es una pasada.


Chichén Itzá es, sin duda, la ciudad maya más famosa del mundo. Ubicada en el estado de Yucatán, a 128 km de Mérida en dirección a Cancún, recibe más de un millón de turistas cada año, lo que la convierte en la segunda zona arqueológica más visitada de México, después de Teotihuacan.

Fue fundada por grupos mayas entre los años 325 y 550 de nuestra era. Alrededor del año 800, los toltecas invadieron la zona, provocando la fusión de las dos culturas. Así, la ciudad alcanzó su máximo esplendor y llegó a ser la más poderosa de la Península de Yucatán a principios del siglo XII. Fue entonces cuando se construyeron los edificios que se conservan hasta ahora, como El Castillo o el Juego de Pelota. De dicha influencia surgió el culto por Kukulcán, la serpiente emplumada que entre toltecas y aztecas llevaba el nombre de Quetzalcóatl. No obstante, menos de medio siglo después de su época de mayor esplendor, una guerra civil acabó con la urbe.

En 1988, la UNESCO designó a Chichén Itzá Patrimonio Cultural de la Humanidad. En 2007 se convirtió en una de las 7 Nuevas Maravillas del Mundo, de acuerdo con una votación internacional organizada por la empresa privada New World Corporation, y en la que participaron más de cien millones de personas.

www.mexicodesconocido.... -itza.html


Después de hora y media de explicaciones, para mi gusto demasiado técnicas y aburridas (no me malinterpretéis, me interesa muchísimo la cultura, pero creo que hay formas y formas de explicarla), nos deja tan sólo media hora para hacer las compras y tiempo libre. Esto me cabrea bastante ya que nos habían dicho que tendríamos más tiempo y ahora nos toca correr y regatear con los vendedores con prisas, pero bueno, no nos queda otra así que vamos a ello. (Recomendación: haced todas vuestras compras de souvenirs aquí, ya que es el sitio más barato que vais a encontrar, en el resto de recintos de ruinas y demás, los precios son mucho más altos. ¡Regatead a muerte!)

Nos damos una vuelta de reconocimiento y empezamos. “¿Cuánto pide por esto?” “1000 pesos.” “Uff qué caro, le doy 400.” “No, que yo con eso no gano nada, 800 pesos que para usted no son nada.” Y así todo el rato hasta que conseguimos lo que queremos al precio que queremos. No os dejéis engañar, saben que sois turistas y que tenéis más o menos dinero, al fin y al cabo estáis al otro lado del mundo, así que van a intentar sacaros el máximo posible. Lo ideal es darles la mitad de lo que piden al principio. Nosotros de primeras les ofrecíamos el 30-40% de lo que nos pedían y aunque muchos se ofenden, si insistes y no te rindes al final acaban dándotelo al precio que quieres, aunque no siempre. En esta media hora conseguimos un calendario maya, una calavera, 5 imanes y dos llaveros. No sé lo que nos cuesta cada cosa pero sé que si hubiéramos tenido más tiempo habríamos conseguido mejores precios y más cosas. Pero bueno, ya es hora de subir al autobús. En el bus nos dan nuestro calendario maya (otro, este personalizado con la fecha de nuestro aniversario y en papel) hecho a mano.


Toca poner rumbo al cenote Il-Kil. Este cenote fue en la época prehispánica parte de los límites de Chichen ya que se encuentra a tan solo 3 kilómetros de la zona arqueológica de Chichén Itza. La mayoría de touroperadores incluyen en la visita de Chichen Itza la entrada a este cenote por su cercanía y por lo conocido que es, ya que sirvió como sede para los premios Red Bull Cliff Diving, en los que saltaban desde lo alto del cenote (el agua se encuentra a unos 30 metros de la superficie y la profundidad es de aproximadamente 45 metros) llegando a alcanzar los 85km/hora en el salto.

Antes de entrar al cenote vamos a comer al buffet que hay aquí y que tenemos incluido en la excursión. La comida incluye un poco de todo, pollo, carne de res (ternera), pescado, arroz, pasta, tortillas de maíz, salsas MUY picantes, pan y postre. La bebida la pagamos a parte (20 pesos creo recordar). Una vez llenos nos dirigimos a la entrada del cenote, tenemos 1 hora.

Vamos a las taquillas a dejar las cosas (previo pago, la cogimos entre 3 parejas), nos cambiamos en los vestuarios, nos duchamos (es obligatorio, ya que no se puede llevar ningún tipo de crema ni repelente, tienen que ser biodegradables comprados allí en México) y bajamos. También se pueden alquilar chalecos salvavidas para quien quiera. Mi recomendación es que si tenéis poca forma física lo alquiléis porque yo después me arrepentí. El agua es muy dulce y por lo tanto el índice de flotabilidad es muy bajo, hay que hacer mucho esfuerzo por mantenerse a flote y no hundirse, y acabé súper cansada. Para bajar hasta nivel del agua se baja unos 25 metros por unos escalones muy seguros, se puede bajar con chanclas o escarpines, o descalzos. El agua está cristalina y limpia. A nivel del agua hay una plataforma de unos 5 metros para saltar al agua, parece poco pero impresiona. La experiencia es muy buena, acabamos cansadísimos pero ha valido la pena, nos lo hemos pasado estupendamente.


Particularidad: Se sabe que varios objetos mayas de sacrificio, piezas de oro, jade, cerámica, incienso e incluso restos humanos fueron recuperados del pozo entre 1904 y 1910.

Cansados de nadar y saltar nos vamos a los vestuarios a cambiarnos y ducharnos y nos vamos al bus a que vengan todos. De ahí continuamos durante 1 hora hasta llegar a Ek Balam, que es una zona arqueológica más pequeña pero igual o más impresionante, ya que está rodeado de selva. De camino paramos en un supermercado para comprar comida o regalos para la familia maya que vamos a visitar, nosotros les hemos traído unos rotuladores y libretas desde España para los niños. Paramos en la casa de la familia y nos enseñan cómo viven, en qué trabajan, su casa, sus costumbres. Me siento un poco como si estuviera invadiendo su intimidad, los noto un poco obligados a atendernos, y un poco cohibidos, no hablan muy bien el español, hablan maya. Les damos la comida y los regalos que agradecen mucho y nos vamos a Ek Balam.

Es impresionante. Selva y más selva alrededor. Es todo verde. No se parece en nada a Chichén-Itza, me gusta más. Se mantiene salvaje y le da mucha más sensación de realidad. Se puede entrar y subir a casi todos los templos. Nos dirigimos a la pirámide, que al contrario de la de Chichén, esta sí se puede subir. Es altísima y da vértigo, pero allá vamos, que no se diga. Las vistas desde arriba no tienen precio, me quedaría aquí arriba para siempre, en parte porque me da miedo bajar que los escalones son muy altos.


Aquí estamos sólo 1 hora, ya son las 4 de la tarde y las ruinas cierran, así que nos vamos al autobús para poner rumbo al hotel ya que nos quedan 2 ó 3 horas de camino. Una vez en el autobús, nuestro guía pregunta si preferimos película o música, como estamos todos rendidos elegimos la música. A los 15 minutos está todo el autobús durmiendo. A eso de las 7 de la tarde llegamos al hotel por fin. Ha sido un día larguísimo pero aún nos queda la cena de Honeymooners a las 9 y ya hemos confirmado asistencia así que nos duchamos, nos ponemos guapos y allá vamos.

Llegamos un poco tarde, nos hemos quedado dormidos. Pero no pasa nada, nos dan el cóctel de bienvenida (súper rico) y nos acercan a nuestra mesa. Nos traen el primer plato, ensalada de salmón, no nos gusta ni la ensalada ni el salmón, somos así de raros, pero hacemos el esfuerzo y nos comemos un poquito. Siguiente plato, crema de bacalao con hinojo, lo siento pero tampoco es mi favorito. El aperitivo, sorbete de limón, rico. Llega el plato principal y la razón de haber venido, delicioso corte de carne de res con queso de cabra y reducción de Oporto, somos carnívoros y este plato está riquísimo. Por último el postre, ternura de chocolate, a Iago le encanta y se come el suyo y parte del mío. La conclusión que hacemos es que podíamos haber ido a otro temático que lo hubiéramos disfrutado más, pero por hacer la gracia de honeymooners no ha estado mal.

Aunque estamos cansados, hoy llegan Lorena y Miguel, así que tras la cena (en la que también estaban Ari y Carlos, que sí que eran honeymooners de verdad), nos vamos a la discoteca a conocernos. Estamos hasta las 2 de la mañana tomando cócteles Riviera Maya (ya os pondré los ingredientes porque es el cóctel más rico del mundo), bailando y hablando. Nos vamos cada mochuelo a su olivo que hoy ha sido un día muy largo. Mañana toca día de relax y hemos quedado en ir todos a la playa del hotel a ver si vemos alguna tortuga.

Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Tercer día, excursiones Chichén-Itza, cenote Il-Kil, Ek Balam

Etapas 1 a 3,  total 9
 1  2  3  siguiente siguiente



Votaciones al diario
Mes Puntos Votos Media
Actual 8 2
Anterior 0 0
Total 79 17
Votos
0 Votos
2 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar este diario debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 238 Visitas mes actual: 194 Total visitas: 4472

  Últimos comentarios al diario  Siete días en el Paraíso: Riviera Maya
Total comentarios 5  Visualizar todos los comentarios

LANENA69  LANENA69  06/04/2017 12:40   
Yo estuve hace unos 15 años en algunas zonas que vosotros y en el mismo hotel,que es una pasada,me encantaría volver.Saludos

marimerpa  marimerpa  07/04/2017 16:37   
Oh, qué bonito diario! Lo leo con mucha atención, que nos estamos planteando Riviera Maya para este septiembre. Saludos y 5 estrellas.

peloto5  peloto5  08/04/2017 17:33
Bonita aventura. Me la apunto

gaca16  gaca16  12/04/2017 08:50   
me ha encatado leer tu diario, vamos en agosto por primera vez y me apunto muchos de tus consejos, gracias por compartirlo!! Sonriente

niness  niness  17/04/2017 17:49   
Me ha encantado tu diario, y me alegro que hayas disfrutado de ese paraiso mexicano. Un saludo

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN EL DIARIO

Registrate AQUÍ
Volver arriba

Foros de Viajes
Hotel Tema: Complejo Hoteles Palladium en Riviera Maya - México
Foro Riviera Maya, Cancún y Caribe Mexicano Foro Riviera Maya, Cancún y Caribe Mexicano: Foro de viajes de Rivera Maya, Cancún, Playa del Carmen, Tulum, Xcaret... Compartir experiencias sobre sus playas, excursiones, hoteles, ruinas arqueológicas de la península del Yucatán, Chitchen Itza, Cobá, Tulum... informacion general, principales atractivos turísticos y contactar con otros viajeros.
Ultimos 5 Mensajes de 1563
991291 Lecturas
AutorMensaje
anmovasa
anmovasa
Willy Fog
Willy Fog
Jun 08, 2012
Mensajes: 11232

Fecha: Mie Oct 18, 2017 03:37 pm    Título: Re: Complejo Hoteles Palladium en Riviera Maya - México

Pues yo me alegro muchísimo de que lo pasaseis tan requeté bien....salvo ponerse malita la peque Trist .....pero bueno , por lo menos había medico...ahora a ver el seguro.

Siempre digo que es volver y ya estas pensando en volver ! Mr. Green llamame ansias ... Avergonzado ....es asi que le vamos hacer....
La cuestión es que un viaje inolvidable y difícil de superar y mira ya podemos poner otra estrellita en el mapa y ...prueba superada ! Baja

Bienvenidos todosssss !! Amistad Aplauso
BlancoRojo
BlancoRojo
Travel Adict
Travel Adict
Jul 25, 2012
Mensajes: 29

Fecha: Mie Oct 18, 2017 04:25 pm    Título: Re: Complejo Hoteles Palladium en Riviera Maya - México

¿Sabes si se paga ya el impuesto de saneamiento ambiental?
Rulo3680
Rulo3680
Silver Traveller
Silver Traveller
Mar 24, 2017
Mensajes: 23

Fecha: Jue Oct 19, 2017 01:43 pm    Título: Re: Complejo Hoteles Palladium en Riviera Maya - México

Nosotros estuvimos una semana y el show de Michael Jackson no lo hicieron, aun que los que hubo fueron una pasada. también comentar que compramos algunos recuerdos en los puestos que hay dentro del hotel, que aunque son mas caros, no podíamos ya desplazarnos y los compramos allí y regateamos bastante y creo que sacamos buenos precios
Charlie007
Charlie007
New Traveller
New Traveller
Oct 11, 2017
Mensajes: 4

Fecha: Vie Oct 20, 2017 01:49 am    Título: Re: Complejo Hoteles Palladium en Riviera Maya - México

Mucho nos queda,en mi caso 29/7 Confundido
pichita
pichita
Super Expert
Super Expert
Sep 07, 2010
Mensajes: 364

Fecha: Vie Oct 20, 2017 12:53 pm    Título: Re: Complejo Hoteles Palladium en Riviera Maya - México

hola que tal !!!

pregunta para los gurus de palladium .

despues de tantos viajes a palladium riviera nunca me fije en si las mayan suites (kantenah ) , son familiares o de pareja ?? . mas que nada por que si fuese asin , miraria de pillar una para mi peke !!! siempre y cuando el precio lo permita visto lo visto de este año el como estan los precios .....ya lo tengo contratado (mario ) pero siempre hay tiempo de modificar la reserva.

saludos anticipados !!! Guiño
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ




All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Google + Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad