Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


NAVARRA en 10 días. -Diarios de Viajes de España- Artemisa23
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace

Diario: NAVARRA en 10 días.  -  Localización:  España  España
Descripción: Recorrido de 10 días por Navarra y alguna incursión en La Rioja, Aragón y Francia.
Autor:    Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:


Etapas 1 a 3,  total 10
 1  2  3  4  siguiente siguiente



Etapa: SIERRA CEBOLLERA (LA RIOJA) – PUENTE LA REINA – PAMPLONA DE NOCHE.  -  Localización:  España España
Fecha creación: 01/10/2013 17:14  
Compartir: 
Compartir:
Navarra era la única Comunidad Autónoma que nos quedaba por visitar, así que a la hora de planificar las vacaciones de 2013 decidí rectificar este olvido imperdonable y dedicar unos días de verano para conocer al menos un poquito algunos de sus lugares más destacados.

Recopilando información (me llamó la atención el poco movimiento que existe en el hilo dedicado a Navarra en el foro), me di cuenta de que el recorrido no iba a ser fácil de preparar, dado que los sitios interesantes para ver eran muchos y muy variados, y no solo en la propia Navarra sino también en lugares cercanos de Aragón, La Rioja e incluso Francia. Me resultó muy útil la “Ruta de los paisajes de Navarra, Agua y Miradores”, que aparece en la página web de turismo navarro (www.turismo.navarra.es). Después de darle muchas vueltas, diseñé un primer itinerario de diez días que luego sufrió alteraciones sobre la marcha, pues casi siempre resulta imposible abarcar todo lo que se pretende en un primer momento.

Como somos dos adultos viajando en nuestro coche, normalmente preferimos realizar rutas tipo tour, es decir, alojándonos según hacemos camino, sin establecer una base. Lo de retroceder lo andado no suele gustarme demasiado, especialmente en sitios de montaña, donde los kilómetros cunden mucho menos que el tiempo empleado en recorrerlos con la necesaria tranquilidad. Naturalmente, esto va en gustos y la decisión depende de cada cual.

La fecha elegida para el viaje fue finales de julio/principios de agosto. Llevábamos los hoteles reservados y lo cierto es que me alegré porque en algunos puntos no hay demasiado alojamiento y puede ser problemático encontrarlo sobre la marcha. Abundan, eso sí, las casas rurales, que pueden interesar a grupos de personas o familias con niños.

Este fue el recorrido que hicimos, teniendo en consideración solamente los recorridos propiamente de vacaciones, porque los de ida y vuelta desde el punto de origen (Madrid, en nuestro caso), no interesan a los residentes en otros lugares.

Tal como dice el título de esta etapa, el 1er. día fue:

SIERRA CEBOLLERA (LA RIOJA) - PUENTE LA REINA - PAMPLONA DE NOCHE.
Recorrido aproximado: 135 Km

Como teníamos que pasar por las inmediaciones, aprovechamos para visitar un paraje del que habíamos oído hablar muy bien: la Sierra Cebollera, en el sur la Rioja, muy cerca del límite con la provincia de Soria. Nos interesaba la excursión a las cascadas de Puente Ra. Para ello, hay que ir hasta Villoslada de Cameros, donde habíamos previsto comprar unos bocadillos para tomarlos durante la marcha, pero como no vimos ninguna tienda abierta, decidimos comer en el restaurante de un hostal que hay según se llega al pueblo, junto al puente. La comida estuvo bien y a buen precio (muy ricos los calabacines rellenos de marisco), aunque demasiado copiosa para la caminata que nos esperaba.

Villoslada de Cameros:




Después de dar un paseo por el bonito pueblo, avanzamos unos kilómetros en el coche hasta la ermita de Lomos de Orios, donde comienzan los senderos a pie. Hay varias rutas según las ganas y el tiempo disponible, de las que informan en el Centro de Interpretación de la Naturaleza, que está justamente donde empieza la pista hacia la Ermita. A la hora de la comida estaba cerrado, pero habíamos sacado previamente las rutas por internet y elegimos una circular de 6,6 Km., unas dos horas recorriendo el bosque y la senda hacia las cascadas. Si sólo se quiere ver las cascadas, se puede hacer una ruta más cómoda, de ida y vuelta, que ahorra tiempo y la subida y bajada de unos buenos repechos.

Majada de las Deseadas:


Aunque hacía fresquito y el cielo estaba emborronado por nubarrones negros que amenazaban tormenta, apenas cayeron unas gotas y pudimos ver las cascadas en toda su belleza, aunque quizás sin la luz necesaria para que las fotos reflejen fielmente el bonito paraje.







De Villoslada de Cameros hasta Logroño, atravesando el valle de Iregua por la carretera N-111 se contempla un paisaje muy pintoresco, con formaciones rocosas de lo más fotogénicas.


A partir de Logroño, tomamos la autopista A-12 hacia Pamplona, aunque antes de llegar a la capital navarra paramos en PUENTE LA REINA para hacer una corta visita. Era sábado por la tarde y estaban de fiestas, con lo cual la localidad se veía muy animada, y hasta pudimos presenciar una especie de tamborrada en la plaza Julián Mena, que estaba hasta los topes de gente. La importancia de esta población proviene del siglo XI, cuando se convirtió en lugar de paso obligado en el Camino de Santiago ya que los peregrinos tienen que pasar por su calle Mayor, que desemboca en uno de los puentes más emblemáticos de toda la ruta jacobea. El puente medieval sobre el río Arga nos deleitó con unas preciosas vistas al atardecer:





A Pamplona llegamos ya de noche. Nos alojamos en el hotel Maisonnave, una oferta con muy buen precio considerando sus merecidas 4 estrellas; está en el mismo centro, en una calle con tráfico restringido y sin bares, lo cual constituyó una mezcla perfecta para la visita, la cena (fuera del hotel, así que de eso no opino) y el posterior descanso. Dejamos el coche en un aparcamiento municipal cercano y nos dispusimos a experimentar uno de los placeres que nos habían recomendado en Pamplona: sus pintxos. Y tanto que fue un placer: riquísimos, muy variados (tortillas de todo tipo, ensaladillas, bacalao, mariscos, quesos, embutidos…) y a un precio excelente. Vamos, que te pones hasta los codos sin que se resienta el bolsillo. Podría aconsejar el bar en el que estuvimos en la Calle Mercaderes, pero hay tantos y con tan buena pinta por las inmediaciones de la Plaza del Castillo (calles Estafeta, San Nicolás…) que estoy convencida de que en cualquiera hubiésemos quedado igualmente satisfechos. Y con el estómago bien contento, dimos una vuelta por el casco antiguo, con muy buen ambiente al ser sábado.

Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: SIERRA CEBOLLERA (LA RIOJA) – PUENTE LA REINA – PAMPLONA DE NOCHE.



Etapa: PAMPLONA DE DÍA – IRIBAS – SAN MIGUEL DE ARALAR – ESTELLA DE NOCHE  -  Localización:  España España
Fecha creación: 01/10/2013 18:34  
Compartir: 
Compartir:
Día 2. Recorrido de 112 Km. aproximadamente.

La mañana la dedicamos a visitar el casco histórico de PAMPLONA. El día se presentaba estupendo de sol y con muy buena temperatura. Era domingo y muy temprano, así que aún no había demasiada gente por las calles. Pasamos por la plaza del Ayuntamiento, donde se lanza el famoso chupinazo, realmente llamativo el edificio consistorial:


Fuimos a la plaza del Castillo, auténtica plaza mayor de la capital navarra, con su quiosco de música en el centro, sus soportales y sus bellos edificios:





Allí se encuentra el Café Iruña, adonde fuimos a desayunar. Fundado en 1888, conserva su decoración original. Me gustan mucho los cafés clásicos, como éste. Si no se desea, no hace falta tomar consumición para echar un vistazo y hacer un par de fotos, pero el croisant a mi me sabe especial en lugares como éste.


Después, un agradable paseo por las zonas típicas de turisteo en el casco antiguo: hicimos el recorrido de los encierros, pasando por la famosa calle Estafeta hasta la Plaza de Toros, rodeándola. Desde allí fuimos hasta el Parque de la Media Luna y, de vuelta, recorrimos la muralla por la ronda del Obispo Barbazán, desde el Palacio Arzobispal hasta el baluarte del Redín con el Mirador del Caballo Blanco y el Mesón del mismo nombre.


Buenas vistas sobre la parte norte de la ciudad y el río Arga, aunque realmente el río se ve poco por la gran cantidad de arboleda que rodea el curso de sus aguas. El panorama abarca un muy amplio horizonte, aunque en mi opinión quizás pierde un poco de encanto porque la edificación que se contempla es casi toda de moderna, un tanto anodina
.


También vimos la Catedral de Santa María, construida en los siglos XIV y XV, que cuenta con un templo gótico de tres naves tras una fachada neoclásica, aunque no pudimos ver el claustro. Me llamó la atención lo bien conservada que está por dentro, con la pintura impecable, supongo que habrá sido restaurada no hace mucho.




Seguimos pateando la zona centro, con sus plazas y callejuelas (es muy conveniente pedir un plano turístico en la Oficina de Turismo o descargarlo por internet), y llegamos hasta el Parque de la Taconera, no demasiado grande, pero tiene mucho encanto asomarse a las murallas desde el Portal Nuevo, ver el monumento a Gayarre y el pequeño zoo, donde conviven ciervos y aves. Dos días después vimos en un periódico una foto de los pobres ciervos metidos en el estanque de los patos, desesperados por el tremendo calor.




Dejamos Pamplona, contemplando por fin el río Arga de cerca y disfrutando de una bonita vista de la ciudad.


Tomamos la N-240a y luego la A-15 dirección San Sebastián y pasado del Puerto de Azpirotz hicimos un cambio de sentido, parando en el Mirador de Azpirotz, que cuenta con una especie de balcón suspendido desde el que se aprecian estas bonitas vistas.


Poco más adelante, nos desviamos a la derecha para tomar la carretera NA-130, para ir por Lekumberri hacia Iribas, donde teníamos pensado hacer el recorrido hasta los nacederos de los ríos Larraun y Ertzilla. Nos encontramos con que el pueblo, muy bonito pero muy pequeño, no tenía donde comprar unos simples bocadillos, con lo cual tuvimos que deshacer el camino andado (unos 5 Km) hasta Lekumberri, donde sí encontramos varios bares y restaurantes para avituallarnos y muy bien, por cierto. Buen sitio para comer si estáis por la zona. Sin embargo, el tiempo que perdimos en estas idas y vueltas fue esencial para que luego se nos complicase el recorrido previsto.

Iribas:


Hay un sendero circular hasta los nacederos que sale justamente desde la entrada al pueblo a la izquierda, cuya duración es de una hora o eso pone en los carteles porque en realidad lleva más de hora y media el hacerlo completo. También se puede ir por una pista, pero no ahorra tiempo, así que es más bonito y recomendable tomar el sendero a través del bosque, sobre todo con sol y calor como era el caso, pues se disfruta de una reconfortante sombra. El nacedero del río Larraún, Besakaitz no parecía nada especial. El río aparece y desaparece en varios tramos y pasamos junto a la llamada sima de Lezagalde. Por último, se llega a la cascada que forma el nacedero del río Ertzilla al caer sus aguas por una pared vertical, se llama Aitzarrateta, y es bastante bonita aunque ya estuviera un poco mermada en su caudal por el paso del verano.


Teníamos previsto ir a la cueva de Mendukilu, que está en Astiz, a escasos 9 Km, pero con el lío de los bocadillos se nos había hecho tarde y no llegábamos a la hora de la reserva, así que decidimos relajarnos y comer los bocatas tranquilamente junto al nacedero. Una pena lo de la cueva. Otra vez será. Continuamos hasta San Miguel de Aralar por la NA-7510, una carretera con muy buen piso, pero empinada, estrecha y con muchas curvas, como era de esperar. Arriba, unas vistas espectaculares que alcanzan hasta Pamplona.





Pensamos entrar a visitar el Santuario, pero al final no lo hicimos. En vez de volver por el mismo sitio, tomamos una pista de hormigón que baja hasta la A-10 cerca de Arruezu, y que nos ahorró mucho tiempo y bastantes kilómetros. Estaba en perfectas condiciones, aunque en algunos tramos puede dar algo de vértigo; con mal tiempo no sé si sería muy aconsejable. Los paisajes, preciosos.




Pasamos el Puerto de Lizárraga y por la carretera NA-120 cruzamos la Sierra de Andía y llegamos hasta Estella, donde nos alojábamos esa noche. Sin embargo, seguimos adelante unos pocos kilómetros hasta Ayegui, donde se encuentra el Monasterio de Iratxe. Lamentablemente no pudimos visitarlo porque ya estaba cerrado, al igual que las famosas bodegas, pese a que ponía que su horario era hasta las 20:00 y apenas pasaban unos minutos de las 19:00. Sí pudimos ver la famosa fuente que da vino y agua al peregrino.


Poco antes de las 20:00 llegamos a nuestro hotel en Estella: el Tximista, en un lugar muy bonito, junto al río Ega, aprovechando una antigua fábrica de harina.



Después de descansar una horita, fuimos a cenar a centro de Estella. Nos perdimos (aún no entiendo cómo porque estábamos a diez minutos escasos caminando) y anduvimos lo que no está escrito a orillas del río hasta que por fin encontramos el camino correcto hacia el centro, con sus edificios emblemáticos ya iluminados. Terminamos cenando unas ricas tapas en la Plaza de los Fueros, en una terraza muy agradable.

Palacio de los Reyes de Navarra e Iglesia de San Pedro de la Rua al anochecer.

Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: PAMPLONA DE DÍA – IRIBAS – SAN MIGUEL DE ARALAR – ESTELLA DE NOCHE



Etapa: ESTELLA DE DIA – NACEDERO DEL UREDERRA – CERCO DE ARTAJONA – OLITE DE NOCHE.  -  Localización:  España España
Fecha creación: 01/10/2013 19:45  
Compartir: 
Compartir:
Día 3. Recorrido 107 Km. aproximadamente.

Lo peor de este día fue que era lunes, y los lunes cierra buena parte de los monumentos y museos de Navarra. Con lo cual no pudimos ver el Museo del Carlismo, ni hacer la visita que nos quedó pendiente el día anterior al Monasterio de Irache. Así que ojo con los lunes.

Después de desayunar increíblemente bien y barato junto a la plaza de toros, en uno de los numerosos bares de la localidad, dimos un agradable paseo por Estella, población que creció a partir del Siglo XI por el paso de los peregrinos que se dirigían a Santiago de Compostela. Tiene bastantes edificios históricos y el recorrido más interesante comienza en la plaza de San Martín, con la fuente de los Chorros y el palacio de los Reyes de Navarra.


Una escalinata, a la derecha, conduce a la iglesia de San Pedro de la Rua; y a la izquierda sale una de las calles más bonitas de la población, la calle de la Rua.



Una de las fotos más bonitas se obtiene desde el puente de la Cárcel, sobre el río Ega, aunque curiosamente se trata de una construcción moderna sobre el antiguo puente románico que se perdió en 1873.




Sin dejar ese margen del río y siguiendo por la calle de Curtidores se llega hasta la Iglesia del Santo Sepulcro, de visita obligada, y en el camino se pasa por el Convento de Santo Domingo y la Iglesia de Santa María Jus del Castillo. Muy buenas las vistas desde allí.




Ya al otro lado del río, hay que visitar la Plaza de los Fueros, donde habíamos cenado la noche antes, y las calles Mayor y Calderería, también se puede subir hasta la iglesia de San Miguel para ver su interesante pórtico románico tardío.


Tras pasear por Estella, nos dirigimos a la sierra de Urbasa, a unos pocos kilómetros de Estella. Tomamos la carretera NA-718 y, pasado Zudaire, nada más coronar el Puerto de Urbasa, llegamos al llamado “Balcón de Pilatos”, un bonito mirador desde el que se ve a vista de pájaro el valle, sus pueblos, las paredes verticales que lo cierran y una parte del sendero que recorreríamos posteriormente en busca del nacedero del Urederra. El mirador no está en la misma carretera, hay que andar unos cien metros hasta el “precipicio”, así que hay que ir con ojo para no pasárselo. Estas son las vistas que se obtienen desde allí:




A continuación, retrocedimos hasta Baquedano, donde comienza la ruta al nacedero del Urederra. En sus calles no se puede aparcar (lo cual me parece estupendo), así que dejamos el coche en el aparcamiento municipal previo pago de no me acuerdo si fueron 2 o 3 euros. Desde allí, hay que caminar hasta el nacedero, pasando por el pueblecito, tan pequeño como bonito.




Respecto de la excursión, poco voy a decir porque sería un tanto repetitiva con mis adjetivos y merecería una etapa por sí misma, simplemente señalar que el recorrido junto al río es una auténtica maravilla y no dejas de preguntarte cómo es posible que el agua tenga ese color turquesa tan espectacular (me recordó al color del agua de los Lagos de Pilvitze en Croacia; naturalmente el paraje es mucho más pequeño, pero para compensar lo tenemos muchísimo más cerca). El camino es, por lo general, muy cómodo y lo puede hacer todo el mundo, salvo los tramos finales en que se complica un poco por la subida y las piedras, pero lo visto hasta entonces ya compensaría la visita a los menos aventureros. Dejo unas fotos que estoy segura animarán a más de uno a ver este incomparable lugar. No obstante, decir que el baño está prohibido en todo el parque y hay vallas de madera que impiden bajar a la orilla del río.





Por poner algún pero (muy pequeñito), la vegetación es tan densa que a veces cuesta trabajo distinguir el agua entre la hojarasca, lo cual en ocasiones dificulta las fotos, aunque otras veces las realza y proporciona imágenes sorprendentes, para enmarcar.






Llegar frente a la pared del nacedero es un poco más complicado porque hay que meterse en el agua y cruzar unas rocas con mucha precaución pues está resbaladizo y hay una buena caída; pero también se puede apreciar el salto de agua desde la distancia. La cascada estaba un poco menguada por ser verano, pero seguía siendo muy hermosa y, contemplándola y oyendo el rumor del agua, comimos nuestros bocatas.




]En esta zona se pueden hacer otras excursiones por la sierra, seguramente muy interesantes. Nos hubiera gustado subir, por ejemplo, al Balcón de Urbasa (que según nos dijeron no es el mirador del Balcón de Pilatos), para ver la cascada desde arriba, donde revolotean los buitres. Y también visitar otros nacederos en la vecina sierra de Andía, pero no nos daba tiempo; así que se quedaron para otra ocasión. Y es que volveremos, por lo menos esa intención tenemos.

Volvimos a pasar por Puente la Reina y fuimos hasta la peculiar iglesia de Santa María de Eunate, de misteriosos orígenes templarios y con una inusual planta octogonal. Lamentablemente sólo pudimos verla por fuera (lo que también merece la pena si se pasa cerca) ya que al ser lunes no se podía visitar, ¡dichosos lunes!.


De camino a Olite, pasamos por Artajona para ver el famoso Cerco medieval, conjunto amurallado del siglo XI, formado por 14 torreones cuadrados, unidos por un camino de ronda. Ya en la distancia su perfil atrae sin remedio. Los muros lucían realmente preciosos iluminados por el cálido sol vespertino.


No había absolutamente nadie, lo cual nos pareció increíble en pleno mes de julio y en un lugar tan sugerente como aquél. Rodeamos el Cerco a pie y desde el la muralla interior contemplamos el pueblo de Artajona y los campos de viñedos que abarcan el horizonte. Merece la pena verlo. En las inmediaciones también hay unos dólmenes, pero no fuimos.






Llegamos a Olite sobre las ocho de la tarde, previa travesía en coche por el centro de Tafalla, con curiosas construcciones de piedra. Nos alojábamos en el Palacio Viejo que actualmente es el Parador Nacional. Hay que tener cuidado al reservar porque sólo las habitaciones superiores están en el Palacio Viejo, las restantes están en un edificio moderno sin ningún interés artístico ni monumental; las del Palacio son algo más caras, lógicamente, pero es que si a las habitaciones del Palacio puedes encontrarle una explicación a su alto precio por estar ahí precisamente, a las otras, no tanto. Reconozco que fue un capricho, aprovechamos una oferta y aún así nos salió bastante caro para un establecimiento de tres estrellas, pero los Paradores Nacional son así y por una noche no nos íbamos a arruinar. El coche tuvimos que dejarlo en una zona de aparcamiento, fuera de las murallas.

Palacio Viejo:

Aparte de Pamplona, Olite fue el primer lugar donde vimos bastantes turistas, incluso por la noche. Olite ostenta el título de ciudad desde 1630, tiene un casco antiguo muy pequeño pero realmente precioso y la iluminación de sus dos plazas principales la de los Teobaldos (con el Palacio Viejo y la Iglesia de Santa María la Real) y la de Carlos III el Noble (con el Ayuntamiento, la pirámide de cristal, las galerías medievales y la entrada al Castillo) realzaba su encanto medieval. Curiosamente el castillo (Palacio Nuevo) no estaba iluminado aunque sí tiene muchos focos instalados. Había un andamio y estaban haciendo obras, quizás esto tuviera relación con la falta de iluminación. ¡Una lástima!

Teníamos la intención de cenar en la muy recomendada Casa Zanito, pero cerraba los lunes (¡vaya fastidio con los lunes), así que buscamos otro restaurante porque después de varios días de tapas y bocatas nos apetecía cenar algo más consistente y empezar a probar la auténtica gastronomía navarra de plato, cuchara y tenedor. Después de dar vueltas sin encontrar demasiada oferta porque ya era tarde, entramos en un restaurante de la plaza de los Teobaldos y, curiosamente, nos llevaron al comedor del Parador Nacional, ya que era el restaurante del Parador, que tiene acceso por el exterior, y no nos habíamos dado cuenta. La comida estaba muy buena, me gustó el bacalao al ajoarriero. El precio alrededor de los 30 euros por persona. Con otro paseíto nocturno por los alrededores terminó la jornada.



Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: ESTELLA DE DIA – NACEDERO DEL UREDERRA – CERCO DE ARTAJONA – OLITE DE NOCHE.

Etapas 1 a 3,  total 10
 1  2  3  4  siguiente siguiente



Votaciones al diario
Mes Puntos Votos Media
Actual 5 1
Anterior 5 1
Total 179 36
Votos
1 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar este diario debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 2750 Visitas mes actual: 1117 Total visitas: 97574

  Últimos comentarios al diario  NAVARRA en 10 días.
Total comentarios 18  Visualizar todos los comentarios

artemisa23  artemisa23  31/03/2015 18:20   
Muchas gracias, JunkyGirl. Me alegro que te haya servido. Seguro que os gustará la zona.

Sussar  Sussar  22/08/2016 23:16
Pero qué pueblos tan bonitos y qué parajes tengo cerca de casa!!!. Muy bien contado este viaje y unas fotos preciosas. Muchas gracias!!!. Me alegro un montón de que os haya gustado Navarra.

artemisa23  artemisa23  21/09/2016 19:46   
Muchas gracias, Sussar, por leer el diario y tus puntitos. Estoy deseando volver a Navarra y ver más lugares de allí. Y ese queso del Roncal! ¡Qué bueno!

Salodari  Salodari  16/04/2017 18:14   
¡Qué preciosidad de viaje! Muy buen diario, me lo guardo porque Navarra está en el tintero... y algún día tendrá que caer. Gracias por compartirlo. 5 *****

artemisa23  artemisa23  16/04/2017 20:33   
Muchas gracias, Salodari. Te recomiendo Navarra muy especialmente, es un destino estupendo que lo tiene todo: paisaje, monumentos, gastronomía... Y los alrededores son extraordinarios también. Yo tengo muchas ganas de volver.

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN EL DIARIO

Registrate AQUÍ
Volver arriba

Foros de Viajes
Region_Isla Tema: Viajar a Navarra: qué ver y visitar
Foro Pais Vasco, Navarra y Rioja Foro Pais Vasco, Navarra y Rioja: Foro de viajes al Pais Vasco -Euskadi-, Navarra y Rioja: , Bilbao, San Sebastián- Donosti, Vitoria, Pamplona, Logroño.
Ultimos 5 Mensajes de 786
446175 Lecturas
AutorMensaje
Juesma
Juesma
Experto
Experto
Ene 30, 2012
Mensajes: 103

Fecha: Dom Sep 17, 2017 04:42 pm    Título: Re: Viajar a Navarra: qué ver y visitar

Voy a visitar Navarra y quisiera visitar las georges de Kakuetta y la pasarela de Holtzarte. Las carreteras de acceso veo que son bastante estrechas, ¿ alguien puede aconsejarme, desde Ochagavía, por qué carretera hay menor dificultad?
GOAGOA
GOAGOA
Silver Traveller
Silver Traveller
Jul 21, 2015
Mensajes: 24

Fecha: Lun Oct 09, 2017 07:08 pm    Título: Re: Viajar a Navarra: qué ver y visitar

Hola,

Vamos a ir a Pamplona desde Valencia en el puente del Pilar y habiamos pensado hacer las siguientes excursiones:
- Dia 1: foz de lumbier, foz de arbaiun y Pamplona
- Dia 2: selva de Irati y Ochagavia
- Dia 3: nacedero del rio Urredera (sin reserva), Estella y Puente de la Reina
- Dia 4: Olite y vuelta a casa

Nos queda fuera Elizondo, cuervas de Urdax y Zugarramurdi, cambiariais algo para que nos de tiempo a verlo? Nos dejamos alguna cosa mas?

Somos mas de naturaleza que de monumentos.

Gracias,
Carol_Viajera
Carol_Viajera
Experto
Experto
Mar 27, 2011
Mensajes: 183

Fecha: Vie Oct 13, 2017 10:33 am    Título: Re: Viajar a Navarra: qué ver y visitar

GoaGoa!! Yo también soy de Valencia, y estoy pensando ir a principios de Noviembre a Pamplona, porque llevo años queriendo ver la selva de Irati en pleno otoño y lo voy posponiendo hasta ahora que quiero ir sí o sí jaja

Así que ya que estáis ahora por la zona, cualquier consejillo que podáis darnos genial. Sobretodo sobre la selva de Irati y dónde alojarnos para estar cerquita. Aunque me he puesto a buscar hoteles y madre mía... está todo a tope!!!

Buen viaje, ya nos contarás!! Muy feliz
GOAGOA
GOAGOA
Silver Traveller
Silver Traveller
Jul 21, 2015
Mensajes: 24

Fecha: Dom Oct 15, 2017 04:04 pm    Título: Re: Viajar a Navarra: qué ver y visitar

Hola Carol! Ya de vuelta el itinerario que hicimos nos quedo asi: - Dia 1: llegada a Pamplona a las 22.30. - Dia 2: Ruta por el nacedero del rio Urredera (pudimos entrar sin reserva estando alli a las 10), subida en coche al mirador y parada en Puente de la Reina. - Dia 3: Ruta hasta el pantano por el valle de irati entrando por Ochagavia, subida en coche al mirador de la Foz de Arbaiun y ruta corta por la Foz de Lumbier. - Dia 4: Ruta del suspiro en el Parque de Senorio de Bertiz (muy bonito y menos masificado que Irati), visita a las Cuevas de Urdax y Zugarramurdi. - Dia 5: Visita...  Leer más ...
Garindemontglane
Garindemontglane
Experto
Experto
Jul 22, 2014
Mensajes: 113

Fecha: Mie Oct 18, 2017 03:35 pm    Título: Re: Viajar a Navarra: qué ver y visitar

Está en el Pirineo, es lo que hay: los puertos de la Piedra de San Martín y el de Larrau. Resulta imposible hacer mejores carreteras sin destrozos tremendos.
De hecho, en invierno son puertos que suelen estar cerrados durante semanas por la nieve y las ventiscas, especialmente el de Larrau.

Yo iría por uno y volvería por el otro porque los paisajes son impresionantes, especialmente el de Larra en lo alto de La Piedra.
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ




All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Google + Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad