Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Foros de Viajes
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads
Diarios-Blogs Recién llegados de Rumanía: Experiencias
Foro de Europa del Este  Foro de Europa del Este: Foro de Europa del Este: Rep. Checa, Hungria, Polonia, Rumanía, Eslovaquia... Praga, Budapest, Varsovia, Cracovia, Bratislava, Bucarest.
Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7
Página 7 de 7 - Tema con 64 Mensajes y 10758 Lecturas
Último Mensaje Publicado:
Opiniones de los que han vuelto recientemente de Rumanía
Autor Mensaje
Enlaces Asunto: Re: Viajar a Rumanía: Dudas, que ver, rutas  Publicado: Responder citando

Dagolu
Dr. Livingstone

Dr. Livingstone
Registrado:
Sep 11, 2009

Mensajes: 9684

Votos: 0 👍
"Katabatic" Escribió:
Acabamos de llegar de pasar una semana en Rumania. Os relato brevemente la experiencia.

Rumania era nuestra primera opción de viaje de verano pero la descartamos a comienzos de agosto por el agravamiento de la situación covid en el país. Sustituimos el destino por Francia y Suiza. Sin embargo después de estar una semana por ambos países y comprobar el nulo cuidado de la población con respecto a la enfermedad y el agravamiento de la situación en España, concluimos que no corríamos más riesgo en Rumania que en cualquier otro país en el que hubiéramos estado, incluido el nuestro, por lo que retomamos el proyecto.

1-Situación Covid: volamos desde Alicante con Wizzair a Bucarest el día 16. Vuelo perfecto. Las medidas de seguridad dentro del avión una pantomima. Unos llevaban la mascarilla puesta otros no, la tripulación pasando de todo, y para colmo se ponen a vender comida y bebida a mitad del trayecto, y claro todo el mundo con la mascarilla fuera para tomarse el tentempié tan necesario en un vuelo de solo tres horas.
Dos días después de llegar a Bucarest, el día 18, las autoridades rumanas de forma totalmente irresponsable y sin previo aviso comunican a las 8 de la tarde que incluyen a varias regiones españolas en la lista amarilla que obliga a hacer cuarentana (no vale PCR). La medida entra en vigor 4 horas más tarde a las 12 de la noche. Resultado: todo el pasaje de un avión que había despegado de El Prat de BCN a las nueve de la noche es retenida en el aeropuerto por la policía y obligada a ponerse en cuarentena 14 días.
Ante el panorama, decidimos acortar el viaje previsto para 12 días y dejarlo en 7 cambiando el vuelo para la siguiente semana antes de que las autoridades rumanas volvieran a sacar un nuevo comunicado al lunes siguiente. No sé si hicimos bien o mal pero preferimos curarnos en salud.
La gente prácticamente va sin mascarillas por la calle. Únicamente en Brasov vimos un porcentaje más alto de población con mascarilla en espacios públicos. En Bucarest no la lleva nadie, pero es obligatoria en transportes públicos, y supermercados. Los restaurantes solo funcionan con terrazas exteriores, no sirven en el interior. A pesar de ser uno de los países más golpeados por el Covid este verano , la población rumana se lo toma con mucha calma y cero alarmismo. En Sibiu había conciertos, carreras de coches, y las terrazas estaban a reventar sin distancia ninguna entre las mesas y como si el Covid no existiera.

2- El viaje: Solo hemos visitado Bucarest y Transilvania, y hemos venido encantados. Alquilamos coche con AVIS y todo correcto, pero caro. Tuvimos ocasión de visitar los castillos de Peles y Bran, y la ciudadela de Rasnov antes de llegar en Brasov que es una ciudad encantadora. Además de visitar la ciudad nos acercamos al santuario de osos de Zarnesty a media hora de la ciudad. No es un zoo, sino un centro de recuperación de osos maltratados y recuperados de circos y espectáculos. Recomendable aunque la visita guiada en inglés-rumano se hace corta.
Desde Brasov hicimos la Transfagarasan. Para mí absolutamente imprescindible y espectacular. Recomiendo hacer noche en la propia ruta. Sobrecogedor si te pilla tormenta.
Los últimos días los dedicamos a Sighisoara y Sibiu. Dos ciudades preciosas que se ven rápido y por las que no te cansas de pasear.

La comida muy sabrosa y contundente. Precios más que asequibles. Comíamos en buenos restaurantes muy céntricos por 6-7 euros cada uno. Recomiendo probar los Kurtos que veréis en muchos puestos de la calle. Es una especie de masa de forma cilíndrica de diferentes sabores. También comprar algún queso en los miles de puestos que veréis desperdigados por la carretera. Para comer o cenar el Cara cu Bere es mejor reservar o te tocará esperar una media de 20 minutos. Siempre tiene mucha gente.
Me esperaba una conducción terrorífica pero quitando algún loco que siempre hay en todos lados, ha sido tranquila. Eso sí: mucha paciencia. Más de la que te puedas imaginar: tráfico infinito, y millones de kilómetros en obras. Retenciones kilométricas sobre todo en fin de semana. Es fácil que para hacer 100 kilómetros puedas estar 2 horas y media o 3.
La gente tremendamente amable y dispuesta a echarte una mano, y eso que no hemos visto prácticamente a ningún turista europeo. Algunos hablan o chapurrean español. El avión tanto de ida como de vuelta iba lleno de familias mixtas hispano-rumanas, así que las relaciones entre los dos países son bastantes estrechas. Hay un turismo nacional ingente. Bucarest en fin de semana se queda vacío, y en agosto media Rumania se va a la costa, y la otra mitad a la montaña. En ningún monumento estaréis solos. Visitan sus propios monumentos en familia y con enorme entusiasmo como si fuera la primera vez que los ven. Igual que si nosotros nos emocionáramos por ver El Alcázar de Segovia por tercera vez.
Nos hemos quedado con ganas de más. Nos han quedado pendientes las regiones de Maramures y Bucovina. Nos hemos conjurado para volver tan pronto la situación lo permita. Es un país en cierto modo virgen de turismo de masas, muy cómodo para recorrerlo a tu aire, con rincones y pueblecitos fabulosos, y que en muchas ocasiones te transportan en el tiempo a cinco o seis décadas atrás. Y eso cada vez es más difícil de ver en Europa.

Un saludo.

Gracias por compartir.
Yo estuve pendiente hasta el lunes ya que salía el sábado. Vaya gamberrada para los que volaron el lunes.
Yo estoy por Bretaña, muy bonita.
Tema covid-19 no me preocupa mucho, en cualquiera país lo puedes coger.
Saludos
_________________
Viajar es un gran placer.
Cuidemos nuestra maravillosa tierra.
Ir arriba Gracias por compartir. Yo estuve pendiente hasta el lunes ya que salía el sábado. Vaya gamberrada para los que volaron el lunes. Yo estoy por... Dagolu Leer Mi Diario(4 Diarios de Viajes) 40 Fotos Compartir:
Enlaces Asunto: Re: Viajar a Rumanía: Dudas, que ver, rutas  Publicado: Responder citando

Katabatic
Super Expert

Super Expert
Registrado:
Abr 02, 2013

Mensajes: 427

Votos: 0 👍
"dagolu" Escribió:
"Katabatic" Escribió:
Acabamos de llegar de pasar una semana en Rumania. Os relato brevemente la experiencia.

Rumania era nuestra primera opción de viaje de verano pero la descartamos a comienzos de agosto por el agravamiento de la situación covid en el país. Sustituimos el destino por Francia y Suiza. Sin embargo después de estar una semana por ambos países y comprobar el nulo cuidado de la población con respecto a la enfermedad y el agravamiento de la situación en España, concluimos que no corríamos más riesgo en Rumania que en cualquier otro país en el que hubiéramos estado, incluido el nuestro, por lo que retomamos el proyecto.

1-Situación Covid: volamos desde Alicante con Wizzair a Bucarest el día 16. Vuelo perfecto. Las medidas de seguridad dentro del avión una pantomima. Unos llevaban la mascarilla puesta otros no, la tripulación pasando de todo, y para colmo se ponen a vender comida y bebida a mitad del trayecto, y claro todo el mundo con la mascarilla fuera para tomarse el tentempié tan necesario en un vuelo de solo tres horas.
Dos días después de llegar a Bucarest, el día 18, las autoridades rumanas de forma totalmente irresponsable y sin previo aviso comunican a las 8 de la tarde que incluyen a varias regiones españolas en la lista amarilla que obliga a hacer cuarentana (no vale PCR). La medida entra en vigor 4 horas más tarde a las 12 de la noche. Resultado: todo el pasaje de un avión que había despegado de El Prat de BCN a las nueve de la noche es retenida en el aeropuerto por la policía y obligada a ponerse en cuarentena 14 días.
Ante el panorama, decidimos acortar el viaje previsto para 12 días y dejarlo en 7 cambiando el vuelo para la siguiente semana antes de que las autoridades rumanas volvieran a sacar un nuevo comunicado al lunes siguiente. No sé si hicimos bien o mal pero preferimos curarnos en salud.
La gente prácticamente va sin mascarillas por la calle. Únicamente en Brasov vimos un porcentaje más alto de población con mascarilla en espacios públicos. En Bucarest no la lleva nadie, pero es obligatoria en transportes públicos, y supermercados. Los restaurantes solo funcionan con terrazas exteriores, no sirven en el interior. A pesar de ser uno de los países más golpeados por el Covid este verano , la población rumana se lo toma con mucha calma y cero alarmismo. En Sibiu había conciertos, carreras de coches, y las terrazas estaban a reventar sin distancia ninguna entre las mesas y como si el Covid no existiera.

2- El viaje: Solo hemos visitado Bucarest y Transilvania, y hemos venido encantados. Alquilamos coche con AVIS y todo correcto, pero caro. Tuvimos ocasión de visitar los castillos de Peles y Bran, y la ciudadela de Rasnov antes de llegar en Brasov que es una ciudad encantadora. Además de visitar la ciudad nos acercamos al santuario de osos de Zarnesty a media hora de la ciudad. No es un zoo, sino un centro de recuperación de osos maltratados y recuperados de circos y espectáculos. Recomendable aunque la visita guiada en inglés-rumano se hace corta.
Desde Brasov hicimos la Transfagarasan. Para mí absolutamente imprescindible y espectacular. Recomiendo hacer noche en la propia ruta. Sobrecogedor si te pilla tormenta.
Los últimos días los dedicamos a Sighisoara y Sibiu. Dos ciudades preciosas que se ven rápido y por las que no te cansas de pasear.

La comida muy sabrosa y contundente. Precios más que asequibles. Comíamos en buenos restaurantes muy céntricos por 6-7 euros cada uno. Recomiendo probar los Kurtos que veréis en muchos puestos de la calle. Es una especie de masa de forma cilíndrica de diferentes sabores. También comprar algún queso en los miles de puestos que veréis desperdigados por la carretera. Para comer o cenar el Cara cu Bere es mejor reservar o te tocará esperar una media de 20 minutos. Siempre tiene mucha gente.
Me esperaba una conducción terrorífica pero quitando algún loco que siempre hay en todos lados, ha sido tranquila. Eso sí: mucha paciencia. Más de la que te puedas imaginar: tráfico infinito, y millones de kilómetros en obras. Retenciones kilométricas sobre todo en fin de semana. Es fácil que para hacer 100 kilómetros puedas estar 2 horas y media o 3.
La gente tremendamente amable y dispuesta a echarte una mano, y eso que no hemos visto prácticamente a ningún turista europeo. Algunos hablan o chapurrean español. El avión tanto de ida como de vuelta iba lleno de familias mixtas hispano-rumanas, así que las relaciones entre los dos países son bastantes estrechas. Hay un turismo nacional ingente. Bucarest en fin de semana se queda vacío, y en agosto media Rumania se va a la costa, y la otra mitad a la montaña. En ningún monumento estaréis solos. Visitan sus propios monumentos en familia y con enorme entusiasmo como si fuera la primera vez que los ven. Igual que si nosotros nos emocionáramos por ver El Alcázar de Segovia por tercera vez.
Nos hemos quedado con ganas de más. Nos han quedado pendientes las regiones de Maramures y Bucovina. Nos hemos conjurado para volver tan pronto la situación lo permita. Es un país en cierto modo virgen de turismo de masas, muy cómodo para recorrerlo a tu aire, con rincones y pueblecitos fabulosos, y que en muchas ocasiones te transportan en el tiempo a cinco o seis décadas atrás. Y eso cada vez es más difícil de ver en Europa.

Un saludo.

Gracias por compartir.
Yo estuve pendiente hasta el lunes ya que salía el sábado. Vaya gamberrada para los que volaron el lunes.
Yo estoy por Bretaña, muy bonita.
Tema covid-19 no me preocupa mucho, en cualquiera país lo puedes coger.
Saludos

Saludos @dagolu. Siento que al final llegaras tarde por cuestión de horas. Tarde o temprano los países (al menos de la UE) tendrán que estandarizar protocolos de acceso unificados. Yo soy de los que creo que dentro de unos meses viajaremos nuevamente por Europa, pero con PCR., lo cual me parece una buena opción por dos motivos: primero te aseguras que la mayoría del pasaje con el que compartes vuelo (salvo errores) está sano, y segundo te evitas estar pendiente de las decisiones de última hora de los países que te pueden arruinar el viaje incluso cuando ya estás en el destino. Hace falta tiempo, diplomacia, y legislación.

Un saludo y disfruta de Bretaña que es espectacular.
Ir arriba Saludos @dagolu. Siento que al final llegaras tarde por cuestión de horas. Tarde o temprano los países (al menos de la UE) tendrán que estandarizar... Katabatic Compartir:
Enlaces Asunto: Re: Recién llegados de Rumanía: Experiencias  Publicado: Responder citando

Chamiceru
Moderador de Zona

Moderador de Zona
Registrado:
Feb 05, 2009

Mensajes: 38846
Visitar sitio web del autor Perfil de Twitter Perfil de Facebook Perfil de Instagram
Votos: 0 👍
"legarrekua" Escribió:
Hola! Acabamos de llegar de realizar nuestro viaje durante tres semanas por Rumanía. Experiencia muy buena. Eso sí. Conducir por allí tiene su aquel. En muchas ocasiones reina la anarquía, una especie de "tonto el último". Para el segundo día te pones a su altura y listo. Muy atentos a los adelantamientos y los arcenes (carros, perros, gente paseando...) y a disfrutar. El estado de las carreteras es muy bueno, pero como ya se ha mencionado, la mayoría son de un carril y pasan por la mitad de los pueblos. Armaos de paciencia y a poder ser, alquilad un coche que tire bien (nosotros tuvimos la suerte de estrenar un Peugeot 2008 gasolina que nos dio mucha confianza a la hora de hacer los adelantamientos, y es algo a tener muy en cuenta, y un buen seguro, eso fijo).

Comenzamos nuestro viaje en Bucarest, donde hicimos tres noches Airbnb en pleno centro (tranquilos, un free tour, visita al Parlamento, cervezas en el casco antiguo...). En coche nos dirigimos hacia Constanza, por aquello de bañarnos en el Mar Negro. La ciudad es una especie de Marbella de hace dos décadas, pero lo pasamos bien (había un concierto). De ahí subimos a Tulcea para hacer tres noches con Airbnb. Tour de todo el día por el Delta con la empresa La Corabia Piratilor (Mila 23, Lettea y Sulina), genial. Al día siguiente visita a los monasterios de Cocos (precioso), Saon y Celic-Dere, y tarde tranquila de lavadora y cenita. Viaje largo de Tulcea a Brasov. Cinco noches en Brasov con Airbnb, para visitar la ciudad, excursión a ver osos, las iglesias fortificadas de Prejmer y Harman, Bran y Rasnov, Sighisoara, Peles... A continuación: Brasov-Lacul Rosu. Vamos subiendo hacia el norte. Una vuelta al lago, cervecitas veraniegas y cenar a cubierto que cayó la intemerata (noche en la Pensiunea Lacu Rosu). Seguimos ruta hacia los primeros monasterios de Bucovina. El primer día tocan Voronet y Humor, y tras dormir en Suceava, visitamos Dragormina, Moldovita y Sucevita y dormimos en un hotel en Borsa (Maramures). Paisajes preciosos. Seguimos ruta por Maramures para visitar Barsana, el cementerio de Sapanta y el museo de la víctimas del comunismo en Sighetu Marmației. Noche de hotel en Baia Mare. Al día siguiente corta visita a la ciudad y nos ponemos rumbo a Cluj Napoca. Un par de noches disfrutando de la ciudad (parque botánico) y su gastronomía, y otro par de noches en Sibiu, callejeando a tope, comiendo y bebiendo (genial). Dejamos Sibiu para hacer la Transfagarasan (paisaje idílico, repleto de gente; cola interminable hasta el parking del lago Balea; a partir de ahí, muy bien, también la subida a la cascada Balea). Noche en Curtea de Arges (estaba de fiestas, con una feria como las de antes, pura mezcla de cosas: comida, bebida, puestos de venta de cacerolas o ropa, barracas, tiovivos, música... una pasada). Y antes de llegar a Bucarest, visita en Targoviste a los barracones donde el matrimonio Ceaucescu estuvo preso y fue fusilado (momento frikie, pero que nosotros disfrutamos mogollón, ya que estábamos los dos completamente solos y el día anterior estuvimos viendo los videos de aquellas navidades de 1989). Noche en Bucarest y vuelta a casa.
El país nos ha gustado. Económicamente sale muy bien, para qué mentir (el año pasado estuvimos en Canadá, justo en el otro extremo), los paisajes son preciosos y culturalmente tiene mucho que ofrecer, ya que ha vivido etapas históricas muy diferentes. El algunas cosas va atrasado unos años y en otras, no tiene nada que envidiar a nadie. Buena gastronomía y clima. Esperamos volver algún día.

Hola y gracias por compartir tu experiencia Aplauso
Paso tu mensaje al hilo de Experiencias de los recién llegados Guiño
Saludos
_________________
"Lo mejor de los viajes es lo de antes y lo de después". Maurice Maeterlinck
Ir arriba Hola y gracias por compartir tu experiencia. Paso tu mensaje al hilo de Experiencias de los recién llegados. Saludos Chamiceru Leer Mi Diario(10 Diarios de Viajes) 191 Fotos Compartir:
Enlaces Asunto: Re: Viajar a Rumanía: Dudas, que ver, rutas  Publicado: Responder citando

Txu_
Silver Traveller

Silver Traveller
Registrado:
May 01, 2008

Mensajes: 13

Votos: 0 👍
"Katabatic" Escribió:
Acabamos de llegar de pasar una semana en Rumania. Os relato brevemente la experiencia.

Rumania era nuestra primera opción de viaje de verano pero la descartamos a comienzos de agosto por el agravamiento de la situación covid en el país. Sustituimos el destino por Francia y Suiza. Sin embargo después de estar una semana por ambos países y comprobar el nulo cuidado de la población con respecto a la enfermedad y el agravamiento de la situación en España, concluimos que no corríamos más riesgo en Rumania que en cualquier otro país en el que hubiéramos estado, incluido el nuestro, por lo que retomamos el proyecto.

1-Situación Covid: volamos desde Alicante con Wizzair a Bucarest el día 16. Vuelo perfecto. Las medidas de seguridad dentro del avión una pantomima. Unos llevaban la mascarilla puesta otros no, la tripulación pasando de todo, y para colmo se ponen a vender comida y bebida a mitad del trayecto, y claro todo el mundo con la mascarilla fuera para tomarse el tentempié tan necesario en un vuelo de solo tres horas.
Dos días después de llegar a Bucarest, el día 18, las autoridades rumanas de forma totalmente irresponsable y sin previo aviso comunican a las 8 de la tarde que incluyen a varias regiones españolas en la lista amarilla que obliga a hacer cuarentana (no vale PCR). La medida entra en vigor 4 horas más tarde a las 12 de la noche. Resultado: todo el pasaje de un avión que había despegado de El Prat de BCN a las nueve de la noche es retenida en el aeropuerto por la policía y obligada a ponerse en cuarentena 14 días.
Ante el panorama, decidimos acortar el viaje previsto para 12 días y dejarlo en 7 cambiando el vuelo para la siguiente semana antes de que las autoridades rumanas volvieran a sacar un nuevo comunicado al lunes siguiente. No sé si hicimos bien o mal pero preferimos curarnos en salud.
La gente prácticamente va sin mascarillas por la calle. Únicamente en Brasov vimos un porcentaje más alto de población con mascarilla en espacios públicos. En Bucarest no la lleva nadie, pero es obligatoria en transportes públicos, y supermercados. Los restaurantes solo funcionan con terrazas exteriores, no sirven en el interior. A pesar de ser uno de los países más golpeados por el Covid este verano , la población rumana se lo toma con mucha calma y cero alarmismo. En Sibiu había conciertos, carreras de coches, y las terrazas estaban a reventar sin distancia ninguna entre las mesas y como si el Covid no existiera.

2- El viaje: Solo hemos visitado Bucarest y Transilvania, y hemos venido encantados. Alquilamos coche con AVIS y todo correcto, pero caro. Tuvimos ocasión de visitar los castillos de Peles y Bran, y la ciudadela de Rasnov antes de llegar en Brasov que es una ciudad encantadora. Además de visitar la ciudad nos acercamos al santuario de osos de Zarnesty a media hora de la ciudad. No es un zoo, sino un centro de recuperación de osos maltratados y recuperados de circos y espectáculos. Recomendable aunque la visita guiada en inglés-rumano se hace corta.
Desde Brasov hicimos la Transfagarasan. Para mí absolutamente imprescindible y espectacular. Recomiendo hacer noche en la propia ruta. Sobrecogedor si te pilla tormenta.
Los últimos días los dedicamos a Sighisoara y Sibiu. Dos ciudades preciosas que se ven rápido y por las que no te cansas de pasear.

La comida muy sabrosa y contundente. Precios más que asequibles. Comíamos en buenos restaurantes muy céntricos por 6-7 euros cada uno. Recomiendo probar los Kurtos que veréis en muchos puestos de la calle. Es una especie de masa de forma cilíndrica de diferentes sabores. También comprar algún queso en los miles de puestos que veréis desperdigados por la carretera. Para comer o cenar el Cara cu Bere es mejor reservar o te tocará esperar una media de 20 minutos. Siempre tiene mucha gente.
Me esperaba una conducción terrorífica pero quitando algún loco que siempre hay en todos lados, ha sido tranquila. Eso sí: mucha paciencia. Más de la que te puedas imaginar: tráfico infinito, y millones de kilómetros en obras. Retenciones kilométricas sobre todo en fin de semana. Es fácil que para hacer 100 kilómetros puedas estar 2 horas y media o 3.
La gente tremendamente amable y dispuesta a echarte una mano, y eso que no hemos visto prácticamente a ningún turista europeo. Algunos hablan o chapurrean español. El avión tanto de ida como de vuelta iba lleno de familias mixtas hispano-rumanas, así que las relaciones entre los dos países son bastantes estrechas. Hay un turismo nacional ingente. Bucarest en fin de semana se queda vacío, y en agosto media Rumania se va a la costa, y la otra mitad a la montaña. En ningún monumento estaréis solos. Visitan sus propios monumentos en familia y con enorme entusiasmo como si fuera la primera vez que los ven. Igual que si nosotros nos emocionáramos por ver El Alcázar de Segovia por tercera vez.
Nos hemos quedado con ganas de más. Nos han quedado pendientes las regiones de Maramures y Bucovina. Nos hemos conjurado para volver tan pronto la situación lo permita. Es un país en cierto modo virgen de turismo de masas, muy cómodo para recorrerlo a tu aire, con rincones y pueblecitos fabulosos, y que en muchas ocasiones te transportan en el tiempo a cinco o seis décadas atrás. Y eso cada vez es más difícil de ver en Europa.

Un saludo.

Hola, ante todo gracias por el aporte.
Estoy pensando y valorando irme una semana en Octubre, al menos comprarme los billetes y esperar a ver que pasa con el gobierno rumano.. de momento van obligando a 40tena por regiones y yo me libro.
Ir arriba Hola, ante todo gracias por el aporte. Estoy pensando y valorando irme una semana en Octubre, al menos comprarme los billetes y esperar a ver que... Txu_ Compartir:
Mostrar mensajes de anteriores:   
Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7
Todas las horas son GMT + 1 Hora
RSS: Foro de Europa del Este RSS - Ultimos Mensajes