Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Foros de Viajes
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


Itinerarios-Rutas Viajar a Ghana, Togo y Benin  Compartir


Africa de Oeste  Africa de Oeste:  Viajes por Senegal, Mali, Costa de Marfil, Ghana, Togo, Nigeria, Camerún, Burkina Faso, Niger...
Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10
Foros de Viajes AfricaAfrica de OesteForo de Togo
SubForos: Ghana - Benin - Togo
Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace
Página 10 de 10 - Tema con 100 Mensajes y 61734 Lecturas
Último Mensaje Publicado:
Autor Mensaje
VIVID
VIVID
Indiana Jones
Indiana Jones

Registrado: Abr 07, 2008
Mensajes: 1209

Envio Publicado: Jue, 14-12-2017 9:38  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

spainsun Escribio:
VIVID Escribio:
En dos semanas me voy a pasar cinco días a Benín, a ver qué tal...ya os contaré.

Nunca voy con guía si no es obligatorio, pero en este caso he querido coger uno, ya que no solo por un tema de tiempo (dispongo de poco y así agilizo transporte) sino sobre todo porque creo que en este caso es la mejor manera de poderse introducir en las tribus y costumbres locales.

Cuentanos a la vuelta. Como tu bien dices, no es necesario el guía, pero dependiendo de las circunstancias puede ser práctico.


Ya te digo. Excepto en el Danakil, porque es obligatorio, y en Lalibela (y primero visité las iglesias por mi cuenta, pero me gustaron tanto que quise volver y así con un guía tenía otro aliciente), nunca lo pillo. Pero creo que en este caso está bien, porque me interesa fotografiar tribus y ver rituales...es decir, no son paisajes o cosas con las que llenas el tiempo porque son "bonitas", sino que requieren cierta aproximación. Si no voy con guía, me veo llegando a un poblado, donde no hay nada que ver, intentando hacer fotos y ya está. De la otra manera, creo que puedo entrar mejor...es otro tipo de viaje, no tanto de disfrutar de parajes o monumentos, para lo cual no es que no se necesite guía, es que de hecho creo que es mejor ir sin él. No hay nada como "descubrir" algo en silencio y por tu cuenta.

_________________
Diarios de Estados Unidos, Kenia, Malasia, Argentina, Taiwán, Myanmar, Indonesia, Nicaragua, Bosnia, Etiopía, Islas Feroe, Nepal, Grecia, Camboya, India, México y Benín...visita mi blog (www.tripfulness.com) y mi Instagram (tripfulness)
Volver arriba
Ver perfil de usuario Visitar sitio web del autor Leer Mi Diario(18 Diarios de Viajes) 16 Fotos
Compartir:
traveller3
Traveller3
Dr. Livingstone
Dr. Livingstone

Registrado: Abr 20, 2013
Mensajes: 8599

Envio Publicado: Sab, 16-12-2017 21:31  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

El guia,muchas veces, abre puertas o te permite llegar a lugares escondidos,Ademas en lugares con multiples y variopintas tradiciones, como puede ser Ghana, ayuda bastante si, por ejemplo, te encuentra en el camino alguna ceremonia o ritual.
Volver arriba
Ver perfil de usuario Visitar sitio web del autor 200 Fotos 1 Tips de Viajes
Compartir:
Galyna
Galyna
Willy Fog
Willy Fog

Registrado: May 02, 2006
Mensajes: 38052
Ubicación: Valencia

Envio Publicado: Dom, 17-12-2017 16:39  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

traveller3 Escribio:
El guia,muchas veces, abre puertas o te permite llegar a lugares escondidos,Ademas en lugares con multiples y variopintas tradiciones, como puede ser Ghana, ayuda bastante si, por ejemplo, te encuentra en el camino alguna ceremonia o ritual.

Sí, sí, sí....de acuerdo......pero moverte por Ghana en transporte público...no tiene precio (y no lo digo por "el precio", que es irrisorio) si no por las situaciones en las que te encuentras... Riendo Riendo

A mí es que me mola mucho eso, debo ser masoca Mr. Green

_________________
El viajero quizás no vive mejor, pero sin duda vive más intensamente
Volver arriba
Ver perfil de usuario 72 Fotos
Compartir:
traveller3
Traveller3
Dr. Livingstone
Dr. Livingstone

Registrado: Abr 20, 2013
Mensajes: 8599

Envio Publicado: Dom, 17-12-2017 19:08  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

Galyna Escribio:
traveller3 Escribio:
El guia,muchas veces, abre puertas o te permite llegar a lugares escondidos,Ademas en lugares con multiples y variopintas tradiciones, como puede ser Ghana, ayuda bastante si, por ejemplo, te encuentra en el camino alguna ceremonia o ritual.

Sí, sí, sí....de acuerdo......pero moverte por Ghana en transporte público...no tiene precio (y no lo digo por "el precio", que es irrisorio) si no por las situaciones en las que te encuentras... Riendo Riendo

A mí es que me mola mucho eso, debo ser masoca Mr. Green

Muy feliz Muy feliz Amistad Amistad
Volver arriba
Ver perfil de usuario Visitar sitio web del autor 200 Fotos 1 Tips de Viajes
Compartir:
VIVID
VIVID
Indiana Jones
Indiana Jones

Registrado: Abr 07, 2008
Mensajes: 1209

Envio Publicado: Lun, 18-12-2017 11:50  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

traveller3 Escribio:
El guia,muchas veces, abre puertas o te permite llegar a lugares escondidos,Ademas en lugares con multiples y variopintas tradiciones, como puede ser Ghana, ayuda bastante si, por ejemplo, te encuentra en el camino alguna ceremonia o ritual.

Yo voy a Benín...aunque supongo que el tema del transporte será igual (o peor) que en Ghana.

_________________
Diarios de Estados Unidos, Kenia, Malasia, Argentina, Taiwán, Myanmar, Indonesia, Nicaragua, Bosnia, Etiopía, Islas Feroe, Nepal, Grecia, Camboya, India, México y Benín...visita mi blog (www.tripfulness.com) y mi Instagram (tripfulness)
Volver arriba
Ver perfil de usuario Visitar sitio web del autor Leer Mi Diario(18 Diarios de Viajes) 16 Fotos
Compartir:
VIVID
VIVID
Indiana Jones
Indiana Jones

Registrado: Abr 07, 2008
Mensajes: 1209

Envio Publicado: Vie, 05-01-2018 13:44  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

Buenas,

Pues ya he llegado de haber estado cinco días por Benín...en breve colgaré el diario, pero solo diré ha sido uno de los viajes más brutales que he hecho en mi vida. Era la primera vez que iba con guía, porque tenía poco tiempo y porque por lo que quería ver creo que era fundamental...por libre se pueden visitar sin problemas los lugares más "turísticos" (y lo pongo entre comillas porque es el país menos turístico que he visitado hasta la fecha...vi una media de 5 turistas al día), como Ganvié, Porto Novo, Grand Popó, Ouidah o Abomey, porque además las infraestructuras son buenas (para lo que es el continente)...pero ir con guía me ha permitido ver cosas que sin duda por solo no podría haber visto, como algunas tribus y especialmente todo el tema del vudú (visité algunos templos y vi lo que se había hecho y realmente alucié en colores...).

A quien le interese, yo le animo a ir y si quiere le paso el contacto del guía, que además de gran persona fue, como he dicho, imprescindible y me aconsejó siempre muy acertadamente pero a la vez me dio mucha libertad.


Un saludo!

_________________
Diarios de Estados Unidos, Kenia, Malasia, Argentina, Taiwán, Myanmar, Indonesia, Nicaragua, Bosnia, Etiopía, Islas Feroe, Nepal, Grecia, Camboya, India, México y Benín...visita mi blog (www.tripfulness.com) y mi Instagram (tripfulness)
Volver arriba
Ver perfil de usuario Visitar sitio web del autor Leer Mi Diario(18 Diarios de Viajes) 16 Fotos
Compartir:
VIVID
VIVID
Indiana Jones
Indiana Jones

Registrado: Abr 07, 2008
Mensajes: 1209

Envio Publicado: Lun, 08-01-2018 17:28  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

Buenas,
Siguiendo una tradición de hace más de una década, he aprovechado las vacaciones de Navidad para pasar el fin de año de viaje. Si el año pasado fue Nepal, en esta ocasión he ido a Benín. ¿Por qué Benín? Por varios motivos.

El primer viaje que hice este año fue a Etiopía. Me gustó mucho, así que tenía ganas de repetir África. Me gustó, pero me quedé con ganas de ver etnias y tribus: visité el norte (Lalibela, Tigray y Danakil), pero no el sur. Además, sí que pude hacer fotos de algunos rostros, incluso de tribus del norte, pero el último día, en Addis Abeba, me robaron el móvil, así que las perdí todas. Con esa espina clavada, me dije que tenía que volver a África. Tras estar en Camboya en agosto, en India en octubre y en México en diciembre, quería acabar el año en el mismo continente donde había hecho mi primer viaje en 2017. Pero solo tenía 5 días y, además, me apetecía conocer África occidental, donde no había estado nunca. Pregunté en este foro y me llegaron varias recomendaciones. Malí era mi primera opción pero no está el horno para bollos en estos momentos. Ghana no me motivaba y para Senegal necesitaba más días. En Togo no había mucho que visitar…y alguien mencionó Benín. La verdad, el país me sonaba de algo, pero no sabía ni donde ubicarlo. Pero me informé y vi que tenía muchos alicientes. Sobre todo, me motivaba el hecho de que hubiera cosas “únicas”. Se quiera o no, visitamos países para encontrar cosas diferentes a lo que conocemos. Y, sobre todo, para ver cosas “únicas”, en el sentido de que sólo están en ese sitio. Y Benín las tenía, y no todos los países pueden decir lo mismo: una religión propia (el animismo, o vudú), el tema del esclavismo, arquitectura colonial y afrobrasileña…y, además, tribus y etnias no maleadas por el turismo que, al fin y al cabo, era mi primer objetivo: poder fotografiar gentes y poblados sin que me pidieran dinero y sin que fuera un circo turístico. Leí que en Benín hay tribus que se tatúan y escarifican la cara, en señal tanto de pertenencia al grupo como de belleza y atractivo sexual.
El primer dilema que me planteé era si ir con guía o no. Nunca he ido con guía, siempre por libre, pero según me comentaron, ir con alguien de allí es imprescindible para acceder a lugares que por libre es imposible: las tribus y también los rituales vudú. Sí, puedes ir por tu cuenta y pagar para que te hagan un ritual, pero no es lo que quería. Quería tener experiencias auténticas. Así pues, pregunté en el foro y visité varios blogs y di con un guía que podría adecuarse a mis necesidades. Además, resultaba ser el mismo que menciona el antropólogo Joan Riera en su guía de Benín, por tanto pensé que sería la mejor opción Y no me equivoqué: Euloge, que así es como se llamaba, es un auténtico profesional que no solo cumplió el programa que me pasó y que se adecuaba a mis necesidades e inquietudes, sino que además de desvivió para que estuviera bien, para encontrar y tener experiencias auténticas, llevarme a lugares para comer buenísimos y para que tuviera, en definitiva, un viaje inolvidable, y a un precio super ajustado. Sin duda, fue un gran acierto. Era reacio a ir con guía, pero soy consciente que si no no hubiera vivido ni una décima parte de lo que viví y, además, hubiera tardado el triple de tiempo. Claro que se puede viajar por tu cuenta a Benín: las carreteras son buenas y el nivel de seguridad elevado: puedes ir por tu cuenta a los puntos más “turísticos” (teniendo en cuenta que es un país muy poco turístico), como Porto Novo (con su arquitectura colonial), Ganvié (el pueblo con casas sobre el lago), Abomey (con los palacios reales) o Ouidah (etapa final de la ruta de los esclavos), pero es imposible acceder a templos vudús, a ver sus ceremonias o a interactuar con ciertas tribus, especialmente las más cerradas, como los nómadas fulani. Ha sido un viaje inolvidable, sin duda, y de los mejores que he hecho en los dos últimos años junto a los de Nepal, Nicaragua, Malasia y Etiopía.

Día 1: Llegué a Cotonou tarde vía Estambul y me alojé cerca del aeropuerto. Me vino a buscar Euloge y estuvimos repasando los detalles de la ruta. Al día siguiente, empezamos. Lo primero fue ir al puerto para ver como pescadores de varios países vecinos van a faenar. Es el típico lugar que si no vas con guía, no visitas. Primera aproximación a la atmosfera de los mercados típica de África: ajetreo y los destacados peinados vestidos, super coloridos, que contrastan con los oscuros rostros. Fotogenia máxima ya solo para empezar, acrecentada por la siguiente visita, la del mercado de Dantokpa, uno de los más grandes del Golfo de Guinea. Estuvimos caminando entre paradas un buen rato. La gente es muy reacia a que le hagan fotos, pero Euloge se encargaba de romper el hielo y la gente, al principio muy hostil, luego se relaja y yo podía sacar al cámara sin problemas. Uno de los momentos más impactantes es la visita a la sección de fetiches: centenares de huesos, cráneos y animales disecados que la gente va a comprar para hacer sus sanaciones. Dos horas por el mercado y no vi un solo turista…increíble. El mismo año estuve lugares como Angkor y el Taj Mahal y creedme que echaba de menos estar solo en mis visitas. Posteriormente, a pillar una barca para ir a Ganvié, poblado sobre el lago Nokué hecho por gente que huyó de la esclavitud. Se supone que es el punto más turístico de todo el país, pero yo solo me crucé con cinco extranjeros en todo el rato. La visita es muy interesante, vas viendo la vida cotidiana que se desarrolla sobre piraguas. Lástima que los tejados de muchas casas son de chapa, que ha sustituido a las cañas, pero aun así el lugar tiene mucho encanto. De nuevo, seguía disfrutando especialmente del colorido de los vestidos de la gente…más del 80% de benineses visten al modo tradicional. Es un espectáculo continuo para la vista el observarlos en sus tareas cotidianas. Tras comer pescado, volvimos a tierra firme para encaminarnos a Porto Novo, la capital administrativa. El balance del primer día era muy positivo: poder ver la gente, los mercados, el pueblo flotante…una primera aproximación al país que me estaba dejando alucinado.

Día 2: Lo bueno de este viaje es que, a pesar de ser Benín un país pequeño, siempre ha habido alicientes nuevos cada día. Si el primero fueron los mercados y el paisaje del lago, el segundo era la arquitectura colonial y las tribus. Le dije al guía que quería estar solo un rato, así que me desperté pronto, pillé una moto-taxi (los taxis son motos en Benín…según la ciudad, los conductores visten las camisas de un color u otro) y me fui al centro. Me interesaba sobre todo la arquitectura afro-brasileña: la de los esclavos que volvieron al abolirse la esclavitud y la de los comerciantes que se enriquecieron y que, al estar de nuevo en Benín, trajeron la influencia constructiva de Brasil aplicando técnicas y materiales locales. Hay muchos edificios de este tipo en Porto Novo, una de las capitales más atractivas de África por este motivo, y el encanto reside en que están en un estado muy decadente. Cotonou es la capital económica, la típica capital africana, pero Porto Novo lo es más a nivel simbólico…la verdad es que parece un pueblo, con sus calles de tierra, y tiene mucho atractivo. Se le une además la arquitectura colonial francesa y varias iglesias y mezquitas. Me gustó mucho pasear solo por esta ciudad. Posteriormente, quedé con Euloge y nos encaminamos dos horas al norte, para ver el que era lo que más me motivó a volver a África y lo que me hizo elegir Benín: visitar una tribu.
Casi todo el mundo que viaja a Benín para ver etnias se va hacia al norte, para visitar a los somba o los taneka, tras bastantes horas de carretera. Son las tribus que aparecen en todas las rutas de las agencias de viajes que van a ese país. Lo bueno de Euloge es que hizo un trabajo de campo muy bueno junto a Joan Riera, el antropólogo, para poder luego mostrar los atractivos menos turísticos de un país ya de por sí poco turístico: así es como conoció a los Holi, tribu antropófaga hasta 1984…la antropofagia no está ya permitida, aunque malas lenguas dicen que aún, cuando un jefe de tribu muere, el nuevo come un pedazo de corazón (debidamente sazonado y especiado para que sea más digerible) puesto que para ellos es donde reside la sabiduría. Sea como fuere, los Holi, a solo dos horas de la capital, destacan por sus tatuajes y escarificaciones en el rostro: símbolo de pertenencia a la tribu y decoración de componente sexual también. Asimismo, las mujeres se tatuaban la barriga al quedarse embarazadas, lo cual era, para ellas, una muestra de belleza. Ahora esto se ha perdido, pero algunos jóvenes aún se escarifican la cara…en Benín, en las grandes ciudades, pocos lo hacen porque consideran que se pueden burlar de ellos, pero en las tribus aun pervive esta costumbre que dota a los benineses de un rasgo mu particular. Estuve dos horas paseando entre los Holi y alucinando: haciendo fotos de sus rostros, compartiendo aguardiente con los ancianos de la tribu, jugando con los niños…Parece mentira, los más pequeños nunca han visto un blanco y se asustan. Otros tienen mucha curiosidad. Las ancianas me mostraron todo el torso, con sus tatuajes…fue una experiencia brutal. Pude sacar todas las fotos que quise pero, sobre todo, viví una experiencia única con aquella gente que me acogió de forma increíble. Sin duda, uno de los momentos más emocionantes de todo el viaje. Y aun vendrían más…
Los Holi nos invitaron a dormir con ellos, pero declinamos la propuesta. Como experiencia hubiera sido genial, pero preferimos la comodidad y, también, seguir la ruta. La noche era la de fin de año, y la pasamos en un hotel de Keitou.

Día 3 Ese día tocaba hacer inmersión en la África profunda…aún más que el día anterior. Pero también tocaba ver paisajes nuevos. Nos dirigimos hacia la zona de las colinas de Angolín, un lugar lleno de vegetación, con caminos de tierra rojiza y con poblados donde no llega la luz y la gente vive en casas de adobe y paja. Es la región de la familia de Euloge y, como venía de paso, me invitaron a comer a su casa: pollo y cordero con arroz. ¡Una gran comida de año nuevo! Continuaban las experiencias agradables: los niños se sorprenden de verte, juegan contigo….y yo seguía disfrutando al hacer fotos: el contraste entre el marrón del adobe y los rostros con el colorido de los vestidos y peinados crean unas imágenes muy bonitas. Además, las miradas hablan…ya sean de las mujeres que faenan con sus hijos en la espalda, los ancianos del pueblo o los niños, que a su corta edad ya están curtidos y que, a pesar de querer divertirse, en sus miradas se advierte mucha profundidad. El “highlight” del día era la visita a otra etnia, pero diferente a los Holi: se trata de los Fulani, una de las pocas tribus nómadas que quedan en África. Son más cerrados que las otras etnias, con las que no se mezclan, y su fisonomía es diferente, así como también los tatuajes que les identifican. Las casas no son de adobe, son de paja, porque necesitan desmontarlas y volverlas a montar allí donde encuentran pasto para los ganados, y son circulares (tipo a las yurtas mongolas). Para saber dónde están hay que preguntar a alguien de algún poblado de la zona, y sin duda entrar con mucho respeto: mi llegada fue increíble. Los niños me miraban sin decir nada, con muchísima curiosidad. Luego se fueron abriendo un poco más. Eso sí, los adultos, al contrario que los Holi del día anterior, sí que se mostraron más escépticos y cerrados todo el rato. La experiencia de nuevo fue genial. Tras caminar un par de quilómetros entre vegetación a la que no estoy acostumbrado, como plantaciones de algodón y árboles del anacardo, llegamos a coche, dispuestos a partir hacia Abomey, antigua capital del reino de Dahomey, que daría nombre al país tras su independencia de Francia (1960) y que luego, en 1974, sería cambiado por el actual “Benín”. Paseé yo solo por esta ciudad, dando una vuelta por el centro, y dormimos en el Aubergue d’Abomey, un interesante hotel, que fue la residencia del gobernador francés, en un edificio colonial rodeado por un tranquilo jardín.

Día 4: De nuevo, más incentivos diferentes: ese día tocaba visitar el único sitio cultural considerado Patrimonio mundial por la UNESCO en todo Benín: los palacios reales. Realmente, es una visita digna de realizarse y el interés radica no tanto en la espectacularidad sino en el concepto de arquitectura palaciega de esos reinos y, sobre todo, en la historia que hay detrás: el reino de Dahomey fue un poderoso imperio que dominó parte del Golfo de Guinea, de una belicosidad bárbara y con un ejército de mujeres amazonas que daban la vida por el rey. Eran muy sádicos (el trono del rey, que se puede ver, está sobre cráneos de enemigos) y, de hecho, capturaban a los enemigos y los vendían a los franceses y portugueses como esclavos (sí, no solo los blancos esclavizaron a los negros) o los intercambian por armas con las que luchar contra los otros reinos. Salas con tronos, los edificios que componen el recinto y los bajorrelieves, con una estética muy particular, hacen de esta visita algo recomendable. Al salir nos encontramos con un carnaval de año nuevo…muy impresionante, porque había músicos pero a la vez tenía cierto componente ritual, con unas personas sobre zancos que representaban a espíritus malignos y todo el mundo haciéndoles gestos de defensa y ataque….sí, era una celebración, pero se vivía con mucha intensidad. Supongo que hasta lugares como Nueva Orleans ha llegado solo el aspecto festivo de estos pasacalles, pero fue muy interesante ver sus celebraciones en origen, dotadas de un componente espiritual y, por qué no, con una tensión que hacía que se viviera mucho el sentido de lo que se quería representar: evitar que los demonios vinieran en el nuevo año. Tensión y mucha pasión en una rúa sin duda diferente y que me encantó ver.

Posteriormente, fuimos dos horas hacia el sur, hacia Possotome, una de las poblaciones del lago Ahmé, importante centro del vudú. Antes, pero, hicimos parada en el mercado de fetiches de Bohicon y visitamos un templo de esta religión, donde el sacerdote me dio una bendición. Impresiona bastante, la verdad.

Ahmé es un bello lago donde los pueblos son eminentemente animistas. No hay un calendario exacto de celebraciones, así que lo mejor es preguntar dónde y cuándo se hacen los rituales. Si vas por libre lo más probable es que monten uno para ti, previo pago de una (elevada) cantidad. Euloge preguntó y se enteró que en uno de los pueblos del lago, en Bopa, hacían un ritual con danza Zangbeto, una de los bailes más característicos de esta religión. Así pues, pillamos una piragua “de línea” y nos fuimos para allí. La verdad es que flipé muchísimo. No sé si alguna vez había ido algún turista ahí…por cómo me miraban, creo que no. El baile era espectacular, con unas formas en forma de cabaña circular que daban vueltas sin parar y que representaban los espíritus malignos (supongo) y que perseguían a la gente. La percusión no paraba y las mujeres y los niños bailaban, mientras los sacerdotes dirigían el ritual. Según me comentaron, se hizo para pedir una buena pesca este año nuevo. Fue muy interesante verlo y vivirlo. Supongo que después sacrificarían alguna gallina y/o algún otro animal, pero yo no me quedé a verlo…anochecía, había que pillar la piragua de vuelta y, de hecho, no me interesaba.
Aquí quiero introducir un matiz, y es que tenemos una idea de vudú que no se corresponde con la realidad o, al menos, con su idea original, la que se desarrolla en Benín y también en Togo. Fruto de las influencias locales donde llegó con los esclavos (Brasil, sur de Estados Unidos y el Caribe) y en parte por la maquinaria hollywoodiense, tenemos una idea muy sesgada de esta religión, que relacionamos con zombies o con muñecos con agujas en el mejor de los casos. El vudú (de la palabra vodun, que viene a significar espíritu natural en lengua fon, del sur del país, o también orisha, en lengua yoruba, otra etnia mayoritaria) es una religión monoteísta, que rinde culto a un ser creador de todo (parecido al Dios de los cristianos o Alá en los musulmanes) y al que se accede mediante los diferentes intermediarios, usando fetiches. Por todo el país se encuentran templos, que son pequeños edificios blancos donde en la fachada se pintan las diferentes deidades, como una serpiente o un cocodrilo. No vi ningún sacrificio, pero sí vi muchos templos donde en el exterior había varias gallinas decapitadas, consecuencia de recientes rituales.

En fin, vuelvo a la crónica: de vuelta a Possotome, para dormir en un lugar muy agradable, el hotel Chez Théo, con un restaurante sobre pilones en el lago, que proporcionaba bonitas vistas.

Día 5: El quinto día se iniciaba con otro de los highlights del viaje, y es que cuando pensaba que ya nada más me podría sorprender, visité algo que me dejó de piedra. El vudú me había acompañado durante todo el viaje: vi templos por dentro y por fuera, vi danzas, rituales, carnavales, mercados de fetiches…pero esa mañana visitamos un templo que hacía las veces de palacio de justicia…y sí, una justicia muy particular. Prefiero no comentar demasiado, solo diré que me quedé de piedra. En fin…si alguien está interesado, mejor que lo vea con sus propios ojos, jeje…
Tras un partidillo de fútbol improvisado con unos chavales, nos fuimos a comer a Grand Popó…la zona costera con quilómetros de playa virgen, ideal para acabar el recorrido. Me hubiera gustado estar un día ahí, tranquilo, pero el viaje había sido corto y, además, me quedaba otro aliciente: Ouidah, el lugar desde donde partían los esclavos a América. Así pues, mucha gente se queda en Grand Popó para descansar en la playa e incluso navegar por el río Mono, viendo fauna y manglares, pero yo quería recorrer los últimos quilómetros de la llamada “Ruta de los Esclavos”. En Ouidah, ciudad con también abundantes edificios coloniales franceses y afro-americanos, se puede andar desde la plaza donde se subastaban los esclavos hasta el mar, donde hace unos años erigieron una puerta llamada “el punto de no retorno”. El recorrido en algunos tramos es sobrecogedor, ya que se puede visitar la fosa donde se lanzaban a algunas personas (incluso vivas, que se sabía que no aguantarían el largo viaje hasta otro continente) o un edificio donde se confinaban, sin ventanas, para que se aturdieran y además se acostumbraran a la oscuridad. Impresionante realmente. También se pasa por un poblado donde se refugiaron algunos que huyeron, bonitos paisajes lacustres y varios templos vudús. Ouidah sin duda es un compendio de lo más destacado de Benín.
Tras hacer este recorrido, marchamos hacia Cotonou: el avión salía por la noche.

En definitiva, el viaje a Benín me ha encantado. Ha sido diferente (era la primera vez que lo hacía con guía), pero ha sido un acierto total: no solo me dio libertad cuando la pedí sino que, y sobre todo esto, que es para lo que iba, me dio acceso a lugares que por libre hubiera sido imposible: ver y fotografiar tribus aun ancladas en la edad de piedra, con tatuajes y escarificaciones faciales por un lado, y templos y rituales vudús auténticos por el otro. Al contrario que en Etiopía, la gente no te da el coñazo ni te intenta embaucar, y los niños no te piden dinero (y ojo, lo digo sin menospreciar Etiopía, que me encantó, sólo lo digo como comparación y porque es el otro país subsahariano que conozco junto a Kenya) Sin duda, estos son dos alicientes de un país que también guarda muchos otros atractivos: el tema de los esclavos, la arquitectura colonial y ese africanismo puro, de mercados, casas de adobe, trajes vistosos, peinados espectaculares y caminos de tierra que han configurado la imagen que tenemos de África. Un verdadero paraíso para los que busquen cosas “auténticas” y para los amantes de la fotografía de retrato (podéis ver algunas fotos en mi Instagram: tripfulness). Africanismo tópico pero real por un lado, para encontrar lo que vamos a buscar a ese continente. Por otro, cosas únicas y diferentes, auténticas y características solo de ese país por otras. La combinación de estos dos elementos, tanto a nivel de goce visual como de experiencias vividas, han hecho de este viaje uno de los más memorables de cuantos he hecho en mi vida.

Si alguien quiere más información, que me lo diga, estaré encantado de ayudar.


¡Saludos!

_________________
Diarios de Estados Unidos, Kenia, Malasia, Argentina, Taiwán, Myanmar, Indonesia, Nicaragua, Bosnia, Etiopía, Islas Feroe, Nepal, Grecia, Camboya, India, México y Benín...visita mi blog (www.tripfulness.com) y mi Instagram (tripfulness)
Volver arriba
Ver perfil de usuario Visitar sitio web del autor Leer Mi Diario(18 Diarios de Viajes) 16 Fotos
Compartir:
VIVID
VIVID
Indiana Jones
Indiana Jones

Registrado: Abr 07, 2008
Mensajes: 1209

Envio Publicado: Lun, 08-01-2018 18:21  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

Por cierto, mi diario es lo mismo pero con algunas fotillos...¡espero que os gusten!

_________________
Diarios de Estados Unidos, Kenia, Malasia, Argentina, Taiwán, Myanmar, Indonesia, Nicaragua, Bosnia, Etiopía, Islas Feroe, Nepal, Grecia, Camboya, India, México y Benín...visita mi blog (www.tripfulness.com) y mi Instagram (tripfulness)
Volver arriba
Ver perfil de usuario Visitar sitio web del autor Leer Mi Diario(18 Diarios de Viajes) 16 Fotos
Compartir:
VIVID
VIVID
Indiana Jones
Indiana Jones

Registrado: Abr 07, 2008
Mensajes: 1209

Envio Publicado: Jue, 11-01-2018 10:44  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

traveller3 Escribio:
El guia,muchas veces, abre puertas o te permite llegar a lugares escondidos,Ademas en lugares con multiples y variopintas tradiciones, como puede ser Ghana, ayuda bastante si, por ejemplo, te encuentra en el camino alguna ceremonia o ritual.

Sin guía hubiera visitado Porto Novo, Ouidah, Abomey o Cotonou etc sin problemas, y me hubiera movido por allí en transporte público o taxis compartidos...pero no hubiera podido acceder a ciertos templos y rituales, eso estoy seguro. Ni hubiera podido hacer las fotos que hice, ni me hubieran recibido tan bien en algunas tribus. Seguiré viajando por libre pero sin duda ha sido una buena idea y una buena experiencia hacerlo con guía esta vez.

_________________
Diarios de Estados Unidos, Kenia, Malasia, Argentina, Taiwán, Myanmar, Indonesia, Nicaragua, Bosnia, Etiopía, Islas Feroe, Nepal, Grecia, Camboya, India, México y Benín...visita mi blog (www.tripfulness.com) y mi Instagram (tripfulness)
Volver arriba
Ver perfil de usuario Visitar sitio web del autor Leer Mi Diario(18 Diarios de Viajes) 16 Fotos
Compartir:
qarthadasht
Qarthadasht
Travel Adict
Travel Adict

Registrado: Nov 02, 2011
Mensajes: 83

Envio Publicado: Sab, 13-01-2018 0:38  Asunto: Re: Viajar a Ghana, Togo y Benin Compartir Responder citando

Un saludo VIVID,
Tengo intención de ir a Benín en breve y, pese a viajar casi siempre por libre, comparto tu opinión sobre la conveniència de un guía para profundizar en un país como Benín. ¿Podrías facilitarme cómo contactar con Euloge, además de cualquier información extra que consideres interesante?

Muchas gracias por anticipado y enhorabuena por el diario (que por supuesto he votado).
Volver arriba
Ver perfil de usuario
Compartir:
Mostrar mensajes de anteriores:   
Foros de Viajes > Africa > Africa de Oeste > Foro de Togo
 Responder al tema   Versión Imprimible Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10
Todas las horas son GMT + 1 Hora
Página 10 de 10 - Tema con 100 Mensajes y 61734 Lecturas - Última modificación: 13/01/2018




RSS: Foro de Africa de Oeste RSS
Cambiar a:  


Puede publicar nuevos temas en este foro
No puede responder a temas en este foro
No puede editar sus mensajes en este foro
No puede borrar sus mensajes en este foro
No puede votar en encuestas en este foro
No Puedes adjuntar archivos en este foro
Tu puedes descargar archivos en este foro


SubForos: Ghana - Benin - Togo
Tips de viajes Tips de viajes: Mini artículos para viajeros sobre Viajar a Ghana, Togo y Benin
No tenemos Tips relacionados con Viajar a Ghana, Togo y Benin. ¿Quieres escribir el primero?




All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Google + Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad