Idioma: English Español
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Blogs 
Diario del Algarve, Huelva y Cádiz
Puntuación: 4 - 1 votos

Descripción: Diario de una semana en el sur de la Península Ibérica, pasando un par de días antes en el Algarve
Autor: Ruth200es   Fecha creación: 
 
Compartir:
Etapas 1 a 3,  total 6
 1  2  siguiente siguiente


Diario del Algarve, Huelva y Cádiz, preparativos y día 1

Etapa: Diario del Algarve, Huelva y Cádiz, preparativos y día 1

 -  Localización:  España España
Fecha creación: 07/11/2023 14:24  
Compartir:
El año 2020 el COVID hizo que, por temor, no hiciésemos uno de nuestros largos viajes. Decidimos quedarnos por la península, que también ofrece un abanico de posibilidades enorme. Nos divertimos mucho y aprendimos mucho sobre los romanos, pues visitamos varias ciudades con pasado eminentemente latino. He de decir que fue muy cómodo ir en nuestro coche, con ropa suficiente, sin problema de espacio en el maletero, pero nos faltó un poco de espíritu de aventura…

Con el coche, recién comprado, nos dirigimos al Algarve ya que allí estaba mi hermana de vacaciones y pudimos verla por fin desde Enero 2020 (pues vive en Londres y no habían podido salir hasta la fecha), y luego continuamos solos por Huelva y Cádiz. Volvimos a casa siguiendo la Ruta de la Plata por Extremadura y Castilla León hasta volver a Rías Baixas. Estuvimos de viaje desde el 12 de Septiembre hasta el 1 de Octubre, un total de 19 noches.

No llevábamos nada reservado salvo las dos primeras noches en el Algarve, donde cogí habitación en el Hotel Atismar a través de Booking. Al final del diario aportaré la dirección de mi web, donde podréis ver fotos de este diario así como a otros destinos variados.

Sin más dilación paso a relataros nuestro viaje por la Península Ibérica.

SÁBADO 12 SEPTIEMBRE 2020

Acabamos de hacer las maletas y salimos de Vigo sobre las 12 de la mañana, echando gasolina antes de emprender el viaje (53’78€). Pelayo condujo hasta el Algarve, donde nos esperaba mi hermana en Quarteira. Sólo paramos para comer unos bocadillos que llevábamos en un área de descanso y aprovechamos para echar un poco de gasolina (25€), pues en Portugal es más cara que en España. Llegamos a nuestro hotel, Atismar, sobre las 17:30-18 horas, con la suerte de que había un hueco delante de la puerta así que allí dejamos el coche aparcado. Como la Comisaría de Policía estaba en la calle paralela decidimos dejarlo en la calle.

Un coche con un hombre se nos paró al lado y nos dijo algo en portugués, sin entenderlo bien. Intuimos que nos estaba ofreciendo algo así que pasamos de él y nos pegó un grito que casi nos mata del susto. Arrancó y volvió a parar al lado de otra pareja de españoles que también estaban descargando maletas y aterrizando en el hotel. Fue una cosa un poco extraña, pues hablamos con ellos y tampoco sabían qué les había ofrecido. No tenía mala pinta e iba en un Mercedes bastante nuevo así que nos quedaremos con la duda…

Dejamos las maletas en el cuarto y nos dimos un baño en la piscina del hotel. Las instalaciones nos parecieron de Benidorm en los años 80: el hotel estaba en segunda línea de playa y se notaba que había estado bien en su momento pero se había quedado obsoleto y falto de mantenimiento. La habitación no respondía al precio que pagamos (2 noches por 133€) y lo que habíamos visto hasta el momento (hotel y alrededores) no nos seducía nada. De todos modos el Algarve no es barato precisamente…

A las 19 horas quedamos con mi hermana y mi cuñado en la puerta de su hotel, Quarteira do Sol, que parece estar un poco mejor que el nuestro (están a 200 metros uno del otro). Fuimos dando un paseo hasta el pueblo de al lado, Portomouro, donde hay un puerto deportivo espléndido, podréis ver unos yates alucinantes.

Mi hermana había reservado mesa en el restaurante Haweli, que figuraba en ese momento como número uno de la zona en Tripadvisor. Resultó ser hindú y es que comprobé que las primeras posiciones de la lista las ocupaban varios restaurantes de este tipo de comida, lo cual me pareció curioso. Pedimos varios platos para compartir:

-Aperitivo de la casa con salsas, cortesía de la casa
-Variado de entrantes
-Chicken Korma
-Lamb Rogan Josh
-Tarka Daal (lentejas)
-Chicken tikka masala
-Arroz basmati y varios naan de ajo

Para beber pedimos cuatro cervezas y un agua con gas, pagando 81€. La verdad es que fueron muy amables y la comida estaba rica; aquí podéis ver más fotos del Restaurante Hawelli. Tras una larga sobremesa buscamos un sitio para tomar un helado.

En pleno paseo de Portomouro encontramos una con terraza: Capriccio. Pedimos cuatro helados, bastante ricos, pagando 13,40€. Aquí podéis ver más fotos de la heladería. Tras el helado volvimos caminando hasta nuestros respectivos hoteles.

Al llegar al cuarto encendí la luz del baño y saltó una cucaracha gigante desde un respiradero hasta la pileta del baño. Pelayo consiguió aniquilarla al cabo de un buen rato. Luego encontró más debajo de la esterilla de la ducha pero no me lo dijo para que yo durmiese tranquila, pues era tarde, estábamos cansados y no nos apetecía bajar a recepción a protestar.


👉 Ver Etapa: Diario del Algarve, Huelva y Cádiz, preparativos y día 1
Volver arriba
Compartir:




Diario Algarve, Huelva y Cádiz, día 2: Ruta dos Sete Vales Suspensos

Etapa: Diario Algarve, Huelva y Cádiz, día 2: Ruta dos Sete Vales Suspensos

 -  Localización:  España España
Fecha creación: 07/11/2023 14:26  
Compartir:
DOMINGO 20 SEPTIEMBRE 2020

Habíamos decidido hacer el Percurso dos Sete Vales Suspensos/Ruta de los Siete Valles Suspendidos con Maca y Mario nos levantamos a las 8, desayunamos algo en el cuarto que nos había sobrado del día anterior y bajamos a recepción a quejarnos por las cucarachas. El chico nos pidió disculpas y nos dijo que bajásemos las maletas, que nos iban a cambiar de habitación.

Decidimos llevar dos coches para no tener que hacer ida y vuelta (11’4km) así que habíamos quedado con Maca y Mario a las 10 en la Playa de Centeanes. Salimos del hotel sobre las 9:15 para llegar a tiempo y, una vez allí dejamos en Centeanes el coche de alquiler de ellos con las mochilas de la playa (bañadores, toalla, chanclas, etc). A continuación fuimos en el nuestro hasta la Playa da Marinha con las mochilas para la caminata (agua, factor solar, frutos secos, etc). Si la volviese a hacer quizás hubiese empezado al revés, pues así dejaría para el final la parte que me pareció más bonita (de hecho prácticamente todas las personas que nos encontramos iban en sentido contrario a nosotros). Si os vais a bañar al final en la playa entonces casi mejor hacer como nosotros, pues no vi yo el acceso muy fácil en la Playa da Marinha ni mucha arena.

Los 5’7km de la ruta discurren por varias playas escarpadas, con preciosos paisajes kársticos con 16-24 millones de años de antigüedad, llenas de figuras: leixaos (columnas), algares (pozos), grutas, arcos, etc. Al parecer estos acantilados estaban en un pasado interrumpidos sólo por cursos de agua que desembocan en el mar desde lo alto, creando así los valles colgantes que dan nombre a la ruta.

El agua de lluvia, de naturaleza ácida (por su contenido en dióxido de carbono) provocó poco a poco la disolución de la roca calcárea (compuesta por carbonato cálcico), provocando fisuras en la roca que infiltran cada vez más cantidad de agua formando auténticos ríos subterráneos, cavidades, desmoronamientos, etc.

Actualmente se puede ver la intensa erosión que tuvo lugar en cada uno de ellos durante millones de años, tras tres elevaciones sobre el nivel del mar. Los acantilados de piedra caliza proporcionan hábitats para importantes especies de flora y fauna como matorrales de enebro (una comunidad poco común que crece en las cimas de los acantilados), orquídeas, lirios, aves marinas y murciélagos.

Dejamos nuestro coche aparcado en la carretera, pues un coche de policía, y por obras, no dejaba entrar hasta la Playa da Marinha. Comenzamos a caminar sobre las 10:20 y nada más empezar vimos los escarpados acantilados y formas erosivas varias. Además a lo largo del viaje se ven muchos fósiles, principalmente de bibalvos.

Hicimos una parada a medio camino para tomar algo en una bonita cala, la Playa de Benagil. El lugar se llamaba Casa Lamy y nos cobraron 9’10€ por cuatro cervezas, un robo, así que no os lo recomiendo. Desde esta playa salían barcos de turistas para ver la famosa Poza de Benagil (Algar de Benagil en portugués) pero era tan turístico que lo descartamos por estar saturado. Al parecer la poza no está lejos de la playa (de hecho se ve durante la ruta el agujero desde arriba) pero desaconsejan totalmente llegar nadando debido a las corrientes marinas.

La siguiente parada fue en la preciosa Playa de Carvalho, que se accede por un pasadizo con escaleras. Allí se puede apreciar la intensa erosión y además en ella crece la palmera enana, única palmera autóctona de Europa, además de la curruca sarda, un pájaro típico de la zona. La verdad es que la playa invitaba a quedarse un rato…

Continuamos bordeando el Faro de Alfanzina, construído en 1919. No llegó a él la electricidad hasta 1950 dado su complicado acceso, pues antiguamente sólo había pequeños caminos (hoy en día ya hay carretera).

Finalmente llegamos hasta la Playa de Centeanes tras tres horas y media de caminata y es que se para mucho a hacer fotos. Agradecimos que no hizo mucho sol, pues no hay ni una sombra pero sí varias cuestas y escaleras. Tomamos algo en un local que había en la playa llamado Stop (cuatro aguas 6€) y teníamos pensado quedarnos a comer allí pero no nos convencieron los precios así que buscamos en Internet algo un poco más lejos de la playa y con precios más razonables. Subimos la cuesta a pie y al final, entre los chalets, encontramos una serie de restaurantes, escogiendo el Helder’s por las buenas opiniones. Cada uno pidió un plato, que resultó abundante y rico:

-Costillas para Mario y Pelayo
-Bitoque para Macarena
-Pez espada encebollado (el más rico de todos)
-Postre: tres Dulces de la casa (estupendos) y un mousse de chocolate

El servicio fue muy amable a pesar de que estaba prácticamente lleno. Tardaron un poco en servir la comida pero mereció la pena la espera, pues estaba todo muy bueno. Para beber pedimos cuatro cañones de cerveza y una caña, pagando por todo 84’2€, precio que nos pareció correcto. Volvimos caminando hasta la playa de Centeanes (ahora cuesta abajo) y nos pegamos un baño. Luego cada uno actuó libremente: siesta, lectura, paseo, etc. El agua estaba estupenda, por cierto.

Cuando nos cansamos cogimos nuestro coche y acercamos a Mario y Maca hasta su coche, que estaba en la Playa da Marinha. Cada uno volvió a su hotel para ducharse y quedar luego para cenar. Cuando llegamos al Atismar nos informaron que nos habían cambiado de la habitación 407 a la 1008, varias plantas más arriba y de mejor categoría. No tuvieron la amabilidad de subir las maletas, las cogimos nosotros del almacén y las subimos al cuarto.

Esta segunda habitación estaba muchísimo mejor que la primera, bien pintada, y disponía de una bonita terraza. Sin embargo en el baño volvimos a encontrar otra cucaracha… El chico nos dijo que es que el Ayuntamiento no había echado productos en las calles para eliminar insectos y que por tanto era muy difícil que no hubiese en los edificios (sin embargo mi hermana no encontró ninguna en su hotel…). Nos prometió un desayuno gratis al día siguiente pero no fue así.

Tras la ducha quedamos con Maca y Mario a las 20:30 en su hotel. Nos querían llevar a un local que les tenía buena pinta, pues estaba siempre muy lleno, pero resultó estar cerrado. Entonces nos llevaron a la Tasca do Antonio, pues ya habían cenado otra noche en él y les había gustado. Presenta una bonita decoración marinera y dispone de terraza (sin embargo nosotros preferimos comer dentro).

Nos tocó una camarera muy joven y desganada con la que nos costaba entendernos (de hecho le echaron la bronca varias veces los demás trabajadores del local por diversas meteduras de pata). Pedimos queijo de primero pero o no nos entendió o no lo anotó porque nunca vino, pero tampoco apareció en la cuenta. Esto es lo que finalmente comimos:

-Almejas: ración bastante pequeña
-Chocos: ración abundante
-Cataplana de pescados: es un típico recipiente de la zona en el que se cocinan guisos tradicionales (yo creo que le faltaba cocción)

Para beber pedimos una botella de vino blanco Murallas, dos cañas, una botella grande de agua con gas y tres cafés, pagando 80’65€, lo que nos pareció un precio ajustado. Después tomamos un helado en uno de los pocos locales que quedaban abiertos en el paseo marítimo de Quarteira llamado Cervecería Milán. Estaban muy buenos pero no sé cuánto costaron porque nos invitó mi hermana (de hecho nos gustaron más que los del día anterior). Es fácil de reconocer porque tiene un muñeco horrible en la puerta. Volvimos hasta nuestros respectivos hoteles tras una larga charla en la terraza del local.

Cuando llegamos al hotel mi reloj marcaba 26.720 pasos, no estaba mal para el primer día de vacaciones. Al entrar en la habitación resulta que había quedado un grifo del baño mal cerrado y estaba encharcado, con la mala suerte de que el agua ya había salido el cuarto y llegaba hasta la cama. En recepción le dejaron una fregona a Pelayo, quien se encargó de secar el suelo. Se ve que no hemos tenido buena suerte con el hotel…


👉 Ver Etapa: Diario Algarve, Huelva y Cádiz, día 2: Ruta dos Sete Vales Suspensos
Volver arriba
Compartir:




Diario Algarve, Huelva y Cádiz, día 3: del Algarve a Huelva

Etapa: Diario Algarve, Huelva y Cádiz, día 3: del Algarve a Huelva

 -  Localización:  España España
Fecha creación: 07/11/2023 14:28  
Compartir:
LUNES 21 SEPTIEMBRE 2020

Nos levantamos sobre las 8:30, desayunamos lo que sobró del viaje (pues aunque nos prometió el encargado el día anterior el desayuno para hoy, la chica de recepción del Hotel Atismar no sabía nada y no se atrevió a dejarnos pasar al comedor), cerramos las maletas y dejamos el cuarto. En la puerta del hotel nos esperaban Maca y Mario para despedirse. Tras un montón de besos y abrazos, pues no sé cuando podremos volver a verlos, emprendimos nuestra ruta sin destino fijo.

La primera parada fue en Faro, donde queríamos ver la Igreja do Carmo, pues en su parte trasera alberga la Capela dos Ossos. Aparcamos el coche en la calle, justo en un lateral de la Iglesia, y a pesar de que había que pagar no pusimos ticket, pues no teníamos monedas. Pagamos en la Iglesia 2€/persona para poder entrar al templo: bonito retablo del Siglo XVIII, además de cuadros y figuras.

Al fondo hay un jardín en onde se encuentra la famosa Capilla de los Huesos, cuyas paredes están completamente cubiertas con los huesos de los monjes carmelitas, los cuales al parecer fueron exhumados de los cementerios de Faro por falta de espacio. Hay principalmente calaveras, fémurs, tibias y vértebras. Puede ser llamativa y/o macabra, pero mucho más me pareció la de los Capuchinos de Roma (os invito a que busquéis fotos en Internet).

Continuamos la ruta en coche hasta Olhao, donde nuevamente aparcamos en la calle, esta vez en zona gratuita. Caminamos unos metros hasta el Mercado de Abastos pero cuando llegamos, sobre las 11:15, apenas quedaba ya pescado, sólo frutas y verduras. Hay mucha animación alrededor del Mercado así que decidimos sentarnos en una de las terrazas y tomar algo, escogiendo una que se llamaba Cais Club. Tomamos dos cañas, pagando 4,2€. Volvimos callejeando hasta el coche por el interior de la localidad y la verdad es que hay unas zonas preciosas.

Continuamos el viaje hasta Huelva, siguiendo las indicaciones del GPS, y cuando llegamos a Vila Real de Santo Antonio nos dijo que teníamos que coger un barco para cruzar el río Guadiana. Efectivamente estábamos delante de la pequeña terminal de ferrys así que entramos a preguntar y resulta que en unos minutos salía un barco, costando el viaje de coche y dos personas 7’4€. Decidimos cogerlo en vez de ir hasta el puente, que estaba a unos kilómetros más lejos.

El viaje fue gracioso, pues no habíamos subido el coche nuevo a ningún barco todavía, y además porque la gente y los vehículos van mezclados. En un cuarto de hora, más o menos, nos dejaron en Ayamonte. Como ya era la hora de comer nos dirigimos a Isla Canela, donde nos habían recomendado un local llamado Los Barriles. Cuando llegamos resulta que estaba cerrado así que nos sentamos en la terraza de otro que estaba al lado, llamado La Palmera. Pedimos una ración de cazón en adobo, una de choquitos y una de tomate; de postre unas natillas y un flan.

Estaba todo muy bueno y abundante. Además tres cañas, pagando 39’4€, lo que nos pareció un buen precio. Además el camarero, llamado José, fue muy amable y nos hizo algunas recomendaciones para nuestros días en Huelva. Aquí podéis ver más fotos del restaurante La Palmera.

Tras la comida entré en la playa para verla y hacer un par de fotos, pero continuamos ruta por las Marismas de Isla Cristina (donde además vimos salinas), Islantilla (parando para ver la playa) y El Rompido, donde hay una preciosa lengua de arena. Por cierto, os dejo aquí otros lugares de la zona que nos recomendaron pero que no nos dio tiempo a probar: El Bombadil o Los Barriles en Isla Canela, Maluf, Casa Rufino o La Bocanna en Isla Cristina, Casa Machaquita en Islantilla, Macha o Mar de kañas en La Antilla, Doña Gamba, los guisos marineros de La Patera, Río de Piedras o Chiringuito La Arena en El Rompido.

Paramos un poco más adelante, en Punta Umbría, entrando a ver la Playa de Los Enebrales, la cual forma parte de un sendero con muy buena pinta, que bordea al bosque mediterráneo costero. Atravesamos un bonito pinar a pie hasta llegar a la playa, donde se puede apreciar el sistema dunar.

Finalmente llegamos a Huelva en donde había reservado un hotel de tres estrellas (con cancelación gratuita) pero en el último momento salió una oferta en Booking: dos noches en el Hotel Exe Tartessos, con cuatro estrella, en plena zona peatonal pero con parking privado, por 125’58€. Era más barato que el Atismar y le pegaba mil vueltas, menuda decepción el Algarve… La verdad es que el hotel nos encantó, aquí podéis ver más fotos.

Nos duchamos y salimos a dar una vuelta por el centro de Huelva (como dice de broma un amigo nuestro: por «Huelva York»). Vimos la Plaza de las Monjas con la estatua de Colón, el Muelle del Tinto, el Puerto, etc. La verdad es que nos gustó mucho y me quedé con ganas de pasear todo el muelle, construido a principios del siglo XX por la empresa «Rio Tinto Company Limited» sobre el río Odiel con el fin de embarcar el material procedente de las minas.

Decidimos cenar en un local que nos habían recomendado varios amigos: Cervecería Bonilla, que se encuentra en un lugar precioso al borde del mar (al parecer hay varios por la ciudad pero este es el más chulo). Cuando llegamos estaba prácticamente vacío pero poco a poco empezó a llenarse. Pedimos varias tapas: albóndigas de choco, presa ibérica, coquinas, gazpacho (lo recuerdo bien bueno) y salpicón de marisco, además de tres cañas y un agua con gas, pagando 38’5€.

Volvimos dando un paseo hasta nuestro hotel, en busca de una heladería y resulta que no encontramos ninguna abierta hasta que llegamos a la calle paralela del Exe Tartessos. Se llamaba Pura Vida y allí probamos los helados más ricos de todo el viaje. Pelayo pidió de mango lassi picante y turrón, yo de chocolate con ron y mango lassi picante, pagando 6,4€. Además la chica que nos atendió era muy amable, un lugar donde volver y volver. Nos tomamos el helado sentados en un banco de la zona peatonal y finalmente nos fuimos a dormir.


👉 Ver Etapa: Diario Algarve, Huelva y Cádiz, día 3: del Algarve a Huelva
Volver arriba
Compartir:




Etapas 1 a 3,  total 6
 1  2  siguiente siguiente


📊 Estadísticas ⭐ 4 (1 Votos)
  Puntos Votos Media Visitas
Actual 0 0 Media 86
Anterior 0 0 Media 84
Total 4 1 Media 688

05 Puntos
04 Puntos
03 Puntos
02 Puntos
01 Puntos
Para votar necesitas conectarte como usuario registrado.
Te puedes registrar gratis haciendo click aquí

comment_icon  Últimos comentarios al diario Diario del Algarve, Huelva y Cádiz
Total comentarios: 1  Visualizar todos los comentarios
Salodari  Salodari  08/11/2023 19:43   📚 Diarios de Salodari
Qué ruta tan bonita!! Anímate a ponerle unas fotitos. Gracias por compartir Amistad Te mando unos puntitos.
CREAR COMENTARIO EN EL DIARIO


👉 Registrate AQUÍ


forum_icon Foros de Viajes
Pais Tema: Viaje por España ¿Dónde ir?
Foro general de España Foro general de España: Viajes por España: ciudades, visitas, turismo rural, playas, balnearios, paradores nacionales, escapadas románticas etc. Para temas que no se ubiquen en los otros foros zonas de España o que cubran varias zonas.
Ir a tema del foro Ir a tema del foro
Últimos 5 Mensajes de 1069
616190 Lecturas
AutorMensaje
Lecrín
Lecrín
Admin
Admin
01-02-2009
Mensajes: 24630

Fecha: Lun Feb 12, 2024 04:21 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

Anniemoon, he viajado mucho en primavera a Extremadura por tener familia allí (sur de Cáceres) y el paisaje predominante es la dehesa de encinas. El eje Trujillo - Guadalupe ofrece naturaleza e historia a raudales. Por situación y servicios, Cañamero puede ser una buen base.
Lecrín
Lecrín
Admin
Admin
01-02-2009
Mensajes: 24630

Fecha: Lun Feb 12, 2024 07:25 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

Más cosas: Estoy ahora mismo en la Sierra de Zuheros (Subbética Cordobesa), bosque mediterráneo autóctono: encina, quejigo, acebuche...nada de pino. Más cerca de ti y en plan parecido tienes la Sierra de Andújar donde, además de naturaleza, puedes disfrutar de pueblos: Andújar, Montoro, Baños de la Encina...
AnnieMoon
AnnieMoon
Willy Fog
Willy Fog
02-04-2009
Mensajes: 11751

Fecha: Lun Feb 12, 2024 07:59 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

Gracias Lecrin y Pepe por tantas opciones!! Mañana mismo me pongo a mirarlas. Nos han escrito de Monfrague diciéndonos que solo hay pinos en una zona y que en el resto no deberíamos tener problemas con las orugas, así que aún no lo hemos descartado, pero si queremos mirar otras opciones, así que nos viene genial Amistad
Lecrín
Lecrín
Admin
Admin
01-02-2009
Mensajes: 24630

Fecha: Lun Feb 12, 2024 11:23 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

Pues no creas, que estaba yo pensando que tampoco recuerdo mucho pino en Monfragùe Ojos que se mueven Contando con protección desde los años setenta, se ha librado de repoblaciones salvajes. Hay todavía en España bastantes espacios donde disfrutar de la variedad de los bosques autóctonos así que, esta vez uno y en otra ocasión será otro
TrN87
TrN87
New Traveller
New Traveller
12-02-2024
Mensajes: 3

Fecha: Mar Feb 13, 2024 09:56 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

Quq fotos mas chulas

- Mensaje escrito desde Navarra y sus pueblos-2015 -
Respuesta Rápida en el Foro

¡Regístrate Aquí para escribir en el Foro!



Mostrar/Ocultar Galería de Fotos
España
Burgos: bailes y trajes regionales
Spainsun
España
Vistas desde Monte Igueldo
Vvb75
España
Ultima hora en el teide
Thekat
España
Fachada Universidad de Salamanca
Spainsun
All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. Aviso Legal - Privacidad - Publicidad
Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Facebook Twitter instagram Canal de Youtube