Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


HUÉ Y HOI AN -Diarios de Viajes de Vietnam- Abaquo
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace

Diario: VIETNAM Y PUNTO FINAL  -  Localización:  Vietnam  Vietnam
Descripción: En solitario y por libre en el norte y centro de Vietnam con visita a Luang Prabang
Autor:    Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:

Índice del Diario: VIETNAM Y PUNTO FINAL
01: HANOI

02: NIN BIN



Etapa:  HUÉ Y HOI AN  -  Localización:  Vietnam Vietnam
Abaquo  Autor:    Fecha creación:   
Compartir: 
Compartir:


HUÉ. TUMBAS

Sin chao,
Esto de entrada, para demostrar que ya hablo vietnamita. Sin chao quiere decir hola, lo que es evidente, porque chao ya sabemos que es adiós y "sin" pues está más claro aun, así que hola se dice "sin adiós", lógicamente.
Llegué a Danang en vuelo desde Hanói con un retraso de 4 horas gracias a la nefasta Jet Star Pacific, cogí taxi hasta la estación de autobuses y allí bus a Hué. Día perdido en desplazamientos, sobre todo con el retraso aéreo Malvado o muy loco
Alquilé una moto para recorrer los alrededores de Hué y visitar los palacios y tumbas de varios emperadores. La moto me costó 4,50 euros todo el día, me perdí un montón de veces por las carreteras locales, pregunté en mogollón de ocasiones, la mayoría no me entendían, a pesar de que les gritaba mucho...todo muy divertido, el día buenísimo para andar en moto. Estuvo muy bien.
La primera parada fue en la pagoda Thien Mu. No vale gran cosa, pero está junto al río, cerca de la ciudad y se puede venir por aquí para continuar luego a las tumbas. Casi lo mejor son los enormes bonsais de los jardines.



pagoda Thien Mu/sombreros/Minh Mang

Luego di bastantes vueltas para llegar a la tumba de Minh Mang, es algo complicado y las señalizaciones brillan por su ausencia. Pero tras preguntar varias veces y desandar el camino en alguna ocasión, conseguí encontrarla. Más interesante que la pagoda anterior, consta de un amplio recinto completamente amurallado con diversos pabellones de relativo interés, junto a un lago en un bonito entorno.
Y luego, tras preguntar también unas cuantas veces, porque con frecuencia la gente te contesta sin saber y te mandan a otro lado -de hecho llegué hasta las afueras de Kuala Lumpur-, encontré otra tumba, la Tu Duc. Como la anterior, en un recinto enorme hay varias construcciones que servían de vivienda a la familia imperial, hay también un lago con una isla artificial en medio y un pabellón en el agua, que, en su momento debió tener un aspecto bastante más atractivo que el que presenta actualmente. De todas formas, el lugar tiene su encanto y puede uno imaginarse el esplendor de la vida imperial en una atmósfera tan romántica como ésta.
Me quedó tiempo, sacrificando otra tumba, la Kai Din, de ir a ver el famoso puente japonés a 7 km de la ciudad y en otra dirección. Me costó encontrarlo, pero di con él al atardecer. Es un puente pequeño, gracioso, original para nuestros ojos occidentales, pero nada que vaya a emocionar a uno y menos después de dar vueltas buscándolo. Si sobran un par de horas, está bien, pero no vale la pena dejar de ver las tumbas para venir hasta aquí.



Hué, puente japonés y alrededores

Regresé a la ciudad para ver todavía el Museo Real, recomendable si sobra tiempo, y una pagoda más, cerca de los muros de la ciudad imperial, la Dieu De, visita prescindible, no hay nada especial en ella.
Me daba pena terminar la jornada motorística, así que decidí dar una vuelta por la ciudad empezando por cruzar un puente que es solo para motos y bicicletas. Es una locura, porque a pesar de no haber coches, el tráfico es tan denso que vas lentísimo en medio de un río de vehículos a dos ruedas. Pero me gustó la experiencia y como si de un parque de atracciones se tratara, di otra vuelta para pasar otra vez por el puente, la cosa tiene su punto, probadla y veréis cómo os gusta.
El cruce con semáforo previo al puente me lo salté en ámbar y en unos segundos ya me venían 327 motos para entrarme por la izquierda mientras yo tenía que girar tb a la izquierda pero por delante de ellos. Pensé: “de esta no salgo”. Pero, curiosamente, todos me dejaron un hueco por donde meterme sin que nadie me pitara ni me insultara ni me tirara nada. Sorprendente.
Pero de todos modos, la conducción , es una pasada. Como en Indonesia, casi todo son motos y en los cruces es impresionante, pasan todos al mismo tiempo entrecruzándose, una auténtica locura, porque cualquier giro es posible y te vienen de todos lados, con si fueran los indios en una peli del oeste: al ataqueeeee. Enseguida les pillé su estilo e intenciones. Y yo, pues como ellos, hice lo que pude, y me llevé por delante a dos viejas, tres bicis con niños y un cochecito de inválidos.
Al anochecer, decidí que me vendría bien un buen masaje al aceite por todo el cuerpo, y lo conseguí baratito por unos 4,50 €
Me alojé en el Thai Bin 2, a 22 € habitación grande con un buen desayuno, sitio muy tranquilo y recomendable. Reservado con Agoda.


Fruteras con cestos



HUÉ. CIUDAD IMPERIAL


Al día siguiente, visité la ciudad imperial de Hué, muy interesante, un recinto cerrado por altos muros, con numerosos palacios y edificios donde vivía la familia imperial vietnamita en el s XIX, mucho lujo, jardines con estanques, peces, pájaros, pero no todos juntos, es decir, los peces en el agua y los pájaros volando, que Vietnam es un país con sus rarezas, pero no llega a estos extremos de mezclarlo todo sin fundamento. Se ha perdido mucho de lo que fue en su día, en el siglo XIX debió ser espectacular. Hoy quedan varios pabellones más o menos restaurados, un teatro, unas magníficas portadas con mucha decoración de cerámica policromada… Ah, y también había un polo. Lo cuento, tiene su miga, aunque no era pan, sino un helado.


Entrada con palio

En un bar dentro del recinto, me quise comprar un polo. Un polo, no un pollo, que a veces cambiando una sola letra, cambia también el cuento completamente. Mỉré en la nevera y vi uno que me pareció apetecible, blanco y amarillo. De nata y vainilla, pensé, que rico. O nata y limón. Muy bueno. O coco y... Era un polo vietnamita, nada de Camy o Frigo, aquí no hay de eso. Al pasar junto a una vieja de allí, me olió fatal y pensé que no se había lavado los bajos y llevaba las bragas mu cochinas. Como estoy al lado de China... Después, pasé por un charco y pensé que serían aguas fecales de los reyes de Vietnam que aun seguían allí desde mediados del siglo XIX, porque me olió a huevo podrido. Como el olor no se iba y además de oler "me sabía" fatal, olí el polo y no me lo podía creer, el olor que me acompañaba era del helado. Aquel polo era...era...Tuve que asegurarme chupando y concentrándome en el sabor...y no me chupo duda, digo cupo duda alguna...Blanco y amarillo, todo encajaba. Me parecía imposible hacer un helado de eso. ¿Habrá alguien que compre un polo así? Pues sí, yo . Era de... ¿de qué era?


Pues el dichoso polo era de HUEVO FRITO…pero ¿a quién se le ocurre?
Lo peor, que a pesar del asco que me dio en aquello momento, no lo quería tirar porque me había costado casi un euro y seguí comiéndolo hasta que casi vomito y se lo di a un caballo, que ni lo quiso comer. Se dio la vuelta y, menospreciando el regalo que con todo cariño le hacía, le cagó encima. De verdad que a veces hay cosas, experiencias, vivencias de la vida misma que te causan una profunda comezón, que te hacen sentir mal incluso contigo mismo. Mejor no darle muchas vueltas al tema, que me deprimo.
Por cierto, acabo de repasar lo escrito y veo que puse “comezón”, en vez de poner “desazón”. La comezón es un picor, me parece que generalmente en la entrepierna. Si se extiende a otras partes del cuerpo se llama “purito”.



Para ir de Hué a Hoi An, lo mejor es el bus. Compré el billete el día anterior en una agencia, me costó 80.000 dongs, unos 3 €. De la agencia me fueron a buscar en moto al hotel. Salió puntual a las 13.30, iba lleno y me tocó al fondo de todo, abajo, tenía que ir tumbado, con el techo bastante pegado, aquello parecía un nicho múltiple, ya que llevaba dos cadáveres más a la izquierda y uno a la derecha. En total, fueron 3 h, de las que unos 25 minutos los pasamos parados en Da Nang delante de un bar, supongo que para llevarse una comisión.


HOI AN



Hoi An es algo especial en todo el sudeste asiático, no he visto ningún otro núcleo parecido. Quizás Malacca o Georgetown en Malasia, si se restauraran, podrían comparársele. Tiene mucho encanto por diferentes motivos, en primer lugar su arquitectura, varias calles repletas de bonitas casas de colores, algunas de madera, casi todas de dos plantas, con magníficos interiores en algunos casos, resultando un conjunto bastante homogéneo. La mayor parte del día todo el centro es peatonal, lo que sin duda contribuye a que pasear por ella resulte de lo más agradable, totalmente opuesto al terrible ambiente, por ruidoso e incómodo, que se encuentra uno en la zona “antigua” de Hanoi, por ejemplo, con motos y coches agobiándote constantemente. Un tercer motivo es el agua, el canal con los barcos, el puente, los farolillos nocturnos, la isla enfrente con restaurantes, la bulliciosa vida a todas horas… El tamaño, perfecto para abarcarla paseando, descubriendo casas preciosas, pabellones (por ejemplo el hogar de discapacitados, que recomiendo visitar), pequeños museos etc. Y dedicarle un día entero no es demasiado, se lo merece, y vivir la tarde noche se hace imprescindible. El hecho de que desde allí se puedan organizar excursiones a Da Nang, las montañas de mármol, la playa y My Son, colaboran a que sea muy buena idea pasar allí unas 3 noches, que fue exactamente lo que hice.
Nada más bajar del bus ya surgen las moto-taxis, me piden 60.000 por ir al hotel, que estará a unos 3 km. Regateo y quedamos en 40.000 dongs, es decir, 1,50 €. Recomiendo el hotel Sunshine, con una muy buena relación calidad-precio, un 3 estrellas con piscina en un sitio tranquilo, al este de Hoi An. No está céntrico, hay que coger una moto-taxi o pasear unos 25 minutos. Una de las veces me perdí, pero pregunté a un chico y me llevó gratis en moto, no quiso aceptar dinero. A pesar de lo que dicen sobre los vietnamitas y su limitada amabilidad, mi experiencia ha sido muy positiva, la gente es encantadora. También buscando un templo en las afueras, pregunté a una chica y me llevó en moto, muy amable.


Hay un abono para entrar en 5 lugares a escoger entre una amplia lista. Visité tres de las casas chinas más recomendables, la Tan Ky, la Phung Hung y la Trang; una casa comunal, una pagoda y un museo de cerámica. Y por supuesto, el famoso puente japonés, que es simplemente un puentecillo coqueto y simpático sin más, similar al de Hué. Mejor no esperar nada especial ni del puente ni de ninguno de los edificios que se visitan en Hoi An, de lo contrario decepcionarán. Eso sí, hay que entrar a verlos.
Me alojé 3 noches en el Sunshine, a unos 15 minutos a pie de la ciudad. Muy recomendable, con piscina, tranquilo, a 22€ por día, reservado con Agoda.


Barcos Hoi An

LAS MONTAÑAS DE MÁRMOL

Me apunté a una excursión organizada para visitar las montañas de mármol, el museo Cham de Da Nang y la China beach.
Me recogieron en el hotel con un tremendo todoterreno, cuando yo esperaba un autobús más o menos cutre. Pensé al verlo llegar: “estos no vienen por mí”, vendrán a llevar al aeropuerto a algún jeque árabe. Pero allí en recepción no había ningún jeque, tampoco ningún famoso, ni siquiera Belén Esteban. Al verme esperando algo o alguien, me preguntó y le enseñé el recibo de la excursión, pero me lo devolvió como diciendo: “por 7 € que has pagado no pretenderás venir con nosotros, ¿no?” Me senté otra vez ante el ordenador para seguir esperando, mientras el fulano preguntaba algo en recepción. Me señalan, al final sí que era por mí, me levanto rápido, como hago todo siempre, y tropiezo en la mochila que tenía en el suelo. Me voy de bruces y no me pego una morrada contra el suelo porque me para el chico y acabo en sus brazos. Empezamos bien la excursión, pienso.
En el cochazo vamos 5: el conductor, que curiosamente va sentado al volante, estos vietnamitas…el guía, de copiloto; a mi lado un australiano. Lo sé porque tenía cara de canguro y daba saltitos en el asiento. Y detrás otro fulano más difícil de identificar, pero hablaba muy bien inglés, así que de Almería no era.


Tras dejar a uno en el aeropuerto, nos llevan al Museo Cham, mientras cae un monzónico palo de agua. El museo no es grande, pero tiene unos cuantos relieves y esculturas de altísima calidad, de magnífica factura, sorprendente originalidad y excepcional belleza. Para cualquiera con un mínimo de sensibilidad artística es una visita obligada en Vietnam. Teniendo en cuenta el poco patrimonio monumental del país, sin duda este conjunto es uno de sus puntos culminantes. Las obras son, en su mayoría, de los siglos VII al XI y recuerdan en algunos casos, especialmente los frisos con figuras humanas y de animales, a la mejor escultura románica europea.
El australiano, que no entendía ni papa de arte, se aburrió pronto y tuvo que esperarme un rato con el guía. Yo no estaba dispuesto a pasar por el museo como si fuera un turista de viaje organizado, ni hablar, aunque la excursión lo fuera. Y necesitaba tiempo para poder hacer las fotos, afortunadamente se puede. Al guía, por cierto, un joven muy agradable, le comenté el nivel de las obras allí expuestas y quedó tan satisfecho como si las hubiera hecho él mismo.


Luego nos fuimos a ver las montañas de mármol, en parte un tanto decepcionantes. Quizás porque, al tratarse de una excursión organizada, me limité a seguir al guía y creo que nos perdimos algunos puntos que valían la pena. Subimos en el ascensor y vimos una cuevita en la que nos metimos y comenzamos una pequeña escalada hasta alcanzar el punto más alto. El australiano resoplaba, yo maldecía tener los meniscos fastidiados por el pádel. Las vistas, bueno, puede que valgan la pena, pero aunque ya no llovía, el día no estaba soleado y la línea de costa no destacaba mucho.
La cueva grande es lo más llamativo de lo que allí vi. Un espacio muy amplio, de altísimo techo rocoso con algunos huecos que dejan pasar algo de luz, ha sido convertido, cómo no, en un santuario con budas y altares. La cueva se ve desde lo alto de unas escaleras, pero para acceder a ella hay que bajar. El australiano, después del esfuerzo de la mini escalada anterior, estaba que ya no podía más y se quedó arriba esperando. Yo, en parte porque me apetecía estar y ver aquello bien, pero en parte también por demostrar que un español puede más, por supuesto que las bajé.




Luego me enteré que también hay unas pagodas, pero no las visitamos. Aunque el día no era bueno, yo quise acercarme a la playa para echarle un vistazo y quizás bañarme. No estaba dispuesto a irme de Vietnam sin probar su mar. La China Beach, inmensa, y desierta en aquel momento, se pierde en ambas direcciones, y no resulta especialmente acogedora ni atractiva, en parte porque el mar estaba picado y revuelto en la misma orilla. No estamos en la mejor época del año, en noviembre hay monzón en esta zona y se nota en las playas. De todas formas, yo me tenía que bañar y me bañé. La corriente era bestial, incluso con el agua por la rodilla, nunca vi nada semejante. Si te ponías a flotar, en 5 segundos estabas a varios metros de distancia. En 10 minutos, llegabas al aeropuerto, y eso que está en el interior. Pensé: esto es peligrosísimo, no me extraña que aquí no haya nadie, bien porque da miedo o porque todos los bañistas han sido arrastrados a otras zonas de Vietnam por esta tremenda resaca. Así que salí de allí, sin dejar de contemplar la posibilidad de volver a Hanoi en vez de volando en avión, dejándome llevar por la corriente del mar. Lo descarté porque la maleta se me iba a mojar toda.
Volví a demostrar al mundo, por medio del chófer y del guía que eran los únicos que allí estaban y que lo contarían a los 4 vientos, que un español es mucho más decidido que un australiano, porque este se limitó a pasear por la playa y tuvo miedo hasta de meter los pies, seguramente creyendo que un cocodrilo se los podría comer.
Mi satisfacción aumentó cuando al salir de la playa veo, exactamente a la altura del punto donde yo me metí en el agua, un letreo que ponía “prohibido el baño, zona muy peligrosa”.



Imágenes de Hoi An y Hué


MY SON

Fui en excursión organizada a la selva a ver unas ruinas perdidas durante siglos, tipo las de Camboya, pero desgraciadamente bastante más deterioradas por el tiempo y por las guerras. Llovió todo el rato, desde que salí del hotel, a las 8, hasta exactamente el momento en que acabamos la visita a las ruinas. Entonces, dejó de llover, lo que a ninguno nos importaba ya un carajo porque estábamos todos empapados. Menos mal que yo llevaba el plástico que usan los guiris, lo que también encaja, porque aquí yo soy un guiri, como los alemanes, ingleses y todo eso que vemos en España.


Las ruinas son una ruina, la verdad, queda poco de lo que fueron unos templos preciosos, tal como se aprecia en los dibujos del museo. Los motivos decorativos han desaparecido casi todos y los edificios son más bien pequeños. Pero si hay tiempo, vale la pena hacer esta excursión, que se completa con una vuelta en barco por el río, una comida más propia de un perro, de un perro fino, con pedigrí, eso sí, y una parada para ver artesanos de la madera y el trabajo en nácar.
Siempre huyo de las excursiones organizadas, me gusta muchísimo más ir a mi aire, pero en Vietnam, al no poder alquilar coche, es más práctico, y barato, apuntarte a un tour de estos. My Son está demasiado lejos para ir en una moto pequeña y además en esta época tampoco lo recomiendo, noviembre es el mes más lluvioso en esta zona.

Volver arriba

Compartir:
Ver más diarios de Abaquo Ver más diarios de Vietnam Etapa anterior Etapa anteriorEtapa siguiente Etapa siguiente


VOTACIONES A LA ETAPA
Mes Puntos Votos Media
Actual 0 0
Anterior 0 0
Total 10 2
Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar esta etapa debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 193 Visitas mes actual: 96 Total visitas: 12547

  Últimos comentarios al diario:  VIETNAM Y PUNTO FINAL
Total comentarios 31  Visualizar todos los comentarios

abaquo  abaquo  08/06/2013 14:08   
Comentario sobre la etapa: HUÉ Y HOI AN
Muchas gracias, Ronh, creo que no siempre es tan fina la ironía, jeje. A ver si me contratan los de la Lonely, mi trabajo ideal, inshallah

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN LA ETAPA

Registrate AQUÍ
Volver arriba


Foros de Viajes
Ciudad Tema: Hue: Qué ver, Tours, Transporte, ... - Vietnam
Foro Sudeste Asiático Foro Sudeste Asiático: Vietnam, Camboya, Laos, Myanmar, Indonesia, Malasia, Filipinas... y resto de Sudeste Asiático excepto Thailandia
Ultimos 5 Mensajes de 204
28195 Lecturas
AutorMensaje
Golorito
Golorito
Super Expert
Super Expert
Mar 29, 2008
Mensajes: 715

Fecha: Sab Oct 21, 2017 01:58 am    Título: Re: Hue: Qué ver, Hoteles, Restaurantes, ... - Vietnam

@nari85, hay algún hilo para que la agencia de Hue pueda anunciar sus servicios? No se encontrarlo...

Mil gracias por adelantado.

Amistad
nari85
nari85
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Ago 15, 2010
Mensajes: 26841

Fecha: Sab Oct 21, 2017 12:10 pm    Título: Re: Hue: Qué ver, Hoteles, Restaurantes, ... - Vietnam

Golorito Escribio:
@nari85, hay algún hilo para que la agencia de Hue pueda anunciar sus servicios? No se encontrarlo...

Mil gracias por adelantado.

Amistad

Hola si eres tu recomendando puedes dejar el comentario aqui Vietnam: Agencias locales

Si es la misma agencia entonces tiene que ir en ofertas comerciales

Saludos
Golorito
Golorito
Super Expert
Super Expert
Mar 29, 2008
Mensajes: 715

Fecha: Sab Oct 21, 2017 02:44 pm    Título: Re: Hue: Qué ver, Hoteles, Restaurantes, ... - Vietnam

nari85 Escribio:
Golorito Escribio:
@nari85, hay algún hilo para que la agencia de Hue pueda anunciar sus servicios? No se encontrarlo...

Mil gracias por adelantado.

Amistad

Hola si eres tu recomendando puedes dejar el comentario aqui Vietnam: Agencias locales

Si es la misma agencia entonces tiene que ir en ofertas comerciales

Saludos

Las ofertas comerciales! Cual es el hilo? No se encontrarlo.

Mil gracias Nari85

Amistad
nari85
nari85
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Ago 15, 2010
Mensajes: 26841

Fecha: Sab Oct 21, 2017 03:33 pm    Título: Re: Hue: Qué ver, Tours, Transporte, ... - Vietnam

Hola te escribo por privado para no desviar el hilo

Saludos
Golorito
Golorito
Super Expert
Super Expert
Mar 29, 2008
Mensajes: 715

Fecha: Sab Oct 21, 2017 04:32 pm    Título: Re: Hue: Qué ver, Tours, Transporte, ... - Vietnam

nari85 Escribio:
Hola te escribo por privado para no desviar el hilo

Saludos

Muchas gracias Nari, ya lo recibí

Amistad
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ




All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Google + Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad