Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


CARIBE BOCAS DEL TORO: Isla Colón y Bastimentos -Diarios de Viajes de Panama- Isla74
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace

Diario: PANAMÁ - PANAMÁ Un viaje de 22 días entre dos aguas  -  Localización:  Panama  Panama
Descripción: Anulada por la Pura Vida y por el protagonismo turístico de su vecina Costa Rica, Panamá ofrece al viajero mucho más que Bocas del Toro y más que su famoso Canal…A orillas del Caribe y del Pacífico, esconde selvas, volcanes, bosques lluviosos y tropicales, raftings, trails, canopys, buceo, snorkel, surf, kite, kayaks, ballenas, tortugas marinas, montañas, observación de aves, islas, islotes, preciosas playas, corales, etnoturismo, baños termales, historia…y el archipiélago idílico de San Blas (Guna Yala) que te prometo que se grabará para siempre en tu memoria…Sin duda, un destino, al menos para nosotros, bastante completo y espectacular.
Autor:    Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:



Etapa:  CARIBE BOCAS DEL TORO: Isla Colón y Bastimentos  -  Localización:  Panama Panama
Isla74  Autor:    Fecha creación:   
Compartir: 
Compartir:
DÍA 7: DE BOQUETE A BOCAS DEL TORO

Tempranito hacemos el checkout y nos ponemos en marcha. Paramos a desayunar en la rica pastelería, Sugar & Spice dulces gourmet, a la salida del pueblo y conectamos a Jenny para que nos lleve por el camino más corto a Almirante, donde dejaríamos el coche en un parking y tomaríamos un bote taxi que nos llevaría hasta la isla de Colón.

Jenny nos llevará por la carretera de montaña de Caldera por la que cortaremos bastante camino. Una última parada para despedirnos del volcán más alto de Centroamérica y continuamos enlazando con la carretera que sube desde Gualaca. Bordeamos la Reserva Forestal de Fortuna, atravesando preciosos paisajes verdes rabiosos decorado con numerosas cascadas…algunas perennes otras estacionales, pasamos por la presa del río Hornito y en Rambála tomamos el desvío a la izquierda hacia Miramar.

Avanzamos hacia el Caribe y el paisaje va cambiando, sencillos palafitos de madera salpican el camino, viviendas adaptadas a lo efímero del Caribe, a sus huracanes y a sus agradables brisas, a sus muchas aguas, a su exceso de luz…al calor…el ritmo de la vida parece ralentizarse aún más si cabe.


Islas, islotes comienzan a aparecer por el turquesa horizonte. Nos quedan un par de curvas y rectas para llegar a la laguna y pueblo de Almirante. En la entrada del pueblo es habitual que se acerquen locales para ofrecerte sus servicios, que básicamente consiste en informarte, indicarte donde dejar el coche y donde tomar el bote taxi que te llevará a la isla. Decidimos comer primero y luego hacer la logística.

Es un lugar con aparente poco encanto, nacido a principios de siglo XX en terrenos ganados a los mangles y construido por la Unit Fruit Company como puerto base para sus exportaciones de banana. Sus pobladores son descendientes de jamaicanos y mano de obra de la Compañía, y en sus calles es fácil ver mezclas de afrocaribeños, hindús y judíos…y al parecer desde el 2002 están invadidos por los chinos…de nuevo la diáspora oriental que coloniza el mundo….

Y hablando de diásporas, conquistadores y colon-izadores… pues sí, por el archipiélago pasó Colón en su cuarto y último viaje. Su travesía dejó nombre no solo a la mayor de las islas, si no a Bastimentos donde se abastecieron, o a Carenero donde carenaron sus barcos… o San Cristóbal…dedicada al patrón de los viajeros, marineros, barqueros…

Aquel lugar de tránsito lo recuerdo sucio, con calles llenas de plásticos de todos los formatos y colores, …dejamos el coche en el parking y fuimos al rústico embarcadero a comprar el boleto-ticket de la barca-taxi. No nos dio tiempo a movernos de allí pues en breve saldríamos.


El trayecto dura quizás una hora, hay nubes gordas y caribeñas pero luce el sol y el océano se vuelve traslucido, turquesa,… la vista se pierde en un horizonte de casi todos los posibles azules. Enfilamos al sur de la cuarta isla más grande de Panamá donde se encuentra la turística ciudad de Bocas del Toro.

Nos interesaba más Bastimentos, que con su Parque Nacional Marino tiene más naturaleza y menos infraestructuras para el turismo. Pero por tomarle también el pulso a Bocas decidimos pasar allí la primera noche.
Y como solo sería una, y no aprovecharíamos demasiado el alojamiento… pues nos decidimos por algo sencillo y económico en el barrio de Saigoncito.

Para no cargar con las mochilas bajo el sol cogimos un taxi que por muy poco nos llevó hasta el Panamá Paradise saigoncito. De lo poco que nos dio tiempo de ver en la isla, fue precisamente este barrio el que me pareció más auténtico, auténticas casas, auténticos vecinos locales, alguna tienda, pocos bares, …. y no lejos de allí el Caribe…al que nos fuimos de cabeza tras ubicarnos en el alojamiento.


El resto de la tarde la pasamos en la playa próxima que nos recomendó nuestra anfitriona, de la playa sinceramente no guardo ningún espectacular recuerdo, ni si quiera recuerdo el nombre. Sí es una playa bonita, pero quizás su amplitud, el ser semi urbana, o el color del agua ese día... me hacen que la recuerde agradable pero no espectacular… Reconozco que en algunos temas puedo llegar a ser exigente.

A los baños y paseítos playeros le siguieron una ducha, y una salida nocturna por las animadas y turísticas calles del pueblo; muchos guiris, muchos bares, algunos puestos de comida, zumerías, restaurantes de pescados y mariscos, pizzerías, pubs tropicales… Cenamos, tomamos algo y acabamos el día.

DÍA 8. DE BOCAS A BASTIMENTOS

Desayunamos en el agradable porche del alojamiento disfrutando por última vez de las cómodas hamacas y de los inolvidables colibrís… y nos ponemos en marcha.
Sabíamos que teníamos que dirigirnos al hostel & guest house Casa Verde para coger desde allí el bote-taxi que nos llevaría a nuestro alojamiento en la playa de Red Frog. Esperamos un ratito en el tranquilo embarcadero a que cargaran el bote con avituallamientos varios y en apenas diez-quince minutos de bonito recorrido, entre islas e islotes, llegamos a Bastimentos.


Nos espera un chico del alojamiento con una carretilla en la que sube nuestras mochilas y junto a él nos ponemos en marcha sobre un camino de madera que atraviesa mangle y jungla. Son quizás unos diez o quince minutos de agradable paseo y de charla en la que nos informa del oleaje, de las playas tranquilas, de las peligrosas, las que tienen mejor snorkel,…

El Palmar Tentlodge era el segundo alojamiento que llevamos reservado. Ubicado en la bonita playa Red Frog está formado por palafitos en tierra firme sobre los que tienen colocadas unas blancas tiendas similares a las usadas en los safaris.
Con lo cual tu original habitación es una tienda de acampada XL enclavada en un precioso jardín natural junto a la playa. En su interior la cama de matrimonio con mosquitera, un baúl con llave, una pequeña mesita, lamparita y ventilador, una pequeña alfombra,…sencillo pero bonito. En el exterior una cómoda hamaca y una ecoducha. Había baños y duchas comunitarios, una zona de acampada libre y una bonita palapa de madera donde estaba una cocina comunitaria, el bar-restaurante, mesas y una zona de estar con sofás, sillones, lectura, juegos,... Como no hicimos fotos, y una imagen vale más que mil palabras por si os apetece ver el rinconcito os dejo el enlace El Palmar Tent Lodge

Para nosotros era un lujo, nos encantó desde el primer momento que lo vimos y por ello lo reservamos, no queríamos arriesgarnos a no tener sitio. Pero para gustos colores, …porque por allí aparecieron muuuy alterados una pareja de españoles que, recién llegados, huían despavoridos al ver que no había aire acondicionado….Una lástima que salieran en estampida del paraíso por algo que, al menos esos días, no hacía ninguna falta…

Nos instalamos y nos fuimos a pasear por la playa, a ubicarnos, a orientarnos para ver hasta donde podríamos llegar andando. Red Frog es preciosa, arena blanca, palmeras hasta casi la orilla, … pero hay que tener cuidado con el baño, hay olas y resaca, aunque en las esquinas de la ensenada está algo más tranquila.


Pero mi concepto de playa y de baños implica snorkel…necesito mi dosis de gafas y tubo...así que preparamos la mochila básica y decidimos acercarnos a playa Polo.
El paseo hasta la playa mola, bonito, fácil y agradable, caminas paralelo al mar, entre el verde exuberante de selva. A veces el sendero desaparece y continua por la arena de alguna playa, a veces la playa es invadida por el verde que se desploma casi en el mar, en otros tramos encuentras ramas y troncos…en el mar aparecen diminutos islotes. Se pasa incluso por los restos de un viejo decorado de un programa tipo supervivientes que se grabó en la isla y se atraviesa el básico y destartalado campamento donde vive el tal Polo, el personaje que da nombre a la playa, con el que nosotros no coincidimos.

Con un trozo del Caribe para nosotros solos disfrutamos del agua turquesa y del snorkel, …yo estaba en mi hábitat, disfrutando, flipando con un tesorito que me acaba de encontrar…saqué la cabeza para mirarlo bien fuera del agua cuando escuché un silbido familiar. Al mirar a la orilla el maridito me hacía señas y desaparecía…mis rápidas neuronas tardaron dos segundos en entender sus gestos aparentemente absurdos…todo me quedó muy claro cuando miré a los pies de la palmera y vi que la mochila había desaparecido…
Bueno la mochila y el maridito, …me vi sola en playa, me asomé al sendero y no vi a nadie, solo el verde frondoso que absorbía los sonidos del mar, grité el nombre de maridito, silbé, grité, silbé, …pero la maraña de verde y de vida se tragaba mi voz …creo que dos cosas pasaron por mi cabeza inmediatamente:

1.- Maridito los casi sorprende, no se por que coño corre tras ellos…y desaparece…una neurona me recuerda los machetes habituales por estas latitudes …= peligro!!
2.- En la mochila no hay nada de valor…¿o sí?.... síííí, la diminuta llave del arcón de nuestra tienda donde teníamos guardado todo!!...cámaras, dinero, documentación, pasaporte, billetes, …todo!!...¿y si maridito metió algo más a última hora?...

El tiempo hizo un quiebro extraño, como cuando a los americanos los abducen los marcianos o extraterrestres, quizás pasó un minuto, o medio….a mi me pareció una eternidad y mis piernas echaron a correr en dirección al alojamiento para pedir ayuda.

Todo el camino idílico que párrafos arriba he descrito se convirtieron en un verde infierno playero, …en una carrera de obstáculos, a rato por la blandísima arena, saltando troncos, agachándome entre las ramas,… temí perderme…o desorientarme, siempre que podía retomaba el sendero…y allí en mitad de él encontré la mochila…Rápido cogí el monedero para buscar la pequeña llave…¡¡ no estaba!! …solo faltaba el dólar y la llave del arcón… retomé la frenética carrera sintiéndome además acompañada, vigilada,…no tan sola como creía.

Y no me detuve hasta llegar al campamento del personaje, quizás él pudiera ayudarme…pero me sentía tan incómoda, de nuevo vigilada aunque no veía a nadie… me agobié y seguí corriendo…Y estoy segura de que nunca en mi vida he corrido tanto ni tan rápido…El miedo, el peligro…me dio la adrenalina suficiente para tener super poderes y llegar al alojamiento en un tiempo record y con aliento suficiente para contar lo que nos había pasado.

Nuestra anfitriona le dijo a un joven trabajador local que me acompañara. Éste cogió un machete, se lo acopló a la espalda, yo me puse los zapatos de trecking a la velocidad del rayo y nos pusimos en marcha, …Otra vez por aquel infierno verde playero selvático… y aunque no corríamos sí que íbamos a auténtico trote de marine…
Recuerdo que solo había una cuesta coronada por una palapa–mirador, y que paramos en ella un instante porque necesitaba respirar, los nervios, el calor y las carreras hacían que ya me faltara el aire… Pasaron apenas diez segundos cuando….¡¡¡ maridito apareció subiendo la cuesta!...uff nunca había sentido ese alivio gigante…esa extraña, enorme y nerviosa alegría que da cuando todo queda en un susto que quizás con el tiempo se convierte en pequeña anécdota.

Maridito no creía que me hubiera dado tiempo a hacer todo el camino de ida y vuelta en chanclas batiendo todas mis plus marcas del mundo mundial, y no entendió mi reacción de salir tan pronto a buscar ayuda, …yo seguía sin entender muy bien a santo de qué salió él corriendo detrás de los rateros playeros que él suponía niños.
Cuando llegamos desmontamos la cerradura con un simple destornillador... La llave que perdimos era tan pequeña que yo creía bastante probable que se les hubiera caído al sacar el dólar encajado en el diminuto monedero…Recuerdo que en otro de los paseos revisé el lugar donde creo que encontré la mochila pero no la vi.

El resto de la tarde la pasamos revoleados en las hamacas de Red Frog, descansando y poniendo tiritas mágicas en las ampollas que del triathlon me habían salido en los pies. Cenamos en la palapa de madera del alojamiento, un rato de charla, un intento de ver estrellas y a dormir.

DÍAS 9 y 10: BASTIMENTOS

Las nubes que no dejaban ver las estrellas, descargaron durante la primera noche. La fuerte luz de los relámpagos nos despertó, los truenos crujían sobre nuestras cabezas y la lluvia panameña caía sobre la tela de nuestra tienda-safari… molaba el sonido, era como una agradable nana… y no entraba nada de agua.

La mañana amaneció limpia, tras desayunar dimos un paseo matutino por la desierta playa donde encontré una tortuga verde muerta que trajo la marea, revisé sus aletas en busca de marcas y encontré una anilla. (desde casa contacté con el grupo de investigación y me dijeron que fue marcada en Tortuguero (Costa Rica)).

Disfrutamos de la fauna del lugar, loros y desconocidas aves exóticas, mariposas que despertaban a los rayos de sol, del perro amigo del alojamiento… Hicimos tiempo en las cómodas hamacas.
Hoy teníamos pensado acercarnos al pueblo de Bastimentos, Old Bank, para tomar un poco el pulso al lugar. Nos sincronizamos con el personal de nuestro alojamiento que nos dejarían en el pueblo cuando fueran de camino a Colón para su logística diaria.


El pequeño Old Bank consiste en: un embarcadero junto una plazoleta, una acera rústica flanqueada por humildes y coloreadas casas construidas a modo de palafitos, algún bar-restaurante muy local, un cementerio y una tienda principal controlada, of course, por los chinos donde lo mismo encuentras un motor Yamaha para tu barca que sacos de maíz o trigo… que unas zapatillas crocks made in Hong Kong…


No hay carreteras, ni coches, a veces se ve alguna bicicleta por la única calle, …el ritmo es sin duda del afrocaribe, donde la agradable no prisa impera, donde la música destaca. Aquí también la mayoría de sus habitantes son descendientes de los trabajadores antillanos que llegaron para cultivar bananos. Los locales hablan un dialecto único que se llama guari-guari, basado en el inglés pero con un acento patois y mezclado con español y con dialectos indígenas.


No habíamos querido contratar ninguna de las básicas excursiones que se ofertaban en las distintas islas que consisten en ir a ver un grupo de delfines residentes por la zona o ir a cayo Zapatillas o ir a punta Drago a manosear las estrellas de mar…¡que manía con toquetear lo que no se debe!…grrrrr.
No nos resultaban ofertas atractivas, aunque ahora a posteriori sí que hubiera contratado más que una excursión a un guía/barca que nos hubiera llevado a rincones próximos…pero tampoco teníamos mucho tiempo.


Paseamos calle arriba y abajo…el ocio se palpa, juegan a las cartas hombres por un lado, mujeres por otro y niños por otro, muuuchos niños que corren, juegan a las canicas, comen golosinas..


Comimos en un tranquilo restaurante sobre el agua, en un sencillo palafito, unos camarones, o sea gambas, acompañados de arroz, judías pintas y verduras. Todo muy rico, algunos locales iban allí a recoger comida…, creo que se llamaba Roots. Pero creo que en casi todos se debe comer más o menos bien, con sabores y precios similares. Y para quien la gastronomía sea un tema interesante, al parecer hay un restaurante en el corazón de la isla, Firefly, muy conocido por su exquisita comida tailandesa.

Continuamos paseando y divagando por la isla. Subiendo y bajando. Nos acercamos al cementerio, fuimos a una ecotienda con especialidad en chocolates, Up in the hill, … pero no llegamos a entrar porque nos entretuvimos en el tupido camino con las famosas ranas rojas,… allí nos peleamos un rato con las complicadas fotos, con la falta de luz y con el anfibio que no cooperaba nada de nada.


Después de comer habíamos quedado con el bote taxi que nos recogería y llevaría de nuevo a nuestro alojamiento. Nos sentamos a esperar en los bancos de la pequeña placita del pueblo de nuevo viendo la vida pasar,… el ajetreo del embarcadero, los juegos de los niños…


Nuestro bote-taxi llega y regresamos a nuestra esquinita de paraíso. Al volver nos encontramos algunos turistas, pues visitar la playa es una de las excursiones que se ofertan desde Colón.

Aprovechando el desembarco de turistas los niños salen de la nada y comienzan a coger pequeñas ranitas rojas que muestran a los turistas para que las fotografíen a cambio de un dólar. El turista ignorante, además de desobediente accede. Hay carteles en el embarcadero que dan la bienvenida y avisan al guiri recién llegado de que no fomente esta práctica, que no acceda, pues la actividad no es inocua y está dañando seriamente a la amenazada población de este delicado anfibio. Pero se ve que como vienen con guiriprisas quieren llevarse la foto y no tienen tiempo de buscar ellos mismos las ranitas… grrrr… o de leer… grrr los carteles….


Por suerte la excursión fue rápida y la tranquila tarde la dedicamos a disfrutar de la playa, del snorkel, de los paseos, del verde, la fauna, ….del atardecer….y acabamos el día con una rica langosta, un chico con una guitarra en la sobremesa y …durmiendo casi al raso en nuestra confortable tienda.

El día siguiente disfrutamos de los alrededores, de la selva, de los mangles, de las distintas playas, del snorkel….de la comida, del relax, de las hamacas, de las estrellas…de nuestro tranquilo rinconcito de paraíso…
Volver arriba

Compartir:
Ver más diarios de Isla74 Ver más diarios de Panama Etapa anterior Etapa anteriorEtapa siguiente Etapa siguiente


VOTACIONES A LA ETAPA
Mes Puntos Votos Media
Actual 0 0
Anterior 0 0
Total 0 0
Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar esta etapa debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 51 Visitas mes actual: 34 Total visitas: 2346

  Últimos comentarios al diario:  PANAMÁ - PANAMÁ Un viaje de 22 días entre dos aguas
Total comentarios 27  Visualizar todos los comentarios

Isla74  Isla74  02/06/2015 00:46   
Comentario sobre la etapa: DEL PACÍFICO AL CARIBE: Panamá city, El Valle de Antón, Boquete, Bocas del Toro
El comentario ha sido movido al foro. Pulse aquí para ver el mensaje: http://www.losviajeros.com/foros.php?p=4811367#4811367

meha  meha  22/06/2015 20:19   
Muy bueno tu diario. Ya me has enganchado a Panamá, me lo apunto en mi lista de destinos. Creo que tenemos unos gustos bastante parecidos. Unas fotos con gran sensibilidad.

Isla74  Isla74  22/06/2015 21:09   
Gracias Meha por tu lectura, estrellitas y por dedicar tu tiempo en dejar un comentario. No se si me alegra más haberte enganchado al país o el piropo sobre las fotos Sonriente Guiño Gracias.

Saluditos!

JK7777  JK7777  25/07/2016 17:57
Solo había oído hablar de Panamá por el canal pero tras leer este diario me han entrado ganas de averiguar más cosas con la idea futura de visitarlo. San Blas tiene una pinta buenisima.
Gracias de nuevo por este diario que como muy bien decías al principio puede servir para futuros viajeros.
Las fotos como siempre geniales.

Isla74  Isla74  25/07/2016 18:33   
Muchas gracias Jk7777!! por tu tiempo y palabras. Panamá esconde rincones interesantes...unas islas y archipiélagos perfectos para explorar y desconectar del mundo mundial... Guiño ...además del mega canal, bosques, volcanes dormidos, selva...fauna...snorkel...submarinismo...canopy...senderismo...sin olvidarnos de los kunas, los emberá, gnobe bugle...muchos atractivos.
Gracias por pasarte por aquí.
Un abrazo!

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN LA ETAPA

Registrate AQUÍ
Volver arriba


Foros de Viajes
Naturaleza-Bosques-Paisaj Tema: Bocas del Toro (Panamá)
Foro Centroamerica y Mexico Foro Centroamerica y Mexico: Interior de México y Costa del Pacífico, Panama, Costa Rica, Nicaragua, Honduras, Guatemala...
Ultimos 5 Mensajes de 169
78458 Lecturas
AutorMensaje
silvia30
silvia30
Experto
Experto
Ene 30, 2011
Mensajes: 230

Fecha: Mar Ene 17, 2017 04:24 pm    Título: Re: Bocas del Toro (Panamá)

Es justito 4 noches en bocas??? Uffff y yo que pensaba que nos íbamos a aburrir?:)

Una pregunta, nosotros queremos ir en coche hasta Sixaola y he leído que se puede dejar en un parking. Existe alguna limitación de tiempo? Está situado en la misma frontera o necesitaremos indicaciones para encontrarlo?
Bellactriz
Bellactriz
Travel Adict
Travel Adict
Ago 29, 2013
Mensajes: 87

Fecha: Jue Oct 05, 2017 03:05 pm    Título: Re: Bocas del Toro (Panamá)

Hola a tod@s!!

Voy a ver si tengo suerte que está esto un poco parado Sonriente

Alguien me puede recomendar alguna agencia para hacer las excursiones? Había pensado a Cayo Zapatilla y otro día a playa de las estrellas y si conocéis alguna mas que merezca la pena.

También me gustaría que me recomendéis algún restaurante que se coma bien, tengo apuntado El Pirata para pescadito fresco y Bocart.

Y una última cosilla, he reservado en el Hotel Bocas del toro, lo conocéis? Si es así, que tal es?

Pues nada mas, espero que alguien me pueda ayudar y muchas gracias de antemano Sonriente
sai14
sai14
New Traveller
New Traveller
Oct 01, 2017
Mensajes: 7

Fecha: Jue Oct 05, 2017 03:16 pm    Título: Re: Bocas del Toro (Panamá)

Hola! yo estuve en agosto en bocas del toro y genial. En Bocas town tienes un montón de agencias que todas ofrecen más o menos los mismos tours. Nosotras hicimos ese tour que comentas y nos costó creo 30 dólares ( no me acuerdo del nombre sorry Ojos que se mueven A playa estrella fuimos por nuestra cuenta en autobus (también se puede ir en bote), es muy sencillo y bastante más barato. Además el camino desde donde te deja el autobús (Boca Drago) hasta playa Estrella es un paseo muy agradabe que además hicimos casi en solitario, una gozada! En el pirata cenamos una noche y el pescado estaba muy rico...  Leer más ...
Bellactriz
Bellactriz
Travel Adict
Travel Adict
Ago 29, 2013
Mensajes: 87

Fecha: Jue Oct 05, 2017 03:21 pm    Título: Re: Bocas del Toro (Panamá)

Muchas gracias por tu respuesta miraré por allí entonces Muy feliz
demo
demo
Travel Adict
Travel Adict
Jun 30, 2010
Mensajes: 56

Fecha: Jue Oct 05, 2017 04:12 pm    Título: Re: Bocas del Toro (Panamá)

Hola,

No vas a tener problemas, tal y como dice Bellactriz tienes un montón de agencias que te montan excursiones de ese tipo. Nosotros cenamos en el boca bambu y la verdad que muy bien. Hay muy buen ambiente y cenas con espectaculo incluido.

Pasalo bien!! que envidia..
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ




All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Google + Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad