Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


POSTALES DESDE LIGURIA: CINQUE TERRE Y GÉNOVA -Diarios de Viajes de Italia- Carrabouxo
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace

Diario: POSTALES DESDE LIGURIA: CINQUE TERRE Y GÉNOVA  -  Localización:  Italia  Italia
Descripción: Una semana en Cinque Terre, Golfo de los poetas y Génova.
Autor:    Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:


Etapas 1 a 3,  total 8
 1  2  3  siguiente siguiente



Etapa: Aproximación a Cinque Terre.  -  Localización:  Italia Italia
Fecha creación: 22/09/2013 17:31  
Compartir: 
Compartir:
Como salidos de una postal son estos cinco pueblos costeros bañados por el mar de Liguria, encaramados a las rocas y desafiando cualquier planeamiento urbano.
Se conoce como cinco tierras a los pueblos de Monterosso al mare, Vernazza, Corniglia, Manarola y Riomaggiore que se encuentran en la región italiana de Liguria. Suertudos ellos, pasaron a formar parte de la lista de lugares patrimonio de la UNESCO en 1997 y, para ser sinceros, cualidades no le faltan.


Bastaron unas fotos de internet, porque lo de las postales en papel cada vez se lleva menos, para que la curiosidad me invitara a investigar sobre ese destino desconocido hasta la fecha. La armonía de la composición, los sugerentes colores, la atractiva combinación de mar y montaña, la posibilidad de hacer bonitas rutas de senderismo y pegarse algún chapuzón, convirtieron a Liguria en el foco de la próxima escapada.

La región abarca la franja costera desde Imperia hasta La Spezia y cuya capital es Génova.
Los vuelos a esta ciudad son algo caros desde Madrid pero el aeropuerto de Pisa está a 80 km de la Spezia por lo que decidimos sacar los vuelos hasta la ciudad de la torre inclinada por 144 euros los dos ida y vuelta y alquilar un apartamento en La Spezia por 300 euros durante 5 días.

Hubiera estado bien pernoctar en alguno de los maravillosos pueblos, pero septiembre es temporada alta en la zona y los precios son algo elevados. Además, por cuestiones logísticas, La Spezia se perfilaba como opción perfecta al tener estación de tren que conecta Pisa con Génova y se accede a Cinque Terre en pocos minutos. También está la opción del barco que se coge en el puerto y para en todos los pueblos, y el autobús te acerca a la bella localidad de Portovenere, o a Lerici o Sarzana.

El alquiler de coche lo descartamos desde un principio pues las plazas de aparcamiento son escasas y caras y, dentro de las Cinque Terre, no transitan muchos vehículos. Esto prueba la apuesta medioambiental en la zona y lo bien conservados que están con el discurrir del tiempo a pesar de su complicada orografía.

Aunque no se libraron de un peliagudo desastre acaecido en octubre de 2011, donde unas riadas infernales devastaron la zona y, además de los destrozos, se lamentaron víctimas.
Muchos de los senderos quedaron cortados, al desprenderse rocas y debido a las intensas lluvias que arrastraron parte de los caminos. La via del Amor, una de las más conocidas que une Riomaggiore con Manarola, continúa cerrada y con previsión de abrirse el año próximo.
Pero hay muchas otras rutas disponibles en el parque nacional y área marina protegida de las Cinque Terre, donde pasamos unos días estupendos.
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Aproximación a Cinque Terre.



Etapa: 07/09/13 De Pisa a La Spezia.  -  Localización:  Italia Italia
Fecha creación: 22/09/2013 17:45  
Compartir: 
Compartir:
Salimos desde Madrid y, tras un vuelo de dos horas, aterrizamos en el pequeño aeropuerto de Pisa, ciudad que visitamos en 2011 desde Livorno. Enseguida ubicamos la estación de tren, sacamos el billete en la taquilla, lo validamos en la máquina de color verde y no dio tiempo ni a acomodarse, pues el tren no coge velocidad en un trayecto inferior a cinco minutos hasta Pisa Centrale.
Disponíamos de tres horas antes de que partiera el tren hacia La Spezia y decidimos aprovecharlo visitando el campo de los Milagros, aunque ya lo conocíamos. Nada había cambiado: la torre con la misma inclinación, el césped muy verde invitando a tumbarse un rato, los puestecillos con souvenirs cargados de objetos y un montón de turistas improvisando mil maneras de hacerse una foto con la torre, aunque la que más se estila es la de poner las manos con la palma extendida en un intento de sujetarla, para que no se caiga.



Desde la estación hay unos 20 minutos caminando, en un paseo agradable que atraviesa un puente sobre el río Arno y a esas horas de la tarde la luz tenía un tono muy especial y cálido.



Una vez en el recinto entramos en el museo donde nos facilitan un ticket gratuito para poder visitar el Duomo por dentro, algo que no habíamos hecho la última vez. Nos sorprendió su interior.




Pronto regresamos a la estación y el tren nos llevó a La Spezia, nuestro campamento base para los siguientes cuatro días. Desde casa, y en la web de trenitalia, sacamos los billetes por 14,50 euros los dos. El apartamento lo reservamos por internet y quedamos con la casera allí mismo, donde nos dio algunos consejos útiles para los días de estancia. Se trata de Daffy House, un bajo con dormitorio, salón con cocina integrada y baño, suficiente para los dos, y evitamos de este modo pagar la tasa turística por persona y noche que cobran en todos los hoteles italianos y que impuso hace unos años Mario Monti.



Tras dejar el equipaje salimos a conocer la ciudad, de la que habíamos leído que no era muy bonita, pero esto puede deberse en parte, a la comparación con los sitios que la rodean, que son realmente lindos. Cenamos en una pizzería cerca del apartamento en la que repetiríamos durante la estancia y nos retiramos a descansar con ganas de ver al día siguiente las Cinque Terre en directo.
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: 07/09/13 De Pisa a La Spezia.



Etapa: 08/09/13 Paseo en barco por las Cinque Terre:Monterosso, Vernazza y Corniglia.  -  Localización:  Italia Italia
Fecha creación: 22/09/2013 18:03  
Compartir: 
Compartir:
Nos dirigimos al puerto de La Spezia para coger el barco a las Cinque Terre y poder disfrutar así de una panorámica distinta desde el mar, para luego recorrer a pie los pueblos. El pronóstico del tiempo señalaba este día como el mejor para el paseo puesto que, el resto de la semana, el mar se pondría bravo.
Desayunamos en la cafetería Trípoli, donde nos abonamos el resto de días, porque los capuccinos estaban divinos, con abundante y sólida espuma, y con su dibujo de chocolate encima que daba pena meter la cuchara y deshacerlo.


Al llegar al puerto, a la caseta para sacar el billete, vimos un montón de gente de un grupo organizado y pensamos que no tendríamos sitio para montar, pero al final encontramos hueco en la parte de arriba.
Sacamos billete sólo de ida a Monterosso por 15 euros cada uno. Como era domingo, si sacáramos ida y vuelta serían 27 por persona y entre diario cuesta 25. Ese billete te permite subir y bajar en todos los pueblos.


Nuestra idea era ir al más alejado, Monterosso y, desde ahí, regresar caminando y en tren. Nos colocamos en la parte superior del barco y despedimos La Spezia con el cielo nublado, pero no llovió en ningún momento. La primera parada fue Portovenere donde nos estrenamos con la visión de las casitas agolpadas en vertical unas junto a otras, pintadas de varios colores y pegadas al mar.


Unos viajeros bajan y otros suben. Los del tour parecen llevar nuestro itinerario, pues no se apea ni uno.
Al bordear Portovenere vemos la isla Palmaria y la iglesia de San Pedro en lo alto, y el barquito continúa recorriendo la costa y los turistas, cámara en mano, tratamos de captar su silueta y la de los pueblos que van apareciendo en el recorrido.



Riomaggiore asoma en una esquina, mostrando una de sus casas cerca del pequeño puerto con una gran lona y andamiaje.



Los hombres encargados de colocar la pasarela para que suba y baje gente atan con pericia las cuerdas y acercan la embarcación, tanto, que parece que nos estrellamos con las negras rocas.


Muy cerca está Manarola, donde un grupo de chiquillos ingresan al barco y ponemos rumbo a Vernazza cuyo puerto está adornado, al fondo, con sombrillas de brillantes colores.


Entre Manarola y Vernazza observamos en lo alto, el único de los cinco pueblos que no tiene acceso por mar:Corniglia. Se encuentra sobre una colina, rodeado de viñedos, y siguiendo la tipología de casas pintadas de distintos colores.


La travesía llega a su fin, pues el siguiente pueblo es Monterosso al mare , el más grande de todos, el que cuenta con una playa más extensa y con más infraestructura turística.


Nos bajamos del barco y echamos un vistazo a las casas, la playa, la gente que estaba pescando y entramos al pueblo abandonando la zona del muelle a comprar una botella de agua, fundamental para hacer la ruta de senderismo. Bordeando la playa y en dirección al Hotel Porto Roca, sube un camino con un letrero que indica la dirección a Vernazza.


Nos ponemos en marcha y emprendemos ruta hacia el siguiente pueblo. Pronto llegamos al punto de control donde nos venden una tarjeta por 6 euros cada uno que nos permite caminar por los senderos y utilizar el autobús del parque nacional. Sí, senderismo de pago; en principio lo que recaudan va para el mantenimiento de los caminos.
También se puede comprar una tarjeta por 12 euros que permite viajes ilimitados en tren durante todo el día a parte de poder recorrer los senderos y usar el autobús.

El camino comienza con un fuerte ascenso, escalón tras escalón, pasando al lado de los viñedos y huertos con limoneros donde cuelgan los frutos no muy grandes y aún verdes. La ruta está concurrida, en algunos momentos hay que detenerse para dejar pasar a los que vienen en sentido contrario y también para tomar aire, que tanta inclinación cansa y, parada por supuesto para volver la vista atrás y disfrutar de la silueta que ofrece Monterosso desde la altura, con la playa en el centro y la Punta de Mesco enmarcando el conjunto. En un determinado momento el camino se hace más llano y vamos bordeando el mar.



Nos cruzamos con grupos donde algún integrante va tocando la guitarra y cantando, otros que caminan descalzos, incluso alguien con medio tacón, ideal para estas rutas, esperemos que no se haya roto nada. Gente que dispara muchas fotos y que lleva grandes cámaras y otra que, simplemente, camina.



Avanzamos disfrutando cada paso, conscientes del entorno tan bonito que nos rodea, y pronto atravesamos un puente de piedra sobre una pequeña cascada.


El camino serpentea y por momentos se hace más estrecho. A lo lejos, vemos aparecer Vernazza , y seguimos con ilusión de ver más de cerca el conjunto de casas que parecen flotar sobre el mar.






En el descenso nos encontramos, ya cerca del pueblo, con una casa que se ha quedado literalmente en el aire, a consecuencia de las fuertes riadas de unos años atrás. Nos detenemos a mirar lo que ha quedado en pie, pensando en la fuerza con que la naturaleza golpea a veces la tierra.


Entramos al pueblo por callejuelas estrechas, con arcos de los que cuelgan plantas que han colonizado las paredes. A partir de aquí nos sumergimos en el ambiente de un pueblo encantador, donde resulta difícil decidir qué camino tomar, pues todos parecen reservar algo agradable tras los estrechos callejones.


Salimos por unas escaleras a la calle principal y nos topamos con una pequeña capilla dedicada a Santa Marta de Betania. Se nota que está nueva, reconstruida tras las riadas, la piedra de sus muros luce limpia y bien colocada. Justo encima se encuentra la vinería Santa Marta, hoy con la persiana echada, será día de descanso.


Hay mucha animación, gente que camina de un lado a otro y se detiene a mirar las numerosas tiendas con productos atractivos.
Se acercaba la hora de comer y tratamos de localizar un restaurante que llevábamos preparado desde casa. Subimos hasta la estación de tren, pasamos bajo el túnel, vimos las dependencias policiales a la derecha y, enseguida, apareció el cartel que indicaba la ubicación a unos metros de Il Pirata, el restaurante que buscábamos.
Un corsario bien uniformado nos recibe en la puerta y enseguida nos acomodamos en la terraza. Nos atiende uno de los hermanos sicilianos que regenta el negocio y pronto nos percatamos de su simpatía. Entablamos conversación sobre nuestro lugar de origen y, casualidades de la vida, su mujer resultó ser paisana mía y, en concreto, del mismo pueblo.
Nos metimos en faena, ordenando una ensalada de pulpo exquisita, seguimos con un plato de berenjenas que estaba muy rico al igual que la lasaña y para terminar, nos dejamos recomendar el postre, en el que son especialistas.




Tomamos una pana cota con fruta fresca de la que ellos presumen, es la mejor del mundo, y hasta será verdad, porque estaba deliciosa. Y también un canolli relleno de chocolate, postre típico siciliano.
Con la andorga llena bajamos a conocer el resto del pueblo, pero encontramos un acceso a la playa bajo una roca enorme, y pasamos parte de la sobremesa allí.


No hay arena fina, pero el agua estaba buena y la gente se acomoda entre las piedras. Por momentos las olas se hacen grandes, y resulta relajante estar allí, con el promontorio donde se asienta Vernazza de frente, las terrazas que cuelgan literalmente de la roca y la torre del castillo Doria en lo alto.



Tras el momento playa nos ponemos de nuevo en marcha y llegamos a la zona del puerto donde descubrimos las típicas y características sombrillas de brillantes colores que hay en la plaza. Casi todas las terrazas están llenas, un montón de barcas se balancean frente a ellas y vemos gran revuelo en la iglesia cercana, porque se va a celebrar una boda. Nos acercamos y vemos parte de la ceremonia que se celebra en un lugar precioso.


Caminamos hasta el espigón para obtener una panorámica de Vernazza al frente, nos gusta su silueta. Desde aquí nos metemos de nuevo en la maraña de callecitas y subimos unas escaleras que nos conducen al castillo Doria.


Al bajar decidimos hacer otra ruta ya que habíamos sacado el bono del parque y nos servía sólo para esa jornada. Siguiente objetivo: Corniglia .
Nos ponemos en marcha subiendo algunas escaleras y vamos ganando altura. Volvemos la vista atrás y Vernazza apareció ante nosotros presentando una bella estampa. Al fondo se veía Monterosso , más cerca apreciamos el castillo y las casas apiñadas sobre el acantilado. Resulta muy agradable disfrutar de esta vista y nos cuesta arrancar hacia arriba.







Pronto aparece la caseta de control e información del parque y mostramos nuestro ticket de los senderos.


Continuamos subiendo escaleras por un paisaje similar al que recorrimos en el tramo anterior, desde Monterosso hasta Vernazza . Nos cruzamos con campos de olivos que tienen colocadas las redes debajo, listos para ser vareados. Más limoneros y sobre todo viñedos en terrazas.




A lo lejos despunta Corniglia , asentada en un saliente sobre el mar; cada vez estamos más cerca.


En algunos tramos hay miradores que proporcionan bonitas vistas sobre el mar y la costa.



Desembocamos en un camino al lado de la caseta de información y nos indican que hay un autobús en la plaza del pueblo en el que podemos montar para que nos acerque a la estación de tren. Confirmamos el horario y el último salía a las siete así que nos quedaba tiempo para visitar Corniglia . Es el pueblo más pequeño de todos, pero no por ello menos interesante.


El camino nos conduce entre huertos hasta la iglesia de San Pietro que se encuentra en una pequeña plaza en la parte alta. Vemos algunas prensas utilizadas en tiempo de vendimia en las calles junto a las casas.


Bajamos a la plaza principal y, desde allí callejeamos encontrando más plazoletas e iglesias. Caminamos hasta el final, donde aparece un muro que ofrece vistas al Mediterráneo, a la costa que hemos recorrido a pie y, al otro lado, se ve Manarola , otro de los pueblos.


Las mujeres locales están sentadas con naturalidad en las escaleras de sus casas, acostumbradas a los visitantes saludan sonrientes. Unos chicos miran con atención los affitacamere, que tienen el teléfono en la puerta , buscando alojamiento para pasar la noche. Parece estar todo completo.

Los comercios y tiendas de artesanía también son numerosos aquí. Regresamos a la plaza principal y nos montamos en el microbús que nos acerca a la estación de tren por una serpenteante carretera con un pronunciado desnivel. Una vez allí sacamos los billetes de vuelta a La Spezia, por 2,40 por persona. Nos tocó esperar una hora en el andén, porque perdimos, por poco, el tren anterior. Pero no importó, porque nos acompañaba el mar, con la vista al fondo de Manarola y la espera con esas vistas se hizo menos tediosa.
En unos minutos llegamos a la Spezia y salimos a cenar a la pizzería cerca del apartamento.
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: 08/09/13 Paseo en barco por las Cinque Terre:Monterosso, Vernazza y Corniglia.

Etapas 1 a 3,  total 8
 1  2  3  siguiente siguiente



Votaciones al diario
Mes Puntos Votos Media
Actual 0 0
Anterior 5 1
Total 95 19
Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar este diario debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 916 Visitas mes actual: 444 Total visitas: 43331

  Últimos comentarios al diario  POSTALES DESDE LIGURIA: CINQUE TERRE Y GÉNOVA
Total comentarios 16  Visualizar todos los comentarios

Burval  burval  06/06/2017 21:37   
Te dejo mis cinco estrellas Me ha encantado tu diario además me viene genial en una semana estaremos por allí así q me apuntaré muchas cosas

Carrabouxo  carrabouxo  07/06/2017 15:46   
Muchas gracias burval, me alegro de que te sea útil y que disfrutéis mucho la estancia en esta zona tan bonita!
Saludos

Liriank  Liriank  27/07/2017 11:12   
Gracias por el diario, es genial!!

Carrabouxo  carrabouxo  27/07/2017 16:12   
Muchas gracias Liriank! Me alegro de que te guste.
Saludos

Ana_tenerife6  ana_tenerife6  20/06/2018 13:53
Comentario sobre la etapa: 12/09/13 Descubriendo Génova, ciudad portuaria.
Muy interesante el diario, a mí también me ha aclarado algo, viendo las fotos veo que el paseo es bastante natural por lo cual yo que voy en invierno si está lloviendo lo veo complicado para hacerlo. Barcos en diciembre tampoco creo. Pero vi el otro dia que en Navidad se iluminan como un belén.Me han dado ganas de quedarme en alguno de los pueblos a dormir en lugar de en la Spezia. También te he dado mis cinco puntos.

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN EL DIARIO

Registrate AQUÍ
Volver arriba

Foros de Viajes
Region_Isla Tema: Viaje a Liguria (Italia)- Turismo en la Región
Foro Italia Foro Italia: Foro de viajes por Italia: Roma, Venecia, Florencia, Milan, Napoles, Pisa, Genova, Asis, Capri, Sicilia, Cerdeña....
Ultimos 5 Mensajes de 46
28725 Lecturas
AutorMensaje
lualpa
Lualpa
Willy Fog
Willy Fog
Ago 19, 2008
Mensajes: 50533

Fecha: Lun Jun 20, 2016 07:33 pm    Título: Re: Viaje a Liguria - Turismo en la Región

Poder se puede. Vi autos ahí.
skan
Skan
Experto
Experto
Abr 21, 2007
Mensajes: 124

Fecha: Sab Jul 09, 2016 06:08 pm    Título: Re: Viaje a Liguria (Italia)- Turismo en la Región

Buenas,

Al final puede que vaya con mi novia en agosto a Turín, más que nada porque es de los pocos sitios a los que queda viaje barato.

Pero no quiero estar en una ciudad, estaré sólo el primer y último día.
Quisiera ir a algún pueblo de playa (no supermasificado) o lago .
Teniendo en cuenta que "no conducimos"... se nos había ocurrido ir a Genova o Savona, a donde parece que se puede llegar en tren o bus.
¿A qué sitio nos recomendáis ir desde Turín? a donde se pueda ir con transporte público

La idea sería pasar unos días en algún Airbnb.

¿Qué pueblo de la costa cerca de Savona o Genova?
saludos

- Mensaje escrito desde Savona, muchas cosas por descubrir -
BENTOR
BENTOR
Experto
Experto
Mar 03, 2007
Mensajes: 104

Fecha: Lun Ago 15, 2016 10:04 pm    Título: Re: Viaje a Liguria (Italia)- Turismo en la Región

Estamos organizando viaje de 15 días por Italia y viendo Cinque Terre, la información que aportas es estupenda y muy práctica.
El apartamento de la Spezia no está disponible para los días de septiembre que necesitamos, una lástima, a ver si tenemos suerte.
Gracias


- Mensaje escrito desde INTRODUCCIÓN AL VIAJE -
Indialuna
Indialuna
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Ene 20, 2008
Mensajes: 15620

Fecha: Lun Ago 15, 2016 10:39 pm    Título: Re: Viaje a Liguria (Italia)- Turismo en la Región

BENTOR, te dejo enlace al subforo de Cinque Terre

Foro de Cinque Terre

Hay hilo de alojamiento
glopyre72
Glopyre72
New Traveller
New Traveller
Jun 30, 2015
Mensajes: 8

Fecha: Dom May 07, 2017 11:47 am    Título: viaje a cinque terre

voy en junio a cinque terre me gustaria saber donde puedo hacer vacaciones de playasde arena con un niño de 13 años he visto q para el hospedaje seria en la spezia si me pueden ayudar
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ




All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Google + Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad