Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads
PALACIO, BARCO, METRO: ESTO ES UN NO PARAR! -Diarios de Viajes de Europa Norte
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace


Diario: ESTOCOLMO, HELSINKI, TALLIN, RIGA Y VILNIUS EN JULIO-AGOSTO 2017(en construcción  -  Localización:  Europa Norte  Europa Norte
Descripción: 13 días intensos por 5 países que nos sorprendieron gratamente
Autor: Monlis   Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:



Etapa:  PALACIO, BARCO, METRO: ESTO ES UN NO PARAR!  -  Localización:  Europa Norte Europa Norte
Monlis  Autor:    Fecha creación:   
Compartir: 
Compartir:
Y de nuevo, esa mañana, nos despertamos a las 6h, aunque teníamos el despertador a las 6:30h. A ver, que nuestras horitas las habíamos dormido, eh?

Pese a que por aquellos lares no hay mucha costumbre de tener persianas, no nos molestaba nada la claridad que ya empezaba a aquello de las 4-4:30. Afortunadamente teníamos unas cortinas muy, muy espesas!

Nos dimos una duchita y nos arreglamos para bajar a desayunar. Miré por la ventana y estaba algo nublado. Mira, mientras no llueva, que haga lo que quiera!

Poco antes de las 7h ya bajamos. Pero a diferencia del día anterior aun no habían abierto el bufet. Así que ya había gente esperando, y poco a poco fue llegando más personal. A las 7h en punto aun no habían abierto, así que ni cortos ni perezosos quitaron la cuerda que no permitía la entrada al comedor y entraron! Ya os he dicho que la mayoría de clientes eran de habla germana (austríacos seguro, y supongo que algún alemán). Ya sabemos que son bastante cuadriculados y no concibieron un minuto de retraso.

Evidentemente, los demás no nos quedamos fuera esperando, claro!

Los clientes empezaron a descorrer las cortinas que cerraban el bufet!

Nosotras vimos que la mesa que tuvimos el día anterior estaba libre. Mejor! Fui hacia allí y había una mujer oriental que, una vez me había sentado, pretendía quedarse con una de las dos mesas que teníamos. Ellos eran dos, pero cargadíiiiiiisimos de bolsas y maletas! Con todo mi carácter le solté que ni hablar! Que nosotras éramos 3! Que la mesa era nuestra! Hombre ya! (Si es que, cuando me pongo hecha una fiera, me pongo, eh?)

La cosa acabó que se sentaron en la mesa de al lado. Ya veréis, ya….!

Nos fuimos a servir el desayuno por turnos, no fuera ser que la venerable señora volviera a intentar ocupar la mesa. A parte de salchichas, bacon, naranja cortada en gajos, croissants, zumo de naranja, ese día también había magdalenas normales y de chocolate que estaban de vicio!

Nuestra amiga y su marido trajeron platos que rebosaban! Dulce, salado, arroz, pan…! Trajeron platos llenos de pastas! Se fueron a llenar unos termos que llevaban y unas botellas vacías de agua! En una bolsa de plástico metieron como 10 o 12 pastas! Y desayunaron….! No os diré lo que llegaron a desayunar! Nosotras nos pegamos un buen hartón de reír! No os diré que alguna vez no me haya llevado una pieza de fruta de un bufet, o un mini bocadillo para el día, pero aquello era….! En fin….

Os ahorro lo asquerosillo que era verlos comer....

A las 7:40h con el depósito lleno, subimos a la habitación, nos lavamos los dientes y preparamos lo que necesitaríamos para el día.

Sobre la marcha decidimos que era un buen día para visitar el Palacio de Drottningholm, no sin antes asegurarnos que estaba abierto (era lunes).

Estaba dudando si coger la Stockholm Pass, porque no me habían contestado los museos a los que había escrito. Pero era probable que tuviera entrada gratuita. Y la verdad, miré las cosas que en realidad nos interesaba visitar, y no salía muy a cuenta. Claro, que si al final la compras y tienes entrada gratuita en muchos sitios, si estás por allí entras y lo aprovechas. Peeeeeerooooo… Así que decidimos que no la cogeríamos. Además, ellas seguramente también se beneficiarían de entradas reducidas para sénior.

Hacia las 8:30 salimos del hotel. Pero ese día, en vez de bajar por Scheelegatan, lo hicimos por Pipersgatan y no dimos tanta vuelta. De nuevo cogimos rumbo al Ayuntamiento, ya que justo al lado está el embarcadero de donde salen los barcos para esas excursiones.

Llegamos 5 minutos antes de las 9h. Sin nosotras saberlo, las taquillas de Strömma abrían justo a las 9h. Así que nos esperamos a que abrieran. Éramos las primeras, y poco a poco llegó más gente, y ya empezó a formarse una pequeña cola.

A las 9h en punto la chica abrió la taquilla. Le pregunté si con mi carnet de guía tenía descuento, y me dijo que no. Le pregunté si sabía, si en el palacio tenía la entrada gratuita y no lo sabía. Me ofreció comprar las entradas del palacio junto a las del barco. Pero le dije que prefería esperar a comprarlas allí y saber si tenía gratuidad. No había descuento para sénior en el barco, así que pagamos 3 adultos: 630SEK (210SEK cada una, con billete de ida y vuelta). La chica nos dio los billetes (un papelito mondo y lirondo), y nos dijo que salía el primero a las 10h. Así que teníamos un buen rato de espera. Nos indicó que nuestro barco salía desde el amarre 5.

Fuimos hacia allí y nos sentamos, porque tampoco podíamos hacer mucho más. Teníamos menos de una hora, así que no valía mucho la pena irse de allí para volver luego. Además, en el barco había un cartelito que indicaba que el embarque empezaría 15 minutos antes. Así que, blanco y en botella.

Poco a poco, las nubes que había en el cielo empezaron a escampar, y empezó a reinar un buen solecito.

Os dejo los horarios de los barcos que van hacia el Palacio de Drottningholm (disculpad, porque ahora me doy cuenta que el horario de salida desde Estocolmo queda cortado. Pero lo podéis deducir fácilmente, porque el trayecto tarda una hora. Podéis ver la hora a la que llega. Lo que sí que se ve bien es el de salida desde Drottningholm):


Y nuestro barco, el Prins Carl Philip.


Empezamos a hacer nuestros cálculos. Dónde estaríamos bien sentadas? Lo que teníamos claro es que no queríamos exterior. Demasiado rato bajo el sol. Servidora tiene la piel muy blanquita y sensible. Vamos que siempre voy forrada con crema factor 50! Además el sol me agobia mucho. Así que, al menos, aquello estaba claro. Decidimos que si en el interior había un buen sitio en babor (izquierda) nos sentaríamos allí.

A las 9:35 empezó a formarse cola en el acceso del barco, así que me fui allí (ellas se quedaron sentadas. Con una que hiciera cola, más que suficiente). Al menos, para poder tener variedad de asientos donde sentarnos.

Cada vez había más y más gente en la cola! De nuevo muchos hablando alemán. Antes de embarcar, pasó un miembro de la tripulación repartiendo publicidad del restaurante que había a bordo.

A las 9:45 empezó el embarque. Afortunadamente, los que teníamos delante buscaban el sol. Así que en el piso de abajo había asientos a cubierto, pero decidimos aventurarnos, y subir al piso superior. Había una mesa estupenda, para 6 personas justo a la salida del restaurante, y al lado mismo de una enorme cristalera, desde donde se contemplaría el paisaje muy bien, y justo delante de la salida al solecito.

Pregunté a los del restaurante si, sin consumir (acabábamos de desayunar), nos podíamos sentar allí. Sí. Ningún problema. Pues ya teníamos sitio, en babor, a cubierto, y cerca del exterior para tomar alguna foto sin el estorbo del cristal! Misión cumplida!

Los del exterior empezaron a forrarse en crema.

Vino una chica y nos preguntó en castellano, si una de las sillas que había en la mesa estaba libre. Claro que sí! Y se sentó con nosotras.

Mientras no salíamos estuvimos hablando con ella. Era del País Vasco, de Gernika y maestra.

Al cabo de un rato (aun no habíamos salido) vino otra señora, y en inglés también nos preguntó si estaba libre. Pues claro! Como más seamos, más reiremos! La mujer resultó ser de California! Siempre nos encontramos a gente de California! El año pasado en el crucero de Hurtigruten por los Fiordos, también.

El barco zarpó puntual a las 10h. La salida es estupenda. Y más con un cielo azul como el que teníamos!


Durante el trayecto estuvimos hablando de viajes, de lo que ya habíamos visto, de la Sagrada Familia (yo les dije que trabajo allí). Me pidieron las cosas que ya habíamos visto en Estocolmo, y se las apuntaron. Madre mía! Ni en vacaciones descanso de mis obligaciones de guía! Y eso que estaba en un país que no conocía de nada! Jejejejejejejejeje!

Las dos eran muy majas. Estuvimos disfrutando de la conversación y de las vistas.
Hacía algo de calorcito, porque el sol daba justo a babor.

El barco, de vez en cuando hacía alguna parada, ya que no era directo al palacio. Era una especie de pequeño ferri.

El recorrido hasta el palacio es bonito, y se hace relativamente rápido. Es más o menos una hora.




Poco antes de las 11h ya empezamos a ver el palacio. Uau! La entrada hasta allí es muy bonita, porque ves el edificio desde el lago Mälaren.


El edificio del palacio es de finales del siglo XVII. El arquitecto se inspiró en los edificios franceses e italianos del estilo.

Nos despedimos de nuestras compañeras viajeras, y bajamos del barco.

Andamos por el paseo que rodea el agua y lleva hasta la entrada del palacio. A esas horas, el palacio aun estaba bastante tranquilo. No se veía mucha gente paseando por allí.

Os dejo la página web del palacio. Encontraréis precios, horarios, historia…:

www.kungahuset.se/roya... 04367.html

Decidimos que visitaríamos primero el palacio, y después veríamos los jardines. Así que cruzamos la puerta de entrada, subimos las escaleras principales y nos pusimos a la cola. No era nada alarmante, tampoco había tanta gente. Cuando ya casi llegábamos a las taquillas, una chica de la organización nos preguntó si habíamos llegado en el barco. Sí. Y si habíamos comprado ya las entradas. Pues no. Así que tuvimos que esperar nuestro turno para comprar.

Por fin nos tocó. Le mostré mi carnet a la chica que vendía las entradas, le pregunté si tenía descuento o gratuidad, y……. Sí! Entrada gratuita! Genial! Y ellas tenían entrada para sénior. Así que las entradas nos costaron 260SEK. Pues muchas gracias, oiga!

Una de las cosas que te piden, es que te pongas la mochila por delante, por seguridad. Así que cumplimos con lo exigido.

La ruta a seguir está marcada. Se visitan varias estancias. Primero las del primer piso, y a continuación subes a la planta de arriba para terminar el recorrido.

Para empezar es importante tener en cuenta que todo el complejo fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Hoy en día, la familia real sueca utiliza solo una parte de él como residencia privada.

Una de las estancias destacables es el dormitorio de la reina Hedvig Eleonora.


No hace mucho, hice una exposición sobre los cartones que había realizado Charles Le Brun para las pinturas del Palacio de Versalles. Y recuerdo que uno de los temas que explicábamos, era el momento del “levé”. El momento de despertar al rey y la reina era algo importantísimo en el palacio. Así que ya os podéis imaginar esta misma escena en esta habitación.

También llegamos a la biblioteca de la reina Luisa Ulrika. Muy clara, muy blanca, muy luminosa!


Por la escalera que subía al piso superior, pudimos contemplar estos magníficos trampantojos. Cuando los ves, la impresión es tal cual detrás hubiera un segundo espacio. Esto se hacía para dar mayor sensación de amplitud. Me recordaba a los que Charles Le Brun realizó para la escalera de los embajadores en el Palacio de Versalles.

La escalera es magnífica y muy señorial, y la luz que entraba a esas horas por allá, era muy interesante sobre las esculturas.



Por las ventanas ya podíamos tener una primera visión de los jardines.


Os dejo un par de fotos más de alguna de las estancias del piso superior.




Algunas de las estancias estaban en penumbra para poder conservar mejor los tapices expuestos en ellas. Y el suelo de parquet crujía al andar por encima!

Había gente visitando el palacio, pero no era nada exagerado, así que pudimos ver las habitaciones con bastante calma.

Acabamos la visita a las diferentes estancias reales, así que ahora tocaban los jardines.

Resumiendo: el palacio es bonito. Lo que pasa, o la sensación que nos dio, es que ya hemos visto muchos otros palacios, y es inevitable la comparación. Nos da la sensación que visto uno, vistos todos. Evidentemente que, cada uno es diferente y especial. Así que por eso no dejéis de visitarlos. Además, ya os digo que el entorno es ideal.

Al salir vimos a una de los miembros de la guardia, haciendo su vigilancia.


El entorno del palacio es precioso. Las nubes le daban un aspecto muy especial. Parecían de algodón.


Fuimos a la parte trasera para pasear un poco por el jardín.




En el jardín barroco vimos la fuente con la escultura de Hércules.


Pero el jardín no nos mató mucho. Lo encontramos poco frondoso (mira que estamos criticonas, eh?). Además a esas horas ya caía un buen solano…

No visitamos el teatro de la corte (que se trata del teatro más antiguo del mundo en funcionamiento, o al menos eso dice mi guía) ni el pabellón chino. El pabellón chino nos quedaba algo lejos de donde estábamos. Como la entrada es a parte, decidimos no llegar hasta allí.

Visitamos una pequeña capilla adyacente al edificio del palacio.


En ese momento, a las 12:15 empezó un pequeño cambio de guardia, así que nos paramos un ratito para verlo. Ya que no veríamos el del Palacio Real en Estocolmo, veríamos este. Uno por el otro.

Sabíamos que había un barco que regresaba a Estocolmo a las 13h, así que decidimos cogerlo. Pasamos primero por los baños (gratuitos y bastante limpios), que no quedan muy lejos del embarcadero.

A esas horas nos empezó a apretar un poco el hambre. Pero como a Estocolmo llegaríamos a las 14h, decidimos no meternos en un restaurante en la ciudad, sino comer algo rápido y así matar un poco el hambre. Por la noche ya comeríamos algo más fuerte. Teníamos pendiente probar la comida sueca!
Justo delante del embarcadero había un pequeño Pressbyran. Así que allí nos comimos un hot dog. Pedimos dos hot dog normales (15SEK cada uno), y nuestra amiga cogió una promoción de hot dog y coca-cola por 30SEK.

El perrito era pequeño, pero por donde pasa moja, oiga! Nos sentamos a la sombrita, pero poco antes de las 13h nos pusimos a la cola para subir al barco que aun no había llegado. Hasta ese momento no había mucha cola, pero poco a poco ya llegó más gente.

Puntual, llegó a las 13h. Era el mismo barco que a la ida! Ya sabíamos donde teníamos que sentarnos.

Bajaron bastantes pasajeros! Qué bien haber ido por la mañana a primera hora! Cuando ya estuvieron todos en tierra embarcamos. Tuvimos la suerte de encontrar el mismo sitio! Pero a esas horas no subió mucha gente, a diferencia del de la mañana. Estuvimos solas en nuestra mesita.

Salimos del embarcadero en dirección a Estocolmo. El viaje de vuelta lo aprovechamos para hacer las fotos que no habíamos hecho a la ida.




Vimos algunas playitas. La gente aprovechaba la buena temperatura para tomar el sol y bañarse.

Poco antes de las 14h llegamos de nuevo al embarcadero de Estocolmo. La idea para la tarde era visitar el Museo Vasa, y si daba tiempo (que no creía) el Museo Skansen. Queríamos acercarnos a ver también algunas de las estaciones de metro más bonitas de la ciudad. Así que pensamos que, sería una buena idea comprar una tarjeta de transporte para 24 horas. Así que nos fuimos a la Estación Central.

Una vez allí bajamos al metro. Le pedí a un señor que llevaba un chaleco amarillo y que estaba ayudando a la gente, que me dijera donde podíamos comprar la tarjeta de 24h. Me señaló una caseta y allí que nos fuimos.

El señor que nos atendió fue súper amable! Ellas tuvieron suerte y pudieron comprar una tarjeta de 24 horas a precio de sénior. Yo la normal. Aquí no había carnet de guía que valiera! Jijijijiji! Mi tarjeta costó 140SEK y la de ellas 100SEK. Nos facilitó a cada una, una tarjeta magnética que usaríamos para entrar y salir.


Volví al primer señor que me había ayudado, para preguntarle cómo podíamos hacerlo para llegar hasta el Museo Vasa desde allí. Nos recomendó ir andando hasta Kungsträdgarden. Allí encontraríamos el tranvía número 7 que nos llevaría hasta el Vasa. Pues así lo hicimos!

Cuando llegamos, justo estaba parado el tranvía 7, así que aceleramos un poco el paso y lo cogimos. No vi ninguna máquina para pasar la tarjeta, así que de nuevo, donde fueres haz lo que vieres. La gente no validaba en ningún sitio.

Enseguida pasaron los revisores. Así que solamente tienes que darle la tarjeta y ellos la validan. Así de fácil!

La tarjeta nos valdría hasta un poco más tarde de las 14h del día siguiente.

El trayecto pasó rapidísimo. Y después de los kilómetros que ya llevábamos en las piernas, se agradecía poder hacer todo ese trayecto en transporte.

Bajamos en la parada Nordiska Museet/Vasamuseet. Fácil, no? Lo primero que nos encontramos de frente fue el edificio del Nordiska Museet. Uuuuuuuaaaaaaaauuuuuu! El edificio es espectacular! Por el foro había leído que el interior, ni fu ni fa. Pero por fuera no tiene desperdicio.





Justo detrás del Nordiska está el Vasa. Llegamos a las 14:40. Entramos al museo y había varias taquillas, así que no había una cola exagerada. De nuevo la operación habitual. Carnet fuera, pero…. Esta vez no hubo suerte. Bueeeeeeeeeeeeno. Qué le vamos a hacer?

Las tres entradas de adultos (no había para sénior) nos costaron 390SEK (130SEK cada una).

Aquí tenéis su página web:

www.vasamuseet.se/es

Entramos y……. Más uau! De verdad! Me dejó sin palabras lo que encontré delante mío! Por mucho que os diga, no podré expresarlo bien. Solo os diré que en el foro había leído mucho sobre la visita al museo (la recomendaba todo el mundo). También varias personas que conocía me lo habían recomendado encarecidamente. Pero siempre pasa que, cuando te lo recomiendan tanto, después te llevas una decepción. Pues para nada, en este caso! Lo visto, superó las expectativas! Me fascinó! Me impactó! Me impresionó! Para nada me arrepentí de haber ido! Primera foto que hice:


Lo que siempre se dice, la fotografía no le hace justicia a la realidad!

Parecía mentira que aquel enorme barco estuviera allí! Era increíble!

La historia del “barquito” era muy sencilla: se hundió en la primera travesía que hacía, el 10 de agosto de 1628, en el puerto de Estocolmo. Estuvo 333 años en el fondo del mar, y finalmente en 1961 consiguieron rescatarlo. Así que ya veis, están bastante orgullosos de un gran fracaso. Es una de las atracciones turísticas más importantes de la ciudad. No me extraña.

Según la información del museo, el buque está reconstruido, y un 98% de las piezas son originales. Las esculturas que lo adornan son bellísimas!

Con unos ojos como platos empezamos a recorrer el barco. No se puede subir, pero alrededor de él encontraréis muchísima información: de las diferentes partes que forman el barco (incluso lo encontraréis escrito en castellano), de la historia del barco, de la historia de la reflotación. Incluso se habla de los ocupantes que iban a bordo.

El museo está muy bien montado. Es muy didáctico! Totalmente recomendable para niños y para mayores. Podéis recorrer las seis plantas de exposición.

Nosotras empezamos por la planta 4. Después subimos a la 6 y fuimos bajando. A las 16h bajamos a la planta 4 de nuevo, porque en el panfleto de información había visto que proyectaban un video sobre la historia del barco. Pregunté a una de las chicas y me dijo que a las 16h era la proyección en castellano.

Fuimos al auditorio principal y nos sentamos. Vimos media parte del video en francés y la otra parte en sueco con subtítulos en inglés. Pero bueno, y qué pasaba con el castellano? Cuando salimos, vi un auditorio secundario, y era allí. Pero bueno, no pasaba nada. Nos enteramos de lo que decía. El vídeo es absolutamente recomendable! No os lo perdáis!

Bueno, pues os dejo unas cuantas fotos como resumen de lo que podréis ver allí!














Os habéis fijado la figura del hombre? Parecía piel de verdad, y parecía incluso que sudara! Son maniquíes de personas a las que les han podido reconstruir la cara, gracias al cráneo. Son las víctimas del naufragio.

Por cierto, bajad hasta la planta 2! Ver desde abajo el barco y su enormidad no tiene precio! Te sientes tan pequeño!

Un consejo: abrigaos! En el auditorio hacía frio. No digo fresco, no! Digo frio! Y en la parte más baja del barco, en la planta 2, también se nota el frio. Avisados estáis.

Antes de irnos, pasamos por los baños para hacer una parada técnica. Olían un poquito mal….

Aquí tenéis el museo por el exterior. Supongo que primero llevaron el barco hasta allí y después se construyó el museo, porque si no, no sé por sonde lo entraron. Jejejejejejeje!


Salimos a las 16:50. Podríamos haber ido al Museo Skansen, pero aunque cerraba un poco más tarde, había leído que muchos de los comercios y demostraciones cerraban temprano. Así que lo dejamos estar. Habría tenido entrada gratis….. Jejejejejejeje!

Volvimos a coger el tranvía número 7, en la parada de delante de donde habíamos bajado. Solo tardó 3 ó 4 minutos en llegar. Subimos y enseguida pasaron los revisores. Bajamos delante de los almacenes NK.

Desde allí nos fuimos andando hasta la parada de metro Östermalmstorg. Por Birger Jarlsgatan pasamos por un montón de tiendas muuuuuuy pijas! Michael Kors, Ralph Lauren…. Y nosotras con estos pelos!

Os explicaré algo que me llamó mucho la atención. En la calle había un poco de atasco. Pues no se escuchaba ni un solo grito, ni un claxon, nada de nada! Qué gente más civilizada! Pero no solo eso! Los conductores son súper respetuosos: cuando ves que te estás aproximando a un paso cebra, ya empiezan a frenar! Igual que aquí!!!!!! Aquello era el paraíso, y quiero volver!

Bueno, pues, entramos en el metro, validando nuestras tarjetas en las máquinas. Y empezamos a bajar, y a bajar, y a bajar, y a bajar!


El metro de Estocolmo es bastante profundo. Me recordaba el de Moscú o San Petersburgo. Y las escaleras mecánicas, sin ir tan rápidas como las rusas, tela también la velocidad a la que iban!

Eran sobre las 17:20 y empezamos con la primera estación.

El metro de Estocolmo es conocido por la decoración de algunas de sus estaciones. Vamos a ver, es muy diferente a la obra de arte del metro de Moscú, pero también hay algunas de ellas muy curiosas. Mucho más modernas y diferentes, eso sí!

Desde el foro tenía apuntadas unas cuantas estaciones para visitar. La mayoría de ellas, en la línea azul. Aunque nosotras sobretodo visitamos las de la línea roja.

Os haré un pequeño resumen de las paradas que vimos en la línea roja, con alguna foto.

La primera que vimos, como os digo, fue Östermalmstorg.


De ahí nos fuimos hasta Universitetet.



La siguiente parada fue Tekniska högskolan.




Después le tocó el turno a Stadion (una de las que más me gustaron, por su colorido).






Cambiamos a la línea azul y empezamos en T-Centralen.




Y por último llegamos a la parada de nuestro hotel, Radhuset.




Nos dejamos en el tintero otras estaciones como Kungsträdgarden, Fridhemsplan o Solna Centrum.

Qué me pareció esa ruta por las profundidades de Estocolmo? Pues mira, algo original y diferente! Como ya he dicho antes, no podemos comparar el metro de Estocolmo con el de Moscú. No tienen absolutamente nada que ver. Pero la visita a algunas de las estaciones de este metro vale la pena. Son obras de artistas actuales. Muy coloridas algunas, muy modernas otras, y otras sin mucho que destacar.

El andén de algunas estaciones es larguíiiiiiiiiiiiiismo! Y está limpíiiiiiisimo!

Me sorprendió gratamente algo: cuando llega el metro, la gente se espera respetuosamente a un lado de la puerta, a que bajen los pasajeros. Igual que aquí! En serio, estoy cansada en el metro de Barcelona, de la gente que corren para entrar, si esperar a que la gente salga, incluso llegando a empujar a los que bajan! Y todo por sentarse! Increíble! Maleducados! Pero aquí no! La gente esperaba tranquilamente! De nuevo digo: esto es el paraíso, y no me quiero ir!

Pero también os diré una cosa: abrigaos! Hace una rasca en las estaciones, increíble! Nos quedamos muy sorprendidas. Claro que las estaciones son muy profundas, pero daba la sensación como si hubiera aire acondicionado, y este estuviera a tope! Avisados estáis!

Por este motivo no visitamos muchas estaciones más. Estábamos heladas! Y es que, cuando bajabas de un metro para ver la estación, mientras esperabas el siguiente pasaban quizá 7 u 8 minutos, a veces. Así que te quedabas pajarito! Pues con 6 estaciones que vimos, en unos 50 minutos, ya os podéis imaginar!

Fuimos al hotel un ratito. Eran las 19h. Así decidiríamos donde iríamos a cenar. Saqué mis apuntes. Y me convenció bastante el Stockholms Gästabud, en Gamla Stan. Teníamos ganas de probar la comida sueca. Así que nos decidimos por este!

De nuevo recurrimos al metro. Como teníamos la tarjeta de 24horas! Paramos en la estación Gamla Stan. Dejé el mapa en el hotel, pero la verdad es que ya no era necesario llevarlo. Ya me conocía bastante bien la ciudad, así que en un pim pam llegamos al restaurante. Está en la calle Österlanggatan 7.

Para llegar hasta el restaurante, de nuevo Gamla Stan se nos presentaba delante de nuestros ojos en todo su esplendor!





Llegamos al restaurante sobre las 19:45 y entramos.


Nos atendió una chica. Pedimos mesa para tres, y nos dijo que en esos momentos estaba todo ocupado (el local es pequeñíiiiiiiiiiiiiiismo!). Como no reservan mesas, la chica nos dijo que nos podíamos esperar en la barra, ya que había alguna mesa que no tardaría en acabar.

La chica nos trajo las cartas para que miráramos que queríamos.




Al cabo de un rato la chica sentó a una pareja en una de las mesas que habían quedado libres, y nos vino a decir que aunque habían llegado después de nosotras, los había sentado porque nosotras no habríamos cabido. Ay, qué chica más atenta y maja!

Después de un ratito volvió y nos hizo una propuesta: si queríamos, nos podíamos sentar en una mesita, en un rincón, un poquito estrecha, pero que cabríamos perfectamente, ya que a veces se sentaban incluso 4 personas. Nos pareció perfecto. El rinconcito tenía una especie de sofá con cojines, y un par de sillas. Era perfecta y cómoda!

El restaurante es pequeñito y muy acogedor.

Mientras esperábamos, aproveché el wifi gratuito del local, para hacer el check-in del vuelo del día siguiente con Norwegian.

Pedimos sopa de pescado, albóndigas (enormes!) y una tostada con mahonesa y gambas. Todo para compartir. En Tripadvisor había leído que las raciones eran bastante generosas.

Yo quería probar la sidra de pera (leído en el foro), pero tiene alcohol y en ese momento no me apetecía mucho (no soy mucho de beber alcohol). Así que pedimos una Fanta y dos cervezas.




La sopa de pescado estaba bien (el salmón muy bueno), pero sin más. Las albóndigas bastante buenas, y la tostada muy buena.

Teníamos más hambre, así que pedimos postre. Pedimos dos postres de manzana calentitos con una costra crujiente y crema de vainilla, y una panna cotta de frambuesa para mi madre.



Estaba todo muy bueno! Todo valía 804SEK, pero dejamos propina, así que pagamos 870SEK. Un poco carito, la verdad. Pero bueno…. El sitio es bonito y el servicio es muy atento.

No os puedo dejar página web, porque no tienen. Sí que podéis mirar, por ejemplo, las críticas de Tripadvisor:

www.tripadvisor.es/Res... kholm.html

Salimos del restaurante a las 21:40. Seguimos por la misma calle hasta llegar a Slottsbacken. El cielo empezaba a adquirir un color muy bonito!


Bajamos hasta Skeppsbron y paseamos un poco por allí. El cielo estaba precioso!




Cruzamos por Riksgatan, pasando por el Parlamento. Desde el Riksbron las vistas también eran maravillosas.



Por Fredsgatan y Vasagatan llegamos a la Estación Central y allí volvimos a coger el metro, hasta el hotel. Nada, que en el metro tampoco hizo ninguna falta el plano. Ya está! Es fácil orientarse. Así que pim, pam, pum, llegamos perfectamente.

Entramos a la recepción del hotel. No disponen de ordenadores para los clientes, pero por la mañana pregunté cómo podía imprimirme las tarjetas de embarque. Me dijeron que lo harían ellos mismos. A la chica de recepción le mandé las tarjetas y me las imprimió. Aproveché para preguntar si tenían espacio para dejar las maletas al día siguiente. Efectivamente. También le pedí si nos podía reservar por teléfono el taxi de la compañía Green Cab. Se apuntó el teléfono de la tarjeta y me dijo que mañana lo tendríamos.

Subimos a la habitación. Parecía mentira, la hora que era y aun había algo de claridad en el cielo. Pasear por la ciudad a esas horas no me dio ninguna sensación de inseguridad. Todo lo contrario.

Aproveché para tomar mis apuntes, mientras ellas se metían en la cama.

A las 00:30 yo también estaba bajo el nórdico de mi cama tan cómoda! Había sido un día fantástico, pero a la mañana siguiente tocaba despedirse de Estocolmo. De momento, estaba superando y mejorando las expectativas.

Ese día habíamos andado 13’9Km y 21.374 pasos.

Viajeros, mañana cambiamos de país, así que ahora toca un merecido descanso. Hasta mañana! Sssssshhhhhhhhhhh……
Volver arriba

Compartir:
Ver más diarios de Monlis Ver más diarios de Europa Norte Etapa anterior Etapa anteriorEtapa siguiente Etapa siguiente


VOTACIONES A LA ETAPA
Mes Puntos Votos Media
Actual 0 0
Anterior 0 0
Total 0 0
Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar esta etapa debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 2 Visitas mes actual: 0 Total visitas: 481

  Últimos comentarios al diario:  ESTOCOLMO, HELSINKI, TALLIN, RIGA Y VILNIUS EN JULIO-AGOSTO 2017(en construcción
Total comentarios 6  Visualizar todos los comentarios

Monlis  monlis  23/08/2017 18:41   
Comentario sobre la etapa: PALACIO, BARCO, METRO: ESTO ES UN NO PARAR!
Marimerpa! Ya ves que la zona es más que recomendable! Yo he vuelto encantadísima!

Coge un buen bol de palomitas, eh? Que serán unas cuantas etapas!!!!!

Muchas gracias por leerlo!

Un saludín!

Maria65  maria65  24/08/2017 17:06   
Comentario sobre la etapa: PALACIO, BARCO, METRO: ESTO ES UN NO PARAR!
Estoy "enganchadísima" a tu diario cada día busco a ver si has añadido nueva etapa .Que conste que entiendo perfectamente que lleve su tiempo ya que es muy minucioso, ameno,aporta tantos datos útiles, las fotos muy bien seleccionadas y el redactado un super 10. Gracias por compartirlo y todas las estrellas que puedo darte. Saludos

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN LA ETAPA

Registrate AQUÍ
Volver arriba


Foros de Viajes
Itinerarios-Rutas Tema: Ruta por Escandinavia: Consejos
Foro Europa Escandinava Foro Europa Escandinava: Foro de viajes por Escandinavia: Dinamarca, Suecia, Noruega y Finlandia.
Ultimos 5 Mensajes de 140
117482 Lecturas
AutorMensaje
Nanolaf
Nanolaf
Silver Traveller
Silver Traveller
Dic 31, 2018
Mensajes: 14

Fecha: Lun Dic 31, 2018 04:10 pm    Título: Re: Viaje a dinamarca, Suecia noruega e islandia

Muchas gracias!! Le comentaba a Ángeles que creo que nos limitaremos a algunos días a Copenhague (uno o dos) y luego dividiremos entre Suecia y Noruega, dejando Islandia para otra oportunidad. Mucha s gracias por la información!
Angegaca
Angegaca
Willy Fog
Willy Fog
Sep 11, 2008
Mensajes: 11975

Fecha: Lun Dic 31, 2018 05:52 pm    Título: Re: Viaje a dinamarca, Suecia noruega e islandia

Nanolaf Escribió:

Muchas gracias Ángeles por la respuesta!!!! Me imaginaba que era una locura pero como es un viaje largo desde Argentina quise ver si había la más mínima posibilidad, jaja. Creo que dejaremos Islandia para otra oportunidad y dividiremos los días principalmente entre Suecia y Noruega, conociendo uno o dos días a Copenhague. Muchas gracias por la información!

Mucho mejor Aplauso
Feliz Año Amistad Amistad Amistad
chamiceru
Chamiceru
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Feb 05, 2009
Mensajes: 38706

Fecha: Mar Ene 01, 2019 04:24 pm    Título: Re: Viaje a Dinamarca, Suecia, Noruega e islandia

Hola
Fusiono tu mensaje en el hilo de Rutas por Escandinavia Guiño
Saludos
Regina-62
Regina-62
New Traveller
New Traveller
Feb 08, 2019
Mensajes: 1

Fecha: Sab Feb 09, 2019 10:45 pm    Título: Re: Ruta por escandinavia - Consejos

Buenas tardesnnosotros vamos a Londr3s en junio y liego queremos hacer escandinavia.La idea ea tomar un tramo para hacer Bergen los fiordos has5a Gerainger .Flam .con tje fjort in the nutshell.Somos argentinos..No sabemos ingles.Que nos aconsejaron como organizar el viaje.Queremos visitar el púlpito.Estocolmo .Le agradeceré que alguien me aconseje como armarlo.Tambien llegar a San Petersburgo y Moscú.Nos estamos mareando mucho como hacerlo
Nanolaf
Nanolaf
Silver Traveller
Silver Traveller
Dic 31, 2018
Mensajes: 14

Fecha: Sab Mar 02, 2019 04:42 pm    Título: Re: Ruta por escandinavia - Consejos

Hola buenos días a todos! Estoy planificando hacer el viaje durante el mes de Julio, serían 21 días y tenía pensado ir a Copenhague 2 días, de allí moverme a malmo, luego pasar en auto o tren a Estocolmo(cuantos días me sugieren?) luego pensaba ir a gotemburgo o ir de rectamente a Oslo ( desde allí hacer bergen y los fiordos... Acá cuantos días creen que sería mejor?) el tema de la movilización que creen conveniente? Excursiones? Auto? Cruceros?. Por último cuanto creen que puede ser el gasto para una pareja por día? No tenemos drama en hacer hostel, o intercalar hostel y habitaciones...  Leer más ...
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ