Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


Los lagos Finger y las cataratas del Niágara -Diarios de Viajes de USA- Miss_Sandiego
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace

Diario: Los lagos Finger y las cataratas del Niágara  -  Localización:  USA  USA
Descripción: Octubre de 2017. Diario de nuestra primera escapada a las cataratas del Niágara desde Filadelfia (4 días)
Autor:    Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:


Etapas 1 a 3,  total 5
 1  2  siguiente siguiente



Etapa: INTRODUCCIÓN  -  Localización:  USA USA
Fecha creación: 07/03/2018 02:47  
Compartir: 
Compartir:
Hola a todos!

Mi marido, nuestra bebé y yo nos trasladamos hace algunos meses a vivir a la zona de Filadelfia y en este diario os quería hablar de la primera escapada que hicimos para conocer las impresionantes cataratas del Niágara. El trayecto lo hicimos en coche desde Filadelfia, pero vale perfectamente para aquellos viajeros que quieran hacer su "road trip" desde Nueva York (además, como sabéis, les queda más cerca)

Para nuestro viaje elegimos el fin de semana del 28 de septiembre al 1 de octubre (4 días). Nuestro objetivo principal era visitar las legendarias cataratas del Niágara, pero como el trayecto es bastante largo (unas 7 horas en coche desde Filadelfia) decidimos hacerlo en varios tramos y aprovechar las paradas para conocer otros rincones interesantes que se encontraban en el camino.

En concreto, podríamos dividir el diario de nuestra escapada en las siguientes etapas:

Primera etapa (jueves 28 sept): Ithaca y la universidad de Cornell

Segunda etapa (viernes 29 sept): Lagos Finger. El lago Cayuga y el parque estatal de Taughannock Falls

Tercera etapa (sábado 30 sept): Las cataratas del Niágara

Cuarta etapa (domingo 1 oct): Lagos Finger. El lago Seneca y el parque estatal de Watkins Glen
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: INTRODUCCIÓN



Etapa: Primera etapa: Ithaca y la universidad de Cornell  -  Localización:  USA USA
Fecha creación: 07/03/2018 03:07  
Compartir: 
Compartir:
Jueves 28 de septiembre de 2017

El jueves nos levantamos pronto y después de colocar todos los bártulos en el coche partimos rumbo a Ithaca, una ciudad del estado de Nueva York conocida fundamentalmente por ser la sede de la universidad de Cornell, una de las instituciones académicas más prestigiosas del país y el objetivo fundamental de nuestra primera parada.

Os parecerá raro pero el "turismo de universidad" se lleva mucho en este país y de hecho, en el caso de Cornell, se posible apuntarse a una visita guiada por el campus de alrededor de una hora de duración. En este LINK tenéis un mapa detallado del campus e información correspondiente a las visitas guiadas que también podéis consultar en la página web de la universidad.

En esta ocasión y dado que no pretendíamos tampoco realizar una visita exhaustiva del campus, nosotros preferimos dejarnos llevar y hacer el recorrido a nuestro aire y sin prisas. La ruta que realizamos se correspondería con el siguiente mapa:



Y ahora voy a contaros un poco lo que vimos y nuestras impresiones...

Para empezar, dejamos nuestro coche en el aparcamiento del Nevin Welcome Center (1) junto al jardín botánico de la universidad. El edificio del Nevin Welcome Center (año 2010) tiene un diseño muy bonito y es considerado como un edificio ecológico (o "green building") dadas sus características de ahorro energético, un uso eficiente del agua, el empleo de materiales naturales y sostenibles en su construcción (que además son de orígen local) y la creación de espacios interiores saludables que optimizan el aprovechamiento de la luz solar y buscan una ventilación natural que aumente la calidad el aire en su interior.

El ahorro energético se consigue no solo por la orientación y ubicación del edificio, sino también a través de otras herramientas interesantes tales como la instalación de paneles solares en su azotea, el uso de persianas de madera (que permiten controlar la temperatura en cada estación dejando pasar la luz solar en los meses más fríos y generando sombra en los más calurosos) o la colocación de plantas en su tejado (que contribuyen a bajar la temperatura del edificio en verano y, al mismo tiempo, lo aislan del frío en invierno).

Dentro del edificio Nevin hay una pequeña tienda de regalos en la que nosotros conseguimos un mapa del campus. Allí también podéis encontrar información sobre las visitas guiadas por el jardín botánico de la universidad (más información: AQUÍ) y sobre los recorridos o senderos que pueden realizarse por la zona del lago Beebe (más información: AQUÍ)




Tras conseguir nuestro mapa y después de que Abel planificara nuestro recorrido, comenzamos nuestro paseo familiar a orillas del Beebe Lake (2) , un bonito lago rodeado de frondosos árboles que ya empezaban a mostrar los colores típicos del otoño. En nuestro camino nos encontramos a más de un estudiante concentrado sacando fotografías a la flora y fauna del lugar. No vimos a nadie haciendo deporte pero esta zona del campus parece ser muy popular para correr y hacer senderismo. A través de la aplicación PocketSights Tour Guide descargable en el teléfono móvil es posible incluso realizar una ruta guiada por los alrededores del lago (más información sobre los tours que ofrece esta app: AQUÍ)

Después de un vistazo rápido al lago nos acercamos a las Triphammer Falls (3) antes de dirigirnos al centro del campus universitario. La presa que puede contemplarse desde el puente fue diseñada y construida por el fundador de la universidad, Ezra Cornell, años antes de que ésta existiera. Hoy en día todavía se aprovecha para generar el 2% de la electricidad de la universidad a través de una planta hidroeléctrica situada a corta distancia.



Triphammer Falls no son las únicas cascadas que existen en los alrededores de Cornell, el campus está construido en un entorno natural y paisajísticamente privilegiado tal y como pudimos comprobar durante nuestro recorrido. Nunca había estado en una universidad tan bonita y me preguntaba si los estudiantes que nos cruzábamos en nuestro paseo eran conscientes de la suerte que tenían y en si aprovecharían suficientemente su experiencia allí. Imagino que sí teniendo en cuenta que según los datos oficiales tan solo el 17% de los estudiantes que solicitan el acceso a esta universidad consiguen finalmente ser admitidos.

Nuestra siguiente parada era el Museo de arte Herbert F. Johnson (4). Una de las cosas que me llamo la atención la primera vez que visité una universidad americana fue el hecho de que tuvieran museos dentro de sus instalaciones pero la verdad es que me he llevado una sorpresa al descubrir que en España también existen esta clase de museos aunque no sean muy conocidos por el público en general.


Sobre el museo de arte no puedo comentar gran cosa ya que en esta ocasión no nos dedicamos a visitar sus galerías sino que, siguiendo los consejos de tripadvisor, subimos directamente al último piso para disfrutar de unas preciosas vistas del campus y de la ciudad de Ithaca. Imperdible!




El museo Herbert F. Johnson, de estilo moderno, contrasta con el edificio histórico del Franklin Hall (actualmente Tjaden Hall) donde en su momento se impartieron las primeras clases de ingeniería eléctrica del país.


Tras sacar unas cuantas fotos salimos del museo en dirección a la biblioteca Uris. Durante el trayecto nos detuvimos junto a unos bancos de piedra en los que aparecen grabadas diferentes frases relacionadas con la historia de Cornell. La más famosa es la que resume el espíritu de esta universidad y lo que sus fundadores pretendieron con su creación: "I would found an institution where any person can find Instruction in any study" / "Me gustaría fundar una institución donde cualquier persona pueda encontrar instrucción en cualquier estudio".

Estos valores pueden parecernos obvios hoy en día, pero si consideramos que la universidad se fundó en el año 1865 nos daremos cuenta de lo revolucionarias y atrevidas que resultaban estas ideas en ese momento. La guerra de secesión americana acababa de concluir y en la mente de muchas personas la idea de que un afroamericano pudiera ir a la universidad sin duda resultaría chocante. Lo mismo ocurría con las mujeres, quienes por supuesto no tenían reconocido el derecho a voto en esa época y como es bien sabido tenían también vetados otros muchos derechos civiles.

En cuanto a la posibilidad de obtener instrucción en cualquier estudio, este lema es otra de las características de esta universidad en la que todos los campos de conocimiento son accesibles a los alumnos que así lo deseen. Puedes ser un estudiante de ingeniería informática y, al mismo tiempo, apuntarte a clases de escritura creativa o de literatura francesa.

En nuestra visita nos quedó claro que en Cornell, al igual que ocurre con el resto de universidades americanas de la Ivy League, no hay más límite que el dinero (aparte del limitado porcentaje de admisiones). Según datos oficiales el coste anual por estudiar en esta universidad ascendería a unos 43.500 dólares, a los que habría que sumar el precio del alojamiento y de la manutención que se calcula en unos 16.200 dólares anuales. ¡Casi nada!

Antes de llegar a la biblioteca una constucción con aspecto de catedral gótica que se divisaba a lo lejos llamó mi atención por su belleza y singularidad. Se trataba del "Lyon and McFaddin Halls" y en su interior acoge un memorial a los profesores y estudiantes de Cornell que fallecieron en la Primera Guerra Mundial. Como dato curioso decir que detrás de la construcción del memorial se encuentra la sociedad secreta de estudiantes "Quill and Dagger" (= "Pluma y Daga") quienes gracias a su contribución tienen el derecho de disponer de la habitación superior de la torre de Lyon para sus reuniones sin que nadie ajeno a dicha sociedad pueda tener acceso a esta zona sin su permiso.


Todo este tema de las sociedades secretas y hermandades universitarias es algo a lo que no estamos acostumbrados en Europa y que nos llama mucho la atención pero está totalmente asumido en la cultura norteamericana. La verdad es que es un tema muy interesante del que espero poder hablaros en un futuro así que por ahora no cuento más Mr. Green

Retomando nuestra ruta principal, el siguiente punto de interés que habíamos fijado era la Uris Library (5). En algún sitio habíamos leído que se parecía a la biblioteca de Harry Potter y la verdad es que me quedé con cara de póker cuando al entrar nos encontramos con un interior más bien anodino. Por un momento pensé que nos habíamos equivocado de lugar, sobretodo cuando varios estudiantes comenzaron a dirigirme miraditas inquisitivas. Supongo que se preguntaban qué pintaba allí una chica con un bebé o quizás les inquietaba que pudiéramos perturbar su momento de estudio. Who knows?

El caso es que estábamos a punto de dar media vuelta cuando vimos un cartelito con una flecha que parecía indicar la existencia de una sala "especial" (A.D White Library). Nos animamos a curiosear un poco y ¡eureka! era la biblioteca de Harry Potter!!!aunque a mi me recordaba más a la de la Bella y la Bestia Avergonzado

Me daba un poco de vergüenza quedarme allí plantificada con la niña siendo el centro de todas las miradas así que Mini Lola y yo decidimos salir de la biblioteca y dejar a Abel sacando fotografías "ilegales" (en la entrada ponía algo así como que había que pedir un permiso especial para ello pero se impuso nuestro espíritu aventurero Muy feliz )


Junto a la biblioteca se encuentra la McGraw Tower (6), considerada el emblema por excelencia de la universidad de Cornell. Desde 1868 las campanas de la torre suenan no solo para marcar las horas del día sino también para deleitar con su música (que por cierto puede ser de cualquier estilo). Para poder subir los 161 escalones que llevan a su cima tan solo hay que presentarse 10 minutos antes de uno de los tres conciertos que diariamente se celebran en su interior.

Aunque llegamos a tiempo para presenciar el último concierto de las 18 horas decidimos prescindir de la experiencia por temor a que fuera Mini Lola la que diera el concierto de campanas ese día (jaja) pero curioseando en youtube hemos encontrado videos la mar de curiosos. Para muestra un botón...


Tampoco parece que nos perdiéramos gran cosa Mr. Green

Una anecdota curiosa relacionada también con la torre es que por lo visto una mañana de octubre del año 1997 apareció una calabaza clavada en su cúspide sin que todavía hoy en día se sepa muy bien como llegó hasta allí. Los responsables del campus decidieron dejar la calabaza allí con la esperanza de que las inclemencias climatológicas y el transcurso del tiempo la estropearan y sus trozos podridos cayeran al suelo dejando incólume la torre, pero tras varios meses de espera se vieron obligados a llamar a una grúa para sacarla de allí. Dada su resistencia y cómo no estaban seguros de que realmente fuera una calabaza llegaron a practicarle análisis de ADN y todo para confirmarlo. ¡Surrealista!

A tan solo unos pasos de la torre McGraw se encuentra la Sage Chapel (7), un templo que por fuera no dice mucho pero que por dentro es una auténtica preciosidad. La capilla fue construida en el año 1873 y debe su nombre a Henry W. Sage, benefactor y administrador de Cornell.

En su interior aparecen representadas en diversos mosaicos figuras relacionadas con el mundo académico y con el cristianismo que vienen a simbolizar como la educación conduce a Dios. Detrás del altar llama la atención la figura de un hombre en actitud reflexiva que simboliza la filosofía y que aparece rodeado de otras figuras femeninas que encarnan otras disciplinas académicas tales como las matemáticas, la química, el teatro, la literatura y la música.

En la cripta de la capilla se encuentran enterrados los fundadores de la universidad (Ezra Cornell, Andrew Dickson White) y sus familias así como alguno de los benefactores de la universidad entre los que se encuentra Jennie McGraw, cuyo apellido da nombre a la famosa torre de la universidad por haber sido la persona que, en 1868, donó por primera vez un grupo de 9 campanas a la universidad comenzando así con la tradición musical de Cornell (por supuesto hizo muchos otros regalos ya que está claro que si no no le habrían dedicado una torre entera Guiño )



Continuando con el recorrido nuestra siguiente parada fue el Bill and Melinda Gates Hall (8), donde se encuentra la facultad de informática y para cuya construcción la fundación del magnate de Microsoft aportó la nada desdeñable cantidad de 25 millones de dólares.Al entrar en su interior nos llamó la atención la luminosidad del edificio y las vistas que tiene al campo de béisbol de la universidad. Por el contrario la cafetería no nos dio muy buena impresión ya que daba la sensación de ser un poco cutre.

Por otro lado, el ambiente me pareció un poco frío en comparación con el de las universidades españolas ya que era raro ver "grupos" de gente en las mesas. Casí todos los estudiantes se encontraban en soledad con su ordenador y su mundo virtual completamente absortos con sus pantallas aunque, para ser sincera, no se si esta situación me resultó chocante por una simple diferencia cultural o si se trata más bien de una cuestión generacional Confundido

Al salir del Bill and Melinda Gates Hall y tras caminar unos metros nos tropezamos con la estatua de un oso que no sabíamos muy bien que pintaba allí. Se trata de "Touchdown", la querida mascota de la universidad. A principios del siglo XX se llegaron a utilizar cachorros de oso vivos para los encuentros deportivos pero afortunadamente dicha costumbre cayó en desuso y ahora son estudiantes los que se disfrazan de oso para animar al equipo. Aunque la estatua es reciente (2015) hay quien ya dice que frotar la nariz del oso al pasar por delante trae buena suerte a Cornell en las competiciones deportivas.


Como recompensa después del "pateo" y antes de marcharnos a descansar al hotel hicimos una última parada en el Cornell Dairy Bar (9), muy popular entre los estudiantes por sus helados artesanales que la verdad es que no nos defraudaron. Nos decantamos por el "Chocolate Gorges" (chocolate con galletas oreo) y por el "Big Red Bear Tracks" (vainilla con brownie y caramelo) ñam ñam ¡ambos deliciosos!

Aquí acaba la primera etapa de nuestra aventura. Espero que os haya resultado entretenida y que os hayáis quedado con ganas de más porque esto no es más que el principio Guiño
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Primera etapa: Ithaca y la universidad de Cornell



Etapa: Segunda etapa: el lago Cayuga y el parque estatal de Taughannock Falls  -  Localización:  USA USA
Fecha creación: 07/03/2018 03:41  
Compartir: 
Compartir:
Viernes 29 de septiembre de 2017

En el centro oeste del estado de Nueva York se encuentran los 11 lagos Finger (literalmente "lagos dedo"), los cuales como su propio nombre indica se caracterizan por ser particularmente largos y estrechos. La región de los lagos Finger es maravillosa para disfrutar de la naturaleza y alejarse del bullicio de la gran ciudad, además de ser un punto de parada perfecto para aquellos que viajan en coche desde Filadelfia o Nueva York hacia la zona de las cataratas del Niágara. Esta región es además muy popular por sus viñedos y atrae a muchos viajeros interesados en el turismo enológico tal y como pudimos comprobar en uno de los hoteles en los que nos alojamos durante el viaje (había un recepcionista que tenía verdadera obsesión con que nos pilláramos una buena cogorza en familia Riendo )

A poco que uno investigue en internet se da cuenta de que las posibilidades que ofrece esta zona son infinitas. En nuestro caso nos decantamos por una sencilla excursión al parque estatal de Taughannock Falls, cuya principal atracción es su cascada natural de 65 metros de caída ubicada al final de una amplia garganta situada en las inmediaciones del lago Cayuga, el más largo de los lagos Finger y uno de de los más profundos de norteamérica.

En primer lugar, nos dirigimos al mirador de la cascada de Taughannock, donde además hay un centro de atención al visitante donde se pueden recabar mapas e información sobre la zona. Lolita estaba dormida en el coche (¡milagro!) así que nos tuvimos que turnar para disfrutar de las vistas de la cascada desde las alturas y sacar algunas fotos.


El chorrito de Taughannock no da ni para llenar una palangana xd


La verdad es que si no fuera por su altura la cascada en sí tampoco decía gran cosa pero el paisaje era bonito y además este lugar cuenta con su propia leyenda y eso es un plus para alguien a quien le gustan las historietas tanto como a mi.

La leyenda está relacionada con los indios Cayuga, quienes habitaban estas tierras antes de la guerra de la independencia (1775-1783). De acuerdo con el relato tradicional, en tiempos antiguos la tribu de los Cayuga se enfrentó en una gran batalla con una tribu enemiga cerca de la zona alta de la cascada. Se dice que los Cayuga consiguieron matar al jefe de la otra tribu y que después arrojaron su cuerpo sobre las aguas. Su nombre era Taughannock, que en lengua indígena tendría el significado de "lleno de árboles" (aunque no existe unanimidad en cuanto a su exacta traducción)

Dejando los mitos a un lado, lo que sí se sabe es que durante la guerra de la independencia (concretamente a finales del año 1770) los soldados del ejército rebelde norteamericano destrozaron numerosas aldeas de la tribu Cayuga por ser ésta aliada de los británicos. No obstante, parece ser que el asentamiento de Taughannock se libró de la destrucción aunque sus habitantes ya habían conseguido huir antes de que los soldados del ejército continental pudieran alcanzar este lugar.

Como pago por los servicios prestados en esta guerra las tierras de Taughannock fueron entregadas a un tal Samuel Wayburn, quien poco después construiría aquí una cabaña de madera, una destilería, un molino y un exitoso almacén, convirtiendo esta zona en una de las más frecuentadas por los barcos de vapor que navegaban por el lago Cayuga. En 1873 el ferrocarril llegó a Taughannock, desencadenando el "boom turístico" en este lugar. No obstante, a principios del siglo XX los dos hoteles que habían sido construidos en esta zona comenzaron a perder clientes hasta que, finalmente, las tierras fueron adquiridas por la administración y convertidas en parque estatal.



Tras disfrutar del mirador nos dirigimos al aparcamiento desde el que sale el Gorge Trail o Sendero de la Garganta , que en poco más de un kilómetro llega al pie de la cascada. Se trata de un recorrido muy sencillo para el que "oficialmente" se prevé una hora de trayecto pero debe ser una previsión para "dummies" ya que nosotros lo hicimos en mucho menos tiempo y tampoco es que seamos unos deportistas de élite (¡con porteo de bebé incluido!). Durante el camino hay varios carteles sobre la geología del lugar que explican cómo se formó la garganta y cómo se crearon los propios lagos Finger.



Después un recorrido tan "exigente" (equiparable a un paseo hasta la tienda de ultramarinos del barrio) decidimos relajarnos en el área de pic-nic que se encuentra habilitada a orillas del lago Cayuga justo frente al inicio del sendero. El sitio es precioso y como además viajábamos fuera de temporada lo teníamos para nosotros solos. Mini Lola lo pasó en grande yendo de un lado a otro y corriendo detrás de los pájaros aunque también es verdad que acababa de comer y eso siempre la pone de buen humor Muy feliz En los alrededores había una playa fluvial y un parque infantil que tenía muy buena pinta y que fichamos para nuestra próxima visita con la peque.


Después del momento "relax" nos tocaba comer a los mayores así que nos acercamos al Crystal Lake Cafe, el cual contaba con opiniones muy alentadoras en tripadvisor. El sitio no nos defraudó, tenía mucho encanto y las hamburguesas que pedimos estaban muy buenas (aunque no se si llegan al a categoría de las de nuestro querido Musli de Torrelavega)

Además, la camarera fue bastante simpática con nosotros, nos contó que su única hija vivía en Londres y que era una enamorada de Europa. Sus antepasados eran de origen italiano y habían emigrado a Estados Unidos persiguiendo el sueño americano y pasando por la famosa isla de Ellis de Nueva York. Su conversación me recordó que este país ha nacido y ha crecido gracias al esfuerzo de millones de inmigrantes, resultando paradójico que su actual presidente tenga, entre sus propuestas "estrella", la creación del famoso muro en la frontera con México Malvado o muy loco

Dejando los temas políticos a un lado, lo cierto es que si alguna vez pasáis por esta zona el Crystal Lake Cafe es un sitio muy recomendable tanto para almorzar como para tomar unos vinos. Después de comer y de tomarnos un café gratuito (por lo visto era el día internacional del café y es costumbre en los establecimientos no cobrar por consumirlo) nos acercamos a la sala de catas para completar nuestra experiencia en los Finger Lakes. Por tan solo 5 dólares pudimos degustar 6 copas a nuestra elección y aunque ni Abel ni yo somos unos entendidos en la materia, yo diría que los vinos estaban bastante ricos. Como dato curioso decir que tenían incluso vino de arándanos, algo que yo nunca había visto.

Decidimos probar un poco de todo: blanco, tinto y, por supuesto, arándanos (jeje) y aunque nos suele gustar más el blanco (I miss you Albariño!!! Trist ) al final nos llevamos una botella de tinto "Revolutionary Red" aprovechando el 20% de descuento que nos hacían por haber participado en la cata.

Por cierto, luego me enteré de que los "vinos guays" en la zona eran los blancos y no los tintos Chocado pero en fin, son cosas que pasan cuando no te lees bien la guía ...



Era el momento de partir hacia Niágara y empezaba a llover. Aún nos quedaban unas 2 horas y media de camino hasta nuestro destino pero nos sentíamos optimistas, ¡todo estaba saliendo de maravilla y lo mejor estaba aún por llegar!

Antes de que nos diéramos cuenta llegamos a la zona del Niágara y comencé a emocionarme. Ví una columna de lo que parecía ser humo y un montón de edificios alrededor, -"¿serán las cataratas? no, no puede ser, parece el humo de una fábrica, eso no puede ser agua, está muy alto y va como hacia arriba"- le decía a Abel mientras nos aproximábamos con el coche.

Y resulta que sí que eran las famosas cataratas...


Nuestro plan era terminar el día viendo las cataratas desde el lado americano para después atravesar la frontera con Canadá donde haríamos noche para disfrutar de las cataratas en su plenitud al día siguiente puesto que habíamos leido que las mejores vistas se obtenían desde el lado canadiense.

Aún así, me sentí bastante impresionada con la visión de las cataratas desde la zona americana (al día siguiente comprobaría que en comparación con el lado canadiense no se veía un pijo, pero entonces me pareció increíble jaja). Esa gran masa de agua cayendo a nuestros pies es un espectáculo difícil de olvidar y creo que es casi imposible no sentirse deslumbrado y sobrecogido ante esta maravilla de la naturaleza.



Empezaba a hacer fresquito y el cielo se estaba poniendo de color gris. Lolita y yo nos refugiamos en la tienda de recuerdos mientras Abel terminaba de tirar fotos y de inspeccionar la zona. Un señor hindú me preguntó que por qué no llevaba a la niña con gorro. Le dije educadamente que acababamos de llegar, que no nos esperábamos este clima y que precisamente por eso estábamos en la tienda de recuerdos esperando a su padre, para no pasar frío. El hijo del señor se acercó e intentó disculpar al metomentodo de su progenitor jaja Es increíble pero ser madre te convierte en el blanco de todos los opinólogos del lugar habidos y por haber, en España y por lo visto en el extranjero también Malvado o muy loco

Rápidamente nos metimos en el coche y nos dispusimos a cruzar la frontera por el puente arco iris (os juro que se llama así y que no lo he sacado de un capítulo de los osos amorosos). Pasar la frontera fue un poco lento y bastante rollo, no se cómo se apañarán en verano la verdad... Además la policía que nos tocó era bastante borde, tenía la virtud de no mover ni un solo músculo de su cara mientras nos interrogaba con voz robótica sobre un montón de cuestiones a las que tratamos de responder con sinceridad. Digo tratamos, porque nos preguntó si llevábamos alcohol y le dijimos que no cuando lo cierto es que nuestra botella de "Revolutionary Red" nos estaba esperando en el maletero (oopss!).

La verdad es que nos dimos cuenta después de cruzar la frontera así que menos mal que a nuestra amiga no le dio por inspeccionar nuestro vehículo Avergonzado

Por fin llegamos al motel Cadillac, con un rollo muy americano y cuyas habitaciones están decoradas con fotografías de modelos de coches cadillac antiguos. En un principio habíamos pensado salir a cenar y aprovechar para ver las cataratas de noche puesto que habíamos leido que las iluminaban y nos parecía que podía ser bonito, pero como el clima no acompañaba (y tenía miedo de volver a cruzarme con el señor hindú jaja) la peque y yo decidimos quedarnos en el hotel mientras Abel iba en calidad de emisario a sacar algunas fotos del panorama nocturno.

Y menos mal que nos quedamos porque al pobre le pillo una buena tormenta por el camino y volvió que parecía que había decidido bañarse en las cataratas!


Y aquí termina esta segunda parte de nuestro viaje. Espero que os haya gustado. Os espero en la siguiente etapa que es la más importante de todas!!! Guiño
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Segunda etapa: el lago Cayuga y el parque estatal de Taughannock Falls

Etapas 1 a 3,  total 5
 1  2  siguiente siguiente



Votaciones al diario
Mes Puntos Votos Media
Actual 0 0
Anterior 0 0
Total 15 3
Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar este diario debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 74 Visitas mes actual: 17 Total visitas: 2272

  Últimos comentarios al diario  Los lagos Finger y las cataratas del Niágara
Total comentarios 4  Visualizar todos los comentarios

ALFMA  ALFMA  07/03/2018 22:18   
Miss_Sandiego un recorrido muy interesante. Las cataratas del Niagara hace tiempo que están en mi lista de futuribles y además me has descubierto esos lagos que tienen una pinta extraordinaria. Te dejo las 5*. Un saludo

Miss_Sandiego  Miss_Sandiego  08/03/2018 17:58   
Muchas gracias ALFMA! Me alegra que te haya gustado Sonriente

Marimerpa  marimerpa  10/03/2018 09:47   
Una escapada de lujo, gracias por compartirla.

Jp177  jp177  12/03/2018 20:42   
Muy bonito diario. Ese la misma trayectoria hace poco en un trailer y me encanto.

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN EL DIARIO

Registrate AQUÍ
Volver arriba

Foros de Viajes
Itinerarios-Rutas Tema: Visitar los Finger Lakes (estado de Nueva York, USA)
Foro Nueva York y Noreste de USA Foro Nueva York y Noreste de USA: Viajar a Nueva York y la Costa Noreste de USA: Washington DC, Boston, Chicago, Niagara... Excursiones, transportes, hoteles, visitas, restaurantes.
Ultimos 5 Mensajes de 186
36364 Lecturas
AutorMensaje
Brickyard
Brickyard
Indiana Jones
Indiana Jones
Mar 28, 2011
Mensajes: 1034

Fecha: Mar Oct 31, 2017 01:14 pm    Título: Watkins Glen en Finger Lakes (estado de Nueva York, USA)

Paso a actualizar nuestra experiencia en Watkins Glen hace escasos 15 días. Nosotros finalmente, en vez de hacer el trayecto de Boston por abajo y visitar Ithaca, lo hicimos por arriba para incluir unas compras en un Outlet, teníamos pensado visitar por la tarde la garganta, pero ese día se torció todo... llovía, y además en el outlet había habido un corte de suministro por lo que cuando llegamos estaba cerrado. Con el consiguiente cabreo por mi parte de haber perdido la mañana pues podíamos haber ido por abajo y visitar Ithaca. Como seguía lloviendo, decidimos relajarnos y hacer unas...  Leer más ...
Elvex
Elvex
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Jul 26, 2005
Mensajes: 8355

Fecha: Jue Nov 02, 2017 10:01 pm    Título: Re: Visitar los Finger Lakes (estado de Nueva York, USA)

Hola Brickyard,

Por lo que cuentas, supongo que entrarías por la Entrada Sur de Watkins Glen. En el mapa, la Upper Entrance parece que tenga una bajada, y la entrada principal estaba en obras, por lo que sólo queda la sur. Y allí, al lado del parking hay una piscina y zonas de picnic. ¿Había mucha gente? Nuestra idea es comer allí recién llegados de Boston, para descansar y estirar las piernas, antes de meternos en un hotel o un restaurante. ¿Hay buenas zonas para llevarte la comida?
Brickyard
Brickyard
Indiana Jones
Indiana Jones
Mar 28, 2011
Mensajes: 1034

Fecha: Vie Nov 03, 2017 09:51 am    Título: Re: Visitar los Finger Lakes (estado de Nueva York, USA)

Hola!! No sé en que época vas... si es ahora en invierno, pues entrar en el trail haciéndose de noche tan temprano, no sé si merece la pena. Lo ideal es dedicarle a menos 3 horas traquilamente o incluso algo más. Aparte en donde no da el sol directamente (porque es muy boscoso) estaba fresquete. Cuando nosotros fuimos entre que ya no era temporada alta, y que empezaban las obras y había una entrada cerrada (prometo con los papeles que me traje, ser mas concreta con las zonas y las entradas)... no me pareció que hubiera ningún sitio de comida en la zona. En ninguna de las dos que...  Leer más ...
Elvex
Elvex
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Jul 26, 2005
Mensajes: 8355

Fecha: Vie Nov 03, 2017 04:23 pm    Título: Re: Visitar los Finger Lakes (estado de Nueva York, USA)

Gracias por la respuesta! Guiño Me has aclarado la duda, y con eso creo que ya tengo el día completo. Iremos en pleno agosto del año que viene.

Calculo que llegaríamos sobre las 3 de la tarde o un poco más, con el picnic ya preparado para comer allí, y estar hasta las 8 de la tarde, que es cuando se pone el sol. Tras las 6 horas de coche, creo que no habrá mejor lugar para estar un buen rato.

Gracias! Amistad
Brickyard
Brickyard
Indiana Jones
Indiana Jones
Mar 28, 2011
Mensajes: 1034

Fecha: Vie Nov 03, 2017 10:20 pm    Título: Re: Visitar los Finger Lakes (estado de Nueva York, USA)

Pues sí. Informate bien, pone expresamente que está prohibido el baño, pero seguramente en algunas zonas incluso os podais refrescar, a parte en las cascadas están tan a mano que podrías mojarte de arriba abajo.

Es un lugar precioso!.
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ




All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Google + Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad