Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads
MONASTERIO DE SANT BENET DE BAGES-MANRESA - Blogs de España
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace


Diario: MONASTERIO DE SANT BENET DE BAGES-MANRESA  -  Localización:  España  España
Descripción: St. Benet y Manresa
Autor: Ctello   Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:



Etapa: MONASTERIO DE SANT BENET DE BAGES  -  Localización:  España España
Fecha creación: 17/05/2020 06:27  
Compartir: 
Compartir:
DESDE BARCELONA

– Coche:

Se coge la carretera C-58 hasta Terrassa. Una vez allí se debe seguir por la C-16 hasta llegar a la salida 54 (St. Fruitós de Bages - Navarcles) y desde allí se coge la N-141 dirección Navarcles. A 450 metros se encuentra el indicador de Monestir de Sant Benet. Salida a la derecha y seguir la carretera hasta Món St Benet.

– Transporte público:

El trayecto Barcelona Sants - Manresa se puede hacer con la línea R4 de Cercanías RENFE. Una vez en Manresa, se puede ir en taxi -hay una parada en la misma estación de tren- o en autobús. Si se opta por el transporte público, hay que desplazarse hasta la parada de autobús de la plaza España de Manresa. Una vez allí coger la línea número 751 que enlaza con Navarcles. Desde la parada de autobús de Navarcles hasta el monasterio hay un trayecto a pie de unos 15 minutos.

Nosotros fuimos a Manresa y allí cogimos el autobús.

El Monasterio de Sant Benet se fundó en el año 960 por petición de los nobles Sal·la y Ricardis, vizcondes de Osona, con la intención de tener su templo particular. Fue consagrado en el año 972 con toda la pompa. Está documentado y parece que asistió hasta el conde Borrell II. Como podemos imaginar esa primera construcción era una iglesia prerrománica, que seguramente era muy pequeña. ¿Fue por eso que en el siglo XII fue sustituida por la actual iglesia de estilo románico?. Yo diría que fue por algo peor. En 1125 los musulmanes atacaron el monasterio. Muchos nobles de la zona se volcaron en ayudar económicamente en la reconstrucción. ¿A fondo perdido?. No tanto. A cambio pidieron ser enterrados en el monasterio, lo que significaba la vía directa al cielo cuando murieran. Se construyó también un claustro de pequeñas formado por 64 capiteles todos ellos esculpidos que aún se conservan. En el siglo XIV se edifica una nueva bodega gótica de grandes dimensiones.



El siglo XVI fue una época de esplendor para el monasterio. El abad Pere Frigola impulsó grandes reformas en todo el monasterio. Se edificaron en aquel momento el sobreclaustro y el Palacio del Abad.

El año 1594 Sant Benet de Bages se anexionó al monasterio de Montserrat y durante los siglos XVII y XVIII funcionó como escuela de artes y residencia de monjes ancianos, época en que el monasterio siguió creciendo con la construcción del Edificio del Mediodía ya de estilo barroco.

Fue en el año 1835, con la aprobación de la llamada “Desamortización de Mendizábal”, que los monjes de Sant Benet se vieron obligados a huir del monasterio y este quedó abandonado hasta que en el año 1907 Elisa Carbó y Ferrer, madre del pintor modernista Ramon Casas, lo adquirió con la intención de transformarlo en residencia de verano de la familia. ¿Sabéis a quién se le encargó la reforma?. Pues nada menos que a Puig i Cadafalch, amigo personal de Ramon Casas.

Parece que también había una fábrica textil, también propiedad de la madre del pintor. Tenía dos naves, edificios adyacentes de almacén y mantenimiento y una pequeña colonia con casas para los trabajadores. La turbina con la que funcionaban los telares iba con energía hidráulica.

En el año 2000 el monasterio de Sant Benet de Bages fue adquirido a los herederos de la familia Casas por Caixa Manresa, que lo estudió, lo restauró y lo integró en el conjunto de Món Sant Benet, inaugurándolo al público el noviembre del año 2007.

Las entradas pueden adquirirse aquí:
tickets.fundaciocatalu... 2640#close

Hay varias opciones. Veréis que se habla de una parte medieval y otra modernista. La primera está clara, el monasterio. La modernista alude a la residencia de los Casas. Esta combinada fue la que nosotros escogimos y yo la recomiendo para hacer una visita más completa. Otra de las opciones habla de una tal Alicia. Se refiere a la Fundación Alicia, centro de investigación en cocina en el que encontramos la cocina - laboratorio, el auditorio y la cocina infantil. Se hacen talleres de cocina. De hecho, nada más llegar, ya nos sorprende ver la cantidad de edificios que rodean al monasterio, cuya estampa, claro, es la mejor. Además de lo que ya he comentado, hay varios restaurantes (nosotros comimos en uno y estaba muy bien) así como un hotel de cuatro estrellas.


La iglesia consta de una única nave con un ábside central semicircular. La nave mide 7,5 metros de ancho por 30 de largo y está cubierta con una vuelta de cañón de 12,5 metros de alto, apoyada sobre arcos. Tiene dos puertas, una de ellas da acceso al claustro. Ambas son bastante sencillas.


Parece ser que en origen tenía tres altares. El principal se dedicaba, claro,San Benito y los otros dos secundarios estaban dedicados a San Antonio y San Andrés, respectivamente. Estos tres altares permanecieron hasta 1212, año en el que se decidió dedicar el altar principal a la Virgen María.

En 1643 se encargó a dos artistas manresanos, Joan Grau y Josep Generes, la realización de un retablo que permaneció en la iglesia hasta mediados de la década de 1910 cuando pasó a manos de la familia de Ramón Casas.

Conserva un panteón que seguramente era el de los fundadores.

Llaman mucho la atención las pinturas que aún se conservan, barrocas. También nos fijamos en el púlpito. Igualmente pintado está el techo de la cripta.


En la iglesia se proyecta un audiovisual. Podemos ver también una talla de una Virgen con Niño, con rastros de policromía y del siglo XII.

Muy interesante es el claustro. Tiene cuatro galerías con columnas dobles, un total de sesenta y cuatro como ya comenté, con sus capiteles de una gran riqueza escultórica, en su mayor parte vegetal. Se construyó entre los siglos XII y XIII y parece que alguno de sus elementos se reaprovechó de la construcción del siglo X. En concreto podemos hablar de un capitel que presenta esculpidos un Pantocrátor, una Anunciación y una escena en la que un ave susurra algo al oído de un personaje, a cuyos pies, aparece otro postrado de rodillas. No se ha podido determinar quién es ese personaje al que le habla el ave. Unos han dicho que puede ser san Benito, patrón del monasterio. Otros, en cambio, apuntan a San Valentín, unas reliquias del cuál trajeron los fundadores del monasterio.

Uno de los capiteles menciona el nombre de uno de los artífices de la obra: un tal Bernat. En concreto se trata de una representación de la Sagrada Familia, donde aparece una inscripción en la que puede leerse "conditor operis vocabatur Bernad". No se sabe si solo fue el autor de ese capitel o de todo el claustro.



También llama la atención un capitel frente al refectorio en el que una especie de perros atacan a ovejas. Se ha creído ver una advertencia contra el pecado de la gula. En otro punto una pareja enttelaza sus manos mientras terceros tocan instrumentos y aplauden. Se cree que representa una boda.

Se conserva un ventanal de la sala capitular antigua. En el mismo claustro hay diversas tumbas de época gótica.

Es posible subir al campanario, desde el que tenemos una vista de todo el entorno así como del municipio de Navarcles, donde destaca su iglesia. Para aficionados a la lectura comentar que en Navarcles se desarrolla una parte de la novela La catedral del mar. Su iglesia es de los siglos XVII-XVIII pero sustituye a otra más antigua, románica.

En la torre también hay unos paneles explicativos con los nombres de las campanas. Una de ellas, y no podía ser de otro modo, se llama Beneta.

El palacio abacial fue construido el 1627, y poco tiempo después un incendio destruyó el interior de la iglesia.

En la parte "modernista" se ven las estancias para uso de la familia Casas, con mobiliario y algunas pinturas del artista. Se ubica donde anteriormente estaban las celdas de los monjes. De esa zona quisiera destacar su galería, abierta al jardín con grandes arcos y con paredes decoradas con cerámica (en la parte del arrambador, un poco más abajo de la altura del pecho y hasta el suelo). Techo y paredes están pintados de blanco aunque con vigas azules.


Al fondo de la galería hay una bonita fuente decorativa. La cabeza por la que salía el agua y la base son de piedra pero destacan las baldosas de la pared, casi todas con motivos frutales y una más grande (formada por varias piezas) con una imagen de la Virgen. Al lado, en la pared, una decoración con baldosas formando la figura de un jarrón con flores.

A la galería se abren muchas puertas y ventanas, en su mayor parte cerradas hoy.

Ya en el exterior vemos que esa galería tiene tres pisos (parte de sótano, galería abierta por la que paseamos antes- la más alta) y una superior a la que no se accede y que se ha tapado con cristales.
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: MONASTERIO DE SANT BENET DE BAGES



Etapa: MANRESA  -  Localización:  España España
Fecha creación: 17/05/2020 10:18  
Compartir: 
Compartir:
Manresa es la capital de la comarca del Bages. Tiene casi 78.000 habitantes y un clima muy frío en invierno. Y diréis ¿a qué viene eso del frío?. Porque muchos lunes a primera hora de la mañana hace años me tocaba ir a trabajar allí en pleno invierno y lo viví en mis carnes. Así que, si vais en invierno, llevad algo de abrigo.

La ciudad está en el centro de Catalunya, como si fuera su ombligo. Por ella pasan dos ríos, el Cardener y el Llobregat (por poco por el filo pero cuyas aguas se recogen y se transportan hasta la ciudad por una acequia).

Ya hay evidencias de poblamientos en esta zona desde el neolítico. Se han encontrado algunas fosas y objetos. También se sabe de la existencia de un poblado íbero que se asentó en el cerro del Puig Cardener, uno de los que rodean la ciudad. Se cree que pudo serla capital de los lacetanos. De hecho, un geógrafo griego hablaba de una ciudad llamada Bacasis en el siglo I, de cuyo nombre podría derivar Bages y que podría ser esa vieja Manresa íbera.

¿Llegaron los romanos?. Hay dudas al respecto. Unos mencionan una ciudad, no muy grande, llamada Minorisa o Manorasa pero no hay evidencias claras.

Los árabes pasaron pero se fueron tan pronto como llegaron. Pensad que si atraviesan el estrecho de Gibraltar en el 711, en el 796 los cristianos ya recuperaron Manresa de sus manos.

Como podemos imaginar pasó a formar parte de la Marca hispánica. Parece que los nobles godos de la zona no estaban muy contentos con la intervención de los francos porque se sabe de un noble que les plantó cara, ayudado por el emir Abderramán II. Es el único caso que he visto de este tipo. Esa revuelta no prosperó pero los árabes, pocos años después, volvieron al ataque. Tuvo que llegar Wifredo el Velloso (el famoso Guifré el Pilós) para reconquistar la ciudad definitivamente. ¿Creéis que los árabes se quedaron tranquilos?. Pues no. Volvieron varias veces más a atacar la ciudad.

El famoso abad Oliva, obispo de Vic, con ayuda de la condesa Ermessensa de Carcasona y algunos nobles destacados puso un poco de orden en el asunto, que los escritos y archivos habían quedado muy mal después de los ataques.

A partir de ese momento también se actúa en el ámbito constructivo. Se amplían las murallas, por ejemplo, a ver si les protegían de un nuevo ataque sarraceno (que los hubo).

El siglo XIII fue muy bueno para la ciudad. Se han organizado mucho mejor, aparecen los gremios y los reyes les gratifican con algunos privilegios como la celebración de ferias (de hecho las de la Ascensión y de san Andrés se siguen celebrando actualmente). Y, claro, a una ciudad que le va bien en el económico también le va bien en lo demográfico. Muchos nobles rurales deciden construir sus casas en Manresa. En ese momento aparecen dos barrios bien diferenciados, el de la Plana de San Miguel, con una población dedicada al comercio, y el barrio de las Codinas o Escodines, de población campesina.

El rey Jaume I, en una visita a la ciudad en 1231, confirmó el título de la ciudad y le concede diversos privilegios referentes al régimen municipal que iría evolucionando hasta el Consejo de Ciento (gobierno de la ciudad, igual que tuvo Barcelona por ejemplo) que acabaría en el siglo XIV. Otros reyes también pasaron por aquí: Alfonso IV, Juan I y, sobre todo, por Pedro IV que tenía una especial predilección por Manresa ya que había estado hospedado en septiembre de 1344, julio de 1375 y, anteriormente, en 1351, cuando se encontró con su cuñado Carlos el Doliente, rey de Navarra alojándose, ambos, en la hostería del convento de los Predicadores.

Y como la ciudad era próspera y había negocios también existía una comunidad judía. No hay registros de disturbios como ocurrió en otras ciudades.

La peste negra afectó con dureza a la ciudad y a partir de ese momento empieza una época de decadencia.

A principios del siglo XVI San Ignacio de Loyola estuvo en la ciudad y su visita tuvo una especial trascendencia como explicaré más adelante.


El siglo XX fue importante para la ciudad por el desarrollo importante de la industria textil.

A la ciudad podemos llegar en tren, seguramente en autobús (no he explorado esa opción) o en Ferrocarriles de la Generalitat. O podemos ir de un modo y volver de otro, según nos convenga (como hicimos nosotros).

Monumentalmente, la ciudad se puede dividir en tres rutas. Para hacer mi explicación más clara, seguiré ese esquema también.

Empezaré hablando de la Ruta medieval, que yo diría que es la más importante y a la que me dedicaría si voy con poco tiempo.

La Colegiata Basílica de Santa María (La Seu) es el edificio más importante de la ciudad y aquél que tienes que visitar de forma obligada.

Hay documentos del año 890 que nos hablan de una iglesia consagrada a Santa María de la Aurora. Como comenté anteriormente, al hablar de la historia, los musulmanes en aquel tiempo venían a menudo por estos lares y destruían lo que encontraban a su paso. Pues parece que en el 999 las tropas del temible Almanzor hicieron una “visita” no precisamente de cortesía a Manresa, destruyéndola y con ella la iglesia.

Comenté que en el año 1000 el abad Oliva tomó cartas en el asunto. Junto con la condesa Ermessenda y el conde Berenguer Ramon I dio dinero para reconstruir la iglesia. Se han encontrado algunos restos de esas dos iglesias anteriores.

Ese nuevo templo románico acaba quedándose pequeño. En el siglo XIV, época de esplendor de la ciudad y habiendo sufrido un aumento demográfico importante, se ve la necesidad de construir una iglesia mucho mayor. No nos equivoquemos; no es una catedral. Aunque por su importancia, dimensiones y belleza pueda parecerlo solo es basílica colegiata.

Las obras se alargaron muchísimo porque no se consideran terminadas hasta el siglo XVI e incluso después se emprenden importantes aportaciones, como la fachada principal o el baptisterio (1915-1934- estilo modernista y de inspiración neogótica; parece que el autor tuvo o pudo tener asesoramiento de Gaudí. Ojo, es un modernismo solo de época porque no se parece nada a la Casa Batlló por poner un ejemplo). La capilla del Santísimo, renacentista, se inauguró en 1657.

En cuanto al claustro es neoclásico. Vamos, una mezcla de estilos para un templo que es una de las joyas del gótico en Catalunya.



La entrada principal, a la que se accede por unas escaleras por un lateral, os va a sorprender. Es curiosa. Vemos dos torres: la del norte corresponde a la capilla del Santísimo y la del sur al baptisterio, de planta octogonal y rematado en aguja. En el lateral norte hay un campanario cuadrado de 50 metros de altura con ventanales a dos niveles, decorado con reloj y barandilla.Mucho más bonita es una puerta lateral, denominada de Santa María y típicamente gótica. Pero lo que me gusta mucho más es la puerta románica que se conserva de la anterior construcción del siglo XII. Se estima que pudo ser la puerta principal de ese edificio. Hoy se encuentra situada en la fachada que da al claustro, en el lado norte de la Seu, al lado de la puerta de Santa María. Tiene un par de arquivoltas decoradas sobre sendas columnas. El tímpano podemos ver a la Virgen con el Niño acompañados de ángeles. Es una reproducción del original. Éste, que está muy mal conservado, se conserva una de las galerías del claustro. Normalmente se entra por allí para hacer la visita.

El claustro tiene dos partes porque aún se conserva una mínima parte románica (se cree que del siglo XIII). Lo más antiguo son los arcos del piso inferior. Sobre éste se alza otro del siglo XVIII.

Como curiosidad decir que en medio del claustro se levantó una capilla, la de la cofradía de la Purísima Concepción, llamada «de los Favets». Es de estilo neoclásico. Parece que originalmente hubo una capilla del siglo XV pero la actual es de principios del XIX. Tiene una planta rectangular y ábside poligonal. Está pintada en colores pastel y rojizos.

El interior es majestuoso, no en vano su principal maestro de obras fue Berenguer de Montagut. Puede que os quedéis igual. A mí de entrada me ha pasado lo mismo pero he investigado un poco y resulta que este caballero también fue el maestro de obras de Santa María del Mar (otra que parece una catedral pero aunque el libro de Falcones la denomine "la catedral del mar" no lo es). Montagut ya había construido en Manresa el Puente Nuevo y después también hizo la Iglesia del Carmen (destruida en la Guerra civil).

Destacan sus enormes ventanales, su amplitud (quizás el hecho de que solo tenga una nave ayude mucho a dar una sensación de ser muy grande pero lo cierto es que es la nave gótica más ancha de Europa después de la espectacular de la catedral de Girona) y sus retablos góticos de los siglos XIV y XV. El más destacado de los retablos es el del Espíritu santo de finales del siglo XIV. El tema central es la llegada del Espíritu Santo (vemos una imagen central de la Virgen y sobre ella la paloma volando) y fue encargado por el gremio de peleteros. Todas las escenas el retablo hacen referencia a esta manifestación divina, en doce episodios bíblicos como la creación de cielo y de la tierra, la creación de Adán, el nacimiento de Jesús, el bautismo, la muerte y la resurrección, etc.


En la predela (parte inferior del retablo) se encuentra la representación central del Santo Entierro de Cristo que proviene de otro retablo (desaparecido) dedicado a San Antonio y es obra de Lluís Borrassà (1410).

Uno de los contrafuertes del ábside tiene forma hexagonal. Se le ha dado el nombre popular de “el caracol de San Pedro”.

Antes nombré la Capilla del Santísimo. Es una capilla de mediados del siglo XVII de estilo renacentista que aún conserva la bóveda de crucería. Había una impresionante talla barroca de 1715 pero fue destruida durante la Guerra Civil (1936). El año 1957 se instaló en la capilla del Santísimo el retablo que contiene actualmente, procedente del monasterio de Montserrat, de diseño pre modernista. La pieza se construyó el año 1887 y su centro es ocupado por una gran imagen del Sagrado Corazón de Jesús. Las claves de bóveda contienen el escudo de Manresa, el símbolo del pelícano y una imagen de San Tomás de Aquino. El pelícano es un símbolo muy importante para el cristianismo. La leyenda cuenta de él que alimenta a sus retoños con su sangre y su carne y de hecho se le ve a menudo representado picándose en el pecho. ¿Hace falta explicar más?. El simbolismo es claro.

Los vitrales de la capilla son modernos y representan las imágenes de la Virgen de los Dolores y del Carmen y San Luis Gonzaga, patronímicos de la familia Sanpera.

La puerta de hierro forjado antes estaba ubicada en la cripta. Fue dibujada por Alexandre Soler March (el mismo de la portada y la capilla del baptisterio) y realizada por Manuel Masnou.

Las vidrieras de la basílica son relativamente recientes, entre el siglo XIX y el siglo XX. Muchos eran del siglo XVIII pero se perdieron en un incendio. Los del baptisterio son de 2008.

En total hay un rosetón principal (en la imagen), otro más pequeño y 33 vitrales.



La cripta también es magnífica. Es barroca, exageradamente decorada y en ella se conservan las reliquias de los “Cuerpos Santos” de la ciudad: Santa Agnès, Sant Fruitós y Sant Maurici.

La basílica puede visitarse (entrada de pago).

Ignacio de Loyola nació en Azpeitia, Guipúzcoa, en 1491. Era hijo del señor de la Casa de Loyola, que ya tenía otros 12 hijos mayores que Ignacio. Se educó en la Corte y como es lógico aprendió el uso de las armas. Inició su carrera como soldado formando parte de las tropas oñacinas del reino de Castilla. En mayo de 1521, a los treinta años de edad, cayó herido en la Batalla de Pamplona cuando defendía la ciudad de las tropas francesas de Enrique II de Navarra.

Este hecho sería determinante en su vida. En su convalencia leyó libros religiosos, que se hicieron replantearse su vida. Además, parece que tuvo una visión de la Virgen con el Niño. Dice en su autobiografía:

"Y cobrada no poco lumbre de aquesta leción, comenzó a pensar más de veras en su vida pasada, y en quánta necesidad tenía de hacer penitencia della. Y aquí se le ofrecían los deseos de imitar los santos, no mirando más circunstancias que prometerse así con la gracia de Dios de hacerlo como ellos lo habían hecho. Mas todo lo que deseaba de hacer, luego como sanase, era la ida de Hierusalem, como arriba es dicho, con tantas disciplinas y tantas abstinencias, cuantas un ánimo generoso, encendido de Dios, suele desear hacer."

Parece que decidió dejar la vida de soldado y peregrinar a Jerusalén. En su viaje hizo una primera parada en el Monasterio de Montserrat. Después llegó a Manresa, donde tendrá lugar un acontecimiento muy importante en su vida.

Ignacio de Loyola vivió en Manresa durante once meses, desde marzo de 1522 hasta febrero de 1523, donde fue acogido con agrado. Allí se dedicó a meditar y disfrutar de la soledad. Afirma en su autobiografía que tuvo experiencias místicas y raptos espirituales en Manresa. Esas experiencias fueron clave en la redacción de su obra más influyente: los Ejercicios Espirituales.

Los Ejercicios espirituales los escribió el futuro fundador de la Compañía de Jesús en una cueva donde se retiraba y que hoy, muy modificada, claro, es uno de los monumentos más importantes y visitados de la ciudad.


Antes de llegar a la Coveta, la cueva que comento, tenemos que atravesar un pasillo diseñado por jesuita Martí Coronas (s. XX). A la derecha hay cuatro vitrales que representan ángeles aguantando pergaminos con pensamientos del santo y a la izquierda las mismas imágenes hechas con mosaico. También vemos relieves de bronce y otros mosaicos con personajes históricos. Fijémonos también en los mosaicos del suelo.

Llegamos a la entrada a la cueva. Dos ángeles de bronce de Josep Llimona nos reciben. Es una entrada majestuosa.

Esta cueva se venera desde 1622. Actualmente podríamos decir que se ha musealizado un poco. Vemos un retablo de alabastro de Joan Grau (s.XVIII) y en la parte derecha hay una serie de relieves de alabastro de Josep Sunyer (S.XVIII) y que representan escenas de la vida del santo.

Lo más interesante seguramente es ver la propia roca de la cueva (pared derecha y techo) y donde hay gravadas unas cruces que dicen que hizo el propio san Ignacio. Hoy es como una pequeña capilla, con algunas sillas.


Como podemos imaginar en el conjunto también hay una iglesia. Fue edificada en 1759 y es de estilo barroco. Vale la pena detenernos a ver la fachada principal, con puerta entre cuatro columnas. Encima, en un nicho, hay una escultura de San Ignacio peregrino con una pluma en la mano, dispuesto a escribir Los ejercicios espirituales. El lateral de la iglesia está decorado con 26 ángeles y 24 personajes históricos. Es una fachada imponente.

La decoración interior es de estilo rococó. Cabe destacar el altar con la Santísima Trinidad y los lados están las imágenes de San Ignacio y San Francisco Javier. En las columnas laterales hay imágenes de santos de la Compañía de Jesús, obra del escultor Flotats.

También se puede pernoctar y hacer ejercicios espirituales. Dejo un link:

www.covamanresa.cat/es... -santuario

Justo enfrente de la Seu y del Santuario de San Ignacio vemos la estampa de un puente. Se trata del Pont Vell, puente de ocho arcos y medio que cruza el río Cardener. Parece que ya en época romana había un puente aquí pero los cimientos de sus arcos centrales tienen sus orígenes en el siglo XII. El puente tomó su forma actual entre los siglos XII y XIV, durante una reforma general que se dio en plena época de expansión económica y de población.


Fue destruido en 1939, coincidiendo con la retirada de las tropas republicanas hacia los Pirineos. Su reconstrucción se dio entre 1960 y 1962.

No es el único puente de la ciudad. Tenemos que hablar también del Pont Nou. Se trata de un puente de ocho arcos de medio punto (originalmente era más largo ya que tenía 9) que cruza el río Cardener a la entrada nordeste de Manresa. Se construyó a principios del siglo XIV, bajo la dirección de obras del célebre maestro Berenguer de Montagut, el maestro de obras de la Seu. Es uno de los puentes medievales mejor conservados de Catalunya.

Vale la pena recorrer la ciudad para encontrar aún un aire medieval en algunos rincones. Entre ellos podemos destacar el carrer del Balç, la típica calle oscura y sinuosa de la Edad Media. En uno de los edificios de la calle se ha instalado un Centro de Interpretación (entrada de pago). También podemos destacar la Calle de Sant Miquel, la Calle d’en Botí o la Plana de l’Om.

Nos vamos ahora hacia la Plaza Mayor, centro neurálgico de la ciudad y donde han tenido lugar reuniones y fiestas. Originariamente, el espacio de la plaza actual se encontraba dividido por varios edificios residenciales, dando lugar a dos plazoletas distintas, la de los Especiers (donde se hacía un mercado semanal) y la Major (donde estaban las residencias del batlle-el alcalde- y el veguer- el representante del rey). En 1713, durante la Guerra de Sucesión, hubo un terrible incendio que asoló la ciudad. Por ellos se tuvo que reconstruir así como hacer nuevos edificios como el Ayuntamiento (1739-1777, consta de planta baja y dos pisos y en la fachada podemos ver el escudo de la ciudad).


Manresa también es barroca, como hemos ido viendo. Uno de los edificios más imponentes de esa época es el Antiguo Palacio de Justicia (1671-1671). Su estructura consta de un cuerpo principal de planta cuadrada con dos cuerpos laterales adheridos. Ha sufrido muchas remodelaciones a lo largo de su historia. Desde el siglo XVIII hasta el pasado 2009 fue la sede de los juzgados de la ciudad.

Volviendo a San Ignacio tenemos que hablar de la Capilla de san Ignacio Enfermo. Cuando el fundador de los jesuítas llegó a Manresa en este lugar había una casa propiedad de la familia Amigant, artesanos de la ciudad. Los miembros de la familia pronto establecieron una sincera amistad con el futuro santo, acogiéndolo en dependencias de esta casa cuando cayó enfermo en varias ocasiones.


En 1703 se decidió levantar aquí una capilla. Fue arrasada por las llamas 10 años más tarde en ese incendio que asoló la ciudad. Se reconstruyó en 1778. Fue saqueado en 1936 y fue restaurado en 1946 y en 2015.

Por dentro es pequeña y estrecha. Apenas tiene unas paredes de piedra y en el altar un cuadro que representa al santo, enfermo en la cama. El exterior también es muy sencillo, tanto que de no ser por su escudo quizás ni nos fijaríamos en ella.

No es la única capilla. La capilla del Rapto de san Ignacio alude a los 8 días con sus noches que estuvo inmóvil en la cama. Se erigió en dependencias del antiguo Hospital Inferior o de Santa Llúcia, de origen medieval, donde San Ignacio de Loyola solía hospedarse durante sus primeros meses en Manresa. A mediados del siglo XIV, se construyó una capilla privada aledaña dedicada a Santa Llúcia por parte del gremio de albañiles y canteros. Ambas se destruyeron en la Guerra Civil y se reconstruyeron en la década de los 50.

En la calle Sobrerroca encontramos otra capilla con un curioso pozo fuera. Alude a un milagro del santo que dice así:

Una jovencita manresana llamada Agnès (Inés) lloraba desconsolada delante del pozo. La mala suerte había hecho que la gallina que llevaba, propiedad de su malhumorada madrastra, se escapase y cayese dentro del pozo, ahogándose. La joven, desesperada por las terribles consecuencias de este hecho, rezó desesperadamente para conseguir ayuda. San Ignacio, conmovido por los sollozos de la joven, hizo subir las aguas del pozo mediante la oración. De ellas salió la gallina viva, acabando con el llanto de la niña y evitando el futuro castigo de su madrastra.

Es por eso que el lugar se llama Pozo de la Gallina.

En la ciudad podemos destacar algunas casas del siglo XVIII como Ca l'Oller o Ca l'Asols así como un interesante patrimonio modernista.
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: MANRESA



Votaciones al diario
Mes Puntos Votos Media
Actual 9 2
Anterior 0 0
Total 9 2
Votos
1 Votos
1 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar este diario debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 0 Visitas mes actual: 122 Total visitas: 122

Foros de Viajes
Pais Tema: Viaje por España ¿Dónde ir?
Foro general de España Foro general de España: Viajes por España: ciudades, visitas, turismo rural, playas, balnearios, paradores, escapadas románticas etc. Para temas que no se ubiquen en los otros foros zonas de España o que cubran varias zonas.
Ultimos 5 Mensajes de 976
522027 Lecturas
AutorMensaje
reydmus
Reydmus
Indiana Jones
Indiana Jones
May 16, 2007
Mensajes: 2986

Fecha: Mie May 13, 2020 05:30 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

Buen aporte

- Mensaje escrito desde RUPIT -
Palafox
Palafox
Super Expert
Super Expert
Ene 22, 2009
Mensajes: 262

Fecha: Jue May 14, 2020 07:41 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

Un par de pequeños detalles. Cataluña no formaba parte de la Corona de Aragón, sino el Principado de Barcelona.

Y Poblet no es el único panteón de los reyes de Aragón. Los reyes privativos de Aragón desde Ramiro I hasta Ramiro II pasando por Sancho Ramírez, Pedro I y Alfonso I están enterrados en los Monasterios de San Pedro el Viejo de Huesca y en el de San Juan de la Peña. Ambos lugares de muy recomendada visita.
Abdelkrim
Abdelkrim
Dr. Livingstone
Dr. Livingstone
Abr 03, 2008
Mensajes: 5223

Fecha: Jue May 14, 2020 07:51 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

Hasta 5 panteones reales se localizan en el territorio actual de Aragón. www.panteonesrealesdearagon.es/ Así a bote pronto, recuerdo que los reyes de Aragón fueron también condes de Barcelona a partir de Alfonso II el Casto, que a finales del siglo XII heredó el reino de su madre, Petronila, y el condado de Barcelona de su padre, Ramón Berenguer IV. Lo de la “confederación catalano-aragonesa” es una mera fantasía, inventada tal vez por intereses políticos. El único proyecto medieval de convertir a Cataluña en un reino estaba en el primer testamento de Jaime I el...  Leer más ...
Palafox
Palafox
Super Expert
Super Expert
Ene 22, 2009
Mensajes: 262

Fecha: Sab May 16, 2020 08:17 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

En Aragón tenemos unas joyas históricas y arquitectónicas que lamentablemente ni nosotros mismos valoramos. En el castillo de Montearagón se podía entrar hasta hace poco sin ningún tipo de control. Era muy triste ver semejante dejadez en un lugar que tanta historia tiene tras sus muros. Hace un par de años visité San Beturián (prefiero su nombre tradicional en aragonés) y a pesar de que fuimos un sábado por la mañana, estaba cerrado. Es un monasterio que me parece fascinante, pues retrocede a la noche de los tiempos y se funde con la leyenda para hablarnos de posibles enterramientos de...  Leer más ...
Iacomus
Iacomus
Super Expert
Super Expert
Sep 02, 2009
Mensajes: 575

Fecha: Dom May 17, 2020 10:28 pm    Título: Re: Viaje por España ¿Dónde ir?

En relación con lo que indica Palafox, en agosto del pasado año visitamos el castillo-abadía de Montearagón y puedo confirmar que se podía acceder al mismo sin ningún tipo de control. Me sorprendió muy negativamente el estado de absoluto abandono en el que se encontraba el monumento, incluso recuerdo una pintada en uno de sus muros. Además, había alguna zona sin protección por la que podía ser peligroso transitar al existir un evidente riesgo de caída. En Francia, por ejemplo, sería impensable que un edificio de la importancia histórica de este se hallara en un estado de ruina y...  Leer más ...
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ