Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


ASIA A UN LADO, AL OTRO, EUROPA Y ALLÁ A SU FRENTE ¡ESTAMBUL! -Diarios de Viajes de Turquia- Veneci_ana
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace

Diario: ASIA A UN LADO, AL OTRO, EUROPA Y ALLÁ A SU FRENTE ¡ESTAMBUL!  -  Localización:  Turquia  Turquia
Descripción: Estambul es un sueño que albergaba desde que, de niña, me hicieron aprender en la escuela estos versos de Espronceda. Más adelante, en el instituto, Bizancio, Constantinopla, el imperio Otomano, Santa Sofía y la Mezquita Azul… fueron alimentando ese sueño y rodeando de magia, misterio y duende a esta ciudad legendaria. Entre el Mármara y el Mar Negro, dividida y a la vez unida por el Cuerno de Oro y el Bósforo, ensartando la indescriptible luz de sus cielos con miles de afilados minaretes y meciéndonos con las llamadas a la oración de los imanes, el bullicio ensordecedor de sus bazares, la explosión de vida y diversidad en sus calles, esta ciudad nos sedujo desde el primer día, envolviéndonos con la amabilidad de sus gentes y los contrastes de culturas, razas y religiones que componen una paleta de múltiples colores.
Autor:    Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:


Etapas 1 a 3,  total 8
 1  2  3  siguiente siguiente



Etapa: DIA 1. Miércoles 19-6-2019: EL VIAJE Y UN HOTEL NEFASTO  -  Localización:  Turquia Turquia
Descripción: Llegada a Estambul y alojamiento decepcionante.
Fecha creación: 04/07/2019 22:14  
Compartir: 
Compartir:
Salimos de Granada, rumbo al aeropuerto de Málaga, un caluroso “miércoles de Tarasca”, después del trabajo, para aprovechar las mini-vacaciones que nos proporcionaban las fiestas del Corpus. Este año cambiamos la feria por algo mucho mejor: cumplir un sueño. Éramos 6 personas deseosas de conocer esta mítica ciudad.
Aterrizamos en el nuevo aeropuerto de Estambul a las 11 de la noche (hora local, una más que en España). La recogida de maletas fue rápida y en la salida nos esperaba el transfer que nos llevó al hotel. Hasta ahí, sin problemas. En el hotel ya fue otro cantar.

Habíamos reservado el hotel en una agencia pensando que nos recomendarían uno con los mínimos necesarios, pero enseguida comprobamos que fue un error: el hotel AVICENNA, que nos pintaron como “muy cuqui” y presume en su web de 4 estrellas, en realidad no llega ni a la categoría de pensión de la España profunda en los años 50. NO RECOMIENDO A NADIE HOSPEDARSE AHÍ, ni las fotos ni los comentarios se parecen en nada a la cruda realidad. Para empezar, el recepcionista es la única persona de todo Estambul que, en vez de la amabilidad que les caracteriza, mostraba un alto grado de lo que en Graná llamamos “malafollá”. Alertados por los comentarios en Tripadvisor, reservamos 3 habitaciones SUPERIORES, de precio más alto que las básicas y que, en la web del hotel, prometían terraza con vistas al Mármara o a la Mezquita Azul, 22 metros cuadrados, albornoz, etc… Todo mentira. Tras identificarnos, el recepcionista nos dijo que solo teníamos 2 habitaciones reservadas y que no eran superiores. Menos mal que llevábamos impresas nuestras reservas y, a regañadientes y tras una fea discusión, a mis compañeras les dio una 3ª habitación en la planta baja (las superiores están en la 3ª) pequeña, lúgubre y con cama doble (habían pedido 2 camas). Ante nuestras protestas, el recepcionista, que fingía no comprendernos (aunque entendía el español perfectamente y hasta lo chapurreaba), insistía en que esa habitación era superior y nos seguía tratando de con desprecio. Incluso tuvimos que abrir desde nuestros móviles la web del hotel para mostrarle lo que ellos ofrecen como habitación superior, pero ni caso. Finalmente, cuando ya eran más de la 1, mis compañeras aceptaron esa habitación con el compromiso de que al día siguiente las cambiarían a nuestra planta y les darían la habitación contratada. Para no alargarme más con este tema resumiré que el hotel, salvo la situación, no tiene nada bueno: es viejo, mal cuidado, sin ascensor, el desayuno de pena, las habitaciones cutres, la limpieza deja mucho que desear y en recepción no tuvimos ningún tipo de ayuda ni información, lo que dificultó nuestra estancia (menos mal que existe este foro). Pero bueno, una vez dicho todo esto para avisaros de que huyáis del AVICENNA como de la peste, continúo con mi relato porque todo lo que sigue ya es bueno.

Ese día no dio para más. Aunque estábamos en pleno Sultanhamed, después de todo lo sucedido ya solo nos apetecía descansar, así que nos fuimos a dormir, molestos pero esperanzados en que al día siguiente Estambul se ofrecería para nosotros con todo su esplendor.
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: DIA 1. Miércoles 19-6-2019: EL VIAJE Y UN HOTEL NEFASTO




Etapa: DIA 2. Jueves 20-6-2019: SULTANHAMED.  -  Localización:  Turquia Turquia
Descripción: Jornada en el Estambul más clásico: Santa Sofía, Topkapi, el Hipódromo de Constatinopla, Cisterna de Yerebatan...
Fecha creación: 04/07/2019 23:43  
Compartir: 
Compartir:
Salimos tarde (sobre las 10 y media) y lo primero que hicimos fue ir al MUSEO DEL MOSAICO (Buyuk Sarai Mozaikleri Muzesi) para comprar allí la Museum Pass, ya que era el más cercano a nuestro hotel donde podíamos adquirirla. La compramos en la taquilla que hay a la entrada del museo, nos costó 185 liras (para 5 días) y pudimos pagarla con tarjeta (una ventaja, ya que el cambio que aplican es el oficial, no hay comisión y no sabíamos cuándo podríamos cambiar).

La tarjeta sirve para un listado de museos/monumentos (ver foto) y se amortiza si vas al menos a 3 de ellos. A nosotros, sobre todo, nos interesaba porque habíamos leído que con ella no había que hacer colas, pero eso no es del todo cierto. En muchos monumentos, como Topkapi o Santa Sofía, nos hicieron guardar la misma cola que quienes no tenían las entradas pero, aún así, creo que vale la pena.


Ya que estábamos allí, visitamos el museo, aunque si vais con poco tiempo y no estáis por la zona, lo considero prescindible.
Al igual que nos pasó en los demás, echamos en falta un folleto explicativo para entender mejor lo que estábamos viendo porque, seguramente, nos habría resultado mucho más interesante su visita.
El museo está ubicado en el antiguo palacio del emperador romano Constantino.
El edificio se destruyó casi en su totalidad aunque, sorprendentemente, sobrevivieron numerosos mosaicos que fueron encontrados en las excavaciones del año 1935. El museo se erige en el mismo sitio donde se encontraron los mosaicos.
El patio está compuesto de mosaicos hechos con teselas diminutas de colores muy vivos que se supone que datan de la época de Justiniano en el siglo VI d.C. Se exponen algunos de los mejores mosaicos bizantinos que representan escenas muy realistas de la vida diaria de la época, escenas de caza, lucha contra animales mitológicos y con una llamativa ausencia de motivos religiosos.


Después nos dirigimos a TOPKAPI, considerando que esta visita iba a ser la más larga de la jornada y era mejor hacerla cuanto antes.
El palacio de Topkapi fue edificado en 1459 por orden de Mehmet II y durante 4 siglos fue la residencia de los sultanes otomanos.

Hay algunas partes cerradas (como la sala del tesoro) y otras en las que la cola para entrar era interminable, hasta el punto de hacernos desistir (como los museos de arqueología, dentro del palacio),
pero la visita merece la pena.


Antes que nada nos dirigimos al HAREM, que era lo que más nos interesaba: un lujoso laberinto de dependencias revestidas de cerámica de Iznik, donde las mujeres y las hermanas del sultán permanecían bajo la vigilancia de los eunucos.


Personalmente, me gustó mucho la biblioteca. También son muy bonitas las vistas desde el exterior y otras dependencias del palacio, como la sala octogonal, o la de las audiencias. En conjunto, resulta espectacular y te deja fascinada comprobar los fastos y el poder de los otomanos.


Después de Topkapi y, en vistas de las colas que había para entrar a Santa Sofía, nos fuimos a YEREBATAM SARNICI, la CISTERNA DE YEREBATAN, también conocida como La Cisterna Basílica (año 532).

Pese al esplendor de Topkapi y a la grandiosidad de Santa Sofía o la Mezquita Azul, creo que las profundidades de esta cisterna bizantina fue lo que más nos gustó del día. Sus 362 columnas, la música clásica de fondo, la conmovedora semipenumbra, el toque divertido de buscar la suerte girando el pulgar en el agujero de la columna de Teodosio, las enormes cabezas de medusa que sirven de base a sendas columnas y que, según la leyenda, están orientadas hacia los lados y boca abajo con el fin de anular los poderes de la mirada de la Gorgona, que deja petrificado a quien osa mirarla… todo ello le confiere una atmósfera de misterio que hace de esta visita una experiencia inolvidable.


Al salir, buscamos un sitio para comer. Mis compañeros estaban ya tan cansados que solo querían un lugar agradable en el que descansar un rato y no tenían ganas de buscar alguno de los recomendados por la zona, así que entraron al primero en el que los camareros reclamaron su atención, el “Karadeniz Aile Pide & kebap Sofrasi” (calle Emin Pasa Sokak). Como no tenían cerveza, que era lo que más deseábamos mi marido y yo en esos momentos (ya casi las 4 de la tarde) y tampoco nos gusta comer donde los camareros nos llaman desde la puerta, nosotros dos preferimos buscar un súper para comprar unas cervezas frías y tomarlas con algún tentempié en la cercana plaza Cimberlitas. Luego nos reunimos con nuestros amigos en el restaurante donde compartimos con ellos nuestro primer té de manzana. Les pregunté qué tal habían comido y, según ellos, solo “pasable”, así que no lo voy a incluir en mis recomendaciones.

Tras reponer fuerzas, volvimos a SANTA SOFÍA donde, a estas horas de la tarde (más de las 6), ya no había tanta gente y pudimos visitarla sin aglomeraciones. Algunos alquilamos unas audioguías en español (5€), aunque creo que lo ideal hubiera sido contratar un guía local que nos la hubiera explicado mejor y, entre los 6, nos habría salido por el mismo precio, pero no vimos ninguno en el exterior. Este templo, primero basílica, luego mezquita y, actualmente convertido en museo, es una de las maravillas de la civilización bizantina y visita imprescindible en Estambul. Construida por Justiniano entre 532 y 537, fue el emblema de Constantinopla y aún hoy, pese al estado de deterioro en que se encuentra y a las partes que no se pueden ver debido a las obras de reconstrucción, sobrecoge por sus dimensiones (cúpula de 56m de altura y 31m de diámetro) su majestuosidad y la mezcla de elementos de la arquitectura bizantina y musulmana. No se puede dejar de subir a la planta superior y admirar los mosaicos de los siglos X al XIII.


Al salir, estuvimos un rato descansando en la plaza de Sultanhamed, disfrutando de ese entorno inigualable, paseando entre sus jardines embelesándonos con la contemplación de las dos mezquitas, la roja y la azul, Ayasofía y Sultanhmed Camii, eternamente enfrentadas, rivalizando en esplendor y mirándose de frente con toda su majestuosidad.


Nos gustó mucho la “calle de la fuente fría” (SOGUKÇESME SOKAGI), una callejuela peatonal, empedrada, donde se alinean unas preciosas konak de color pastel (casas tradicionales de madera de los siglos XVIII y XIX), justo detrás de Santa Sofía.


Aún tuve tiempo de recorrer el antiguo HIPÓDROMO DE CONSTANTINOPLA, hoy convertido en la agradable plaza Sultanhamet Meydanı donde, mientras mis compañeros descansaban contemplando los elevados minaretes de la Mezquita Azul, yo pude admirar los fragmentos que aún sobreviven de la estructura original (los obeliscos de Teodosio y Constantino y la columna Serpentina) e imaginar a Septimio Severo disfrutando de las carreras en el hipódromo que mandó construir en el año 203, cuando Estambul se llamaba Bizancio, aunque el recorrido de la antigua pista de carreras ha sido enlosado y la pista original se encuentra 2 metros más abajo del recorrido actual (la Spina, los dos obeliscos y la columna serpentina están colocados en agujeros ajardinados).


El Obelisco Egipcio de Teodosio, del siglo XV a.C., con sus 3.500 años es el monumento más antiguo de Estambul. Fue construido por el faraón Tutmosis III y Teodosio, el emperador bizantino, lo transportó desde el mismísimo Templo de Amon en Luxor aunque, para facilitar su traslado, tuvieron que cortar un 40% de la parte inferior. Ahora mide 20m.
La Columna Serpentina es el 2º monumento más antiguo del hipódromo. En el 479 a. C. fue transportada por Constantino el Grande desde el templo de Apolo en Delfos, Grecia. Originalmente era una espiral de tres serpientes entrelazadas, en cuyas cabezas sostenían una caldera de oro. En su origen medía 6,5 metros y hoy en día, 5 metros. Las cabezas de serpiente fueron dañadas por los otomanos; una de ellas fue recuperada en 1847 y se expone en el museo arqueológico de Estambul, la otra ¿cómo no? en el Museo Británico. Fue utilizada como surtidor de agua durante la época bizantina.
La Columna de Constantino mide 32 metros. Es de piedra, pero estaba recubierta de cobre y bronce; esas placas de bronce fueron arrancadas durante la Cruzada Latina a principios del siglo XIII, y con ellas acuñaron monedas.
Al otro extremo se encuentra la fuente alemana o “fuente del Káiser”, el más nuevo de los monumentos del hipódromo, donado al sultán Apdülhamit por Guillermo II para agradecerle su hospitalidad durante su visita a Estambul en 1895.


Para cenar, nos fuimos al Restaurante Enjoyer (Divanyolu Caddesi, Ticarethane Sok. Nº 21/A) que respondió con creces a nuestras expectativas. Con razón es tan recomendado en los foros. Fue un broche de oro para un primer día muy intenso.
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: DIA 2. Jueves 20-6-2019: SULTANHAMED.




Etapa: DIA 3. Viernes 21-6-2019: GRAN BAZAR, BAZAR EGIPCIO, MEZQUITA DE SULEIMÁN...  -  Localización:  Turquia Turquia
Descripción: De la gran mezquita al bullicio de los bazares.
Fecha creación: 05/07/2019 16:54  
Compartir: 
Compartir:
A través de Civitatis.com habíamos contratado un free-tour y estábamos citados para ello a las 10h en la fuente alemana. Deberíamos haberlo hecho el primer día, ya que se trataba de tener una visión general para, el resto del tiempo, recorrer Estambul a nuestro aire partiendo de esa primera visión, sin embargo, cuando llegó el guía y le preguntamos el recorrido que íbamos a hacer con él, resultó ser el mismo que nosotros habíamos hecho el día anterior, así que nos fuimos por nuestra cuenta.

Lo primero fue intentar entrar en la Mezquita Azul, ya que el día anterior fue imposible (cuando no era la hora de la oración había unas colas tremendas), pero lo único que pudimos ver fue el mausoleo adjunto a la mezquita, donde se encuentran las tumbas de los sultanes, entre ellos, la del Sultan Hamed.


Antes de dirigirnos al Gran Bazar pasamos a ver el MUSEO DE ARTES TURCAS E ISLÁMICAS, que entra en el listado de la Museum Pass. El edificio que lo alberga, en la misma acera del Hipódromo, es el magnífico palacio del visir Ibrahim Pasa y contiene suntuosas colecciones de alfombras mayólicas, caligrafías… y una sección etnográfica dedicada al arte islámico tradicional. Además, ofrece bonitas vistas del Hipódromo y de la Mezquita azu.


Junto al museo está el bonito edificio del rectorado de la Universidad de Mármara, y no pudimos resistirnos a fotografiar su fachada antes de continuar nuestra ruta.


Desde allí nos dirigimos a la Cisterna de Teodosio, pero nos costó tanto encontrarla que, por el camino, descubrimos algunos rincones muy interesantes, como la pequeña mezquita de Keçecizade Fuat Pasa Camii, donde unos pequeños asistían a su escuela coránica imperturbables ante las miradas de los turistas curiosos.


Después de muchas vueltas y mucho preguntar a gente que nos mandaban de un sitio a otro, optamos por buscar la foto en Google y mostrársela a quienes preguntamos y, entonces sí, nos guiaron certeramente y descubrimos una maravilla desconocida por casi todos los que visitan Estambul, ya que no sale en las guías.


Nos gustó mucho la CISTERNA DE TEODOSIO, una de las muchas que hay bajo la ciudad de Estambul, construida por el emperador bizantino Teodosio II entre los años 428 y 443 para guardar el agua que traía el Acueducto de Valente y que hoy en día es una peculiar sala de exposiciones de esculturas.

Después de unas cuantas vueltas, por fin llegamos al GRAN BAZAR. Es increíble lo fácil que resulta ir a los sitios una vez que ya los has localizado pero lo escondidos que parecen estar hasta que los encuentras.


El Gran Bazar es el mayor de Estambul, con 45.000 m2, 64 calles, 16 patios, 22 puertas y casi 4.000 tiendas. Ante esto, decidimos un lugar donde encontrarnos un par de horas después por si nos despistábamos, cosa que ocurrió a los pocos minutos.

Está claro que el gran bazar es una visita obligada, nadie se va de Estambul sin pasar al menos una vez por este bullicioso laberinto de tiendas de todo tipo y comerciantes que tratan de averiguar de qué parte de España eres para, acto seguido, atraerte hasta su local y convencerte de que su mercancía es la mejor y más barata. A mí, sin embargo, me agobia y no hubiera podido pasar allí dentro más del tiempo estipulado con mis compañeros. Además, no sirvo para el regateo, no sé encontrar lo que busco y suelo acabar comprando lo que no necesito y a un precio igual o más alto que el que hubiera pagado en mi tierra. No obstante, disfruté de esta torre de babel contemporánea en la que puedes encontrar, desde una imitación del más caro bolso de Chanel, un gorro otomano, un colgante con la mano de Fátima y hasta una recoleta tetería donde degustar un aromático çay de manzana.


Además, coincidió la llamada a la oración mientras estábamos allí dentro y fue muy curioso observar como todo se paralizaba, las mercancías se tapaban, las tiendas se cerraban, las esterillas se desenrollaban y los fieles se entregaban a sus rezos sin que hubiera en ese momento nada más importante para ellos.

A la salida ya teníamos hambre y nos dejamos convencer por las llamadas del personal de uno de los restaurantes que hay junto a la puerta 1 (Duran Pide Kebap) y que no voy a recomendar porque, pese a que la carta tiene fotos de los platos, entre lo que pedimos y lo que nos sirvieron había grandes diferencias y, cuando intentamos preguntar, fingían no entendernos, así que comimos lo que les dio la gana y ¡sin cerveza! Pero pasamos un buen rato, nos reímos, descansamos y, al final, hasta nos invitaron a un té.

Con las fuerzas recuperadas, continuamos con nuestra hoja de ruta para el día y nos encaminamos hacia la gran mezquita de Suleyman el Magnífico. Por el camino pasamos por Beyazit Meydani, una bonita plaza empedrada sobre la que predomina la elegante Mezquita de Beyazit y el monumental portal morisco de la universidad de Estambul
.


También nos dejamos sorprender por las originales edificaciones de este barrio de ambiente universitario, y sucumbimos al encanto y la paz que brinda sencilla mezquita de Kalenderhane (a la que bauticé como “la mezquita de los gatos”, los verdaderos dueños del lugar.



Por fin, después de dar más vueltas que un trompo, llegamos a la MEZQUITA DE SULEIMÁN EL MAGNÍFICO (Süleymaniye Camii), el mayor santuario de la ciudad, construido entre 1550 y 1557 por Sinan, que corona la tercera colina de Estambul en todo su esplendor.

Me gustó mucho esta mezquita, totalmente restaurada, sin partes tapadas ni andamios, con una gran sala de oración, 168 ventanas y unos jardines exteriores que proporcionan una vista fantástica de la ciudad.




Desde allí fuimos bajando por las concurridas calles de Eminonü, sumergiéndonos en un barrio que bullía ajeno a los turistas, uno más de tantos contrastes que te muestra esta ciudad y que hace de Estambul una urbe palpitante, llena de vida, en la que pasas en pocos minutos de la grandiosidad de una imponente mezquita a la humildad de un puesto de frutas o de una pequeña tienda de calcetines ante los cuales la gente gesticula y regatea de espaldas a estos turistas despistados que han vuelto a salirse del plano que marca su ruta. Así, sin saber cómo, distraídos con esta población tan distinta y, a la vez, tan parecida a nuestra Andalucía, llegamos al BAZAR EGIPCIO, o BAZAR DE LAS ESPECIAS.


MISIR CARSISI, como llaman los turcos a este aromático bazar, es mucho más pequeño (y, para mi gusto, más bonito) que el Gran Bazar. Desde 1663 ofrece sus especias, frutos secos, jabones y dulces. De no ser por las pintas de la clientela actual, casi podía imaginar la época en que genoveses y venecianos reinaban como maestros del comercio en este mismo espacio.

Ya se estaba poniendo el sol cuando llegamos a la orilla del Cuerno de Oro. En un kiosko de esta animada plaza de Eminonü cargamos la tarjeta de transporte (Istanbulkard), que hasta ahora no habíamos necesitado, y cogimos por primera vez el tranvía para volver al hotel.


Estábamos tan cansados que esta noche decidimos aprovechar que al menos una de las habitaciones tenía terraza con vistas para hacer una cena-picnic y retirarnos pronto a descansar.

Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: DIA 3. Viernes 21-6-2019: GRAN BAZAR, BAZAR EGIPCIO, MEZQUITA DE SULEIMÁN...



Etapas 1 a 3,  total 8
 1  2  3  siguiente siguiente



Votaciones al diario
Mes Puntos Votos Media
Actual 40 8
Anterior 0 0
Total 40 8
Votos
8 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar este diario debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 0 Visitas mes actual: 831 Total visitas: 831

  Últimos comentarios al diario  ASIA A UN LADO, AL OTRO, EUROPA Y ALLÁ A SU FRENTE ¡ESTAMBUL!
Total comentarios 2  Visualizar todos los comentarios

Veneci_ana  veneci_ana  05/07/2019 20:11   
Comentario sobre la etapa: DIA 8. Miércoles 26-6-2019: VUELVO A GRANAAADAAAA, VUELVO A MI HOGAR….
¡Hasta pronto!

Yennefer  Yennefer  06/07/2019 18:05   
Que buenos recuerdos me ha traído tu relato y tus fotos, veneci_ana

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN EL DIARIO

Registrate AQUÍ
Volver arriba

Foros de Viajes
Diarios-Blogs Tema: Experiencias recién llegados de Estambul
Foro Oriente Próximo y Asia Central Foro Oriente Próximo y Asia Central: Foro de viajes de Oriente Próximo y Asia Central: Jordania, Emiratos, Líbano, Israel, Turquía, Irán, Siria, Yemen, Uzbekistán, Kirguistan, Turkmenistán, Kazajistán, Tajikistán
Ultimos 5 Mensajes de 422
73715 Lecturas
AutorMensaje
ANGEMI
ANGEMI
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Ago 09, 2009
Mensajes: 11071

Fecha: Vie Jul 05, 2019 09:27 pm    Título: Re: EXPERIENCIAS RECIEN LLEGADOS DE ESTAMBUL

@Veneci_ana

Hablas en tu diario de que alli una chica te recomendó visitar el barrio de Kuzguncuk pues te comento que tenemos todas la información en el foro.

BARRIO DE KUZGUNCUK - Üsküdar, Estambul


Creo que en algún mensaje te sugerí el hilo de los barrios asiáticos.
Me alegro que te gustara.
Saludos
veneci_ana
Veneci_ana
Super Expert
Super Expert
Dic 07, 2008
Mensajes: 343

Fecha: Vie Jul 05, 2019 09:39 pm    Título: Re: EXPERIENCIAS RECIEN LLEGADOS DE ESTAMBUL

ANGEMI Escribio:
Bienvenida @Veneci_ana.serias de mucha ayuda si dejas información en algunos hilos ya que es más accesible y rapida la información para quien no lee un diario y así ayudas a otros viajeros que busque información en hilos cómo de seguro te sirvió a ti de ayuda para tu viaje.


Muchas gracias y un saludo

Ah! Vale, voy a intentarlo. Perdona Amistad
ANGEMI
ANGEMI
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Ago 09, 2009
Mensajes: 11071

Fecha: Vie Jul 05, 2019 10:09 pm    Título: Re: EXPERIENCIAS RECIEN LLEGADOS DE ESTAMBUL

Perdona Chocado Chocado @Veneci_ana nada que perdonar.
Puedes poner en los hilos algunos párrafos de lo que cuentas en tu diario, por ejemplo en el hilo de hotel pues el hotel que según he leído no recomiendas, restaurantes, consejos. El diario te ha quedado fantástico yo valoro muchísimo el trabajo tan estupendo que hacéis, pero si dejas en el foro información ayudarás a muchos futuros viajeros.
Gracias por todo. Saludos Amistad
veneci_ana
Veneci_ana
Super Expert
Super Expert
Dic 07, 2008
Mensajes: 343

Fecha: Sab Jul 06, 2019 07:11 am    Título: Re: EXPERIENCIAS RECIEN LLEGADOS DE ESTAMBUL

Sí, pero ¡hay tantas cosas que ver! Al programar mi viaje no lo consideré porque pensé que nos quedaríamos en la parte más turísitica, pero las cosas salieron así y es lo bueno de los viajes, dejarte llevar por lo que surja. Ese día surgió así y, finalmente, descubrimos KUZGUNCUK pero sacrificamos Kadikoy, no sé si hicimos bien pero Kuzguncuk nos encantó y si una cosa me ha quedado clara de este viaje es que tengo que volver a Estambujl sí o sí Guiño
Gracias por tus consejos y tu ayuda, han resultado de lo más útil Amistad
ANGEMI
ANGEMI
Moderador de Zona
Moderador de Zona
Ago 09, 2009
Mensajes: 11071

Fecha: Sab Jul 06, 2019 09:32 am    Título: Re: EXPERIENCIAS RECIEN LLEGADOS DE ESTAMBUL

Hiciste muy bien en sacrificar Kadikoy por visitar ese precioso barrio desconocido para casi la mayoría de turistas en Üsküdar.

Ya veo que la ciudad te ha hechizado y entras en la lista de las Heart de Estambul.

Mil gracias por la valiosa información que estás compartiendo en los distintos hilos del foro, es maravilloso que a vuestro regreso aportéis consejos e información así podos mantener actualizados los hilos y ayudar a otros viajeros. Guiño

Saludos Amistad
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ







All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad