Mostrar/Ocultar
Mostrar/Ocultar Blogs / Diarios
Mostrar/Ocultar Fotos / Pics
Mostrar/Ocultar Ads


Israel en 10 días: un viaje de sensaciones encontradas -Diarios de Viajes de Israel- Nimmni
Indice
Indice
Más leidos
Más leidos
Últimos Diarios
Últimos Diarios
Más Votados
Más Votados
Diarios por paises
Diarios por paises
Ayuda
Ayuda

Compartir enlaces Compartir enlaces

 
 
Enlace:    Corto  Largo
Copia el texto de uno de los cajones para compartir el enlace

Diario: Israel en 10 días: un viaje de sensaciones encontradas  -  Localización:  Israel  Israel
Descripción: 10 días y 10 noches en uno de los países más caros del mundo, descubriendo tesoros desconocidos por muchos turistas.
Autor:    Fecha creación: 
Compartir: 
Compartir:


Etapas 1 a 3,  total 4
 1  2  siguiente siguiente



Etapa: Introducción e impresiones  -  Localización:  Israel Israel
Fecha creación: 03/05/2019 09:48  
Compartir: 
Compartir:
INTRODUCCIÓN E IMPRESIONES


¡Buenas a todos!

Acabamos de regresar de uno de los viajes más... "agridulces" que hemos realizado. Después de casi 20 años haciendo viajes, sobre todo en Europa aunque últimamente nos aventuramos más fuera de nuestro querido continente, hemos visto de todo, hemos tratado con multitud de tipos de personas y hemos vivido un sinfín de experiencias. Sin embargo, en este viaje a Israel y una vez ya regresados, tenemos que admitir que ha sido un viaje de sensaciones encontradas: de rabietas y pataleos, de enfados, de alegrías y de entusiasmo, de frustraciones y a la vez de euforia.

En definitiva, ha sido un viaje de muchos excesos a la vez que lo ha sido de muchas carencias. Excesos en lo relativo al nivel de vida de este país, que roza lo absurdo e incomprensible. Excesos en lo referente al comportamiento y al nivel de intransigencia de la gente, algo que jamás nos había pasado antes en los 40 y pico países que llevamos visitados. Pero también excesos en los lugares visitados cuya belleza es hipnótica e irreal. Carencias en cuanto a confort y en lo referente al tema de la comida, el cual ha sido sin duda el apartado donde más hemos sufrido.

Visto en retrospectiva, la pregunta que me ha hecho mucha gente tras contarles las vivencias y lo vivido y visto en Israel ha sido: "pero, ¿vale la pena lo vivido para ver lo que se ha visto?". Yo, en general, diría que sí, que vale la pena hacer acopio de valor y de mentalizarse que habrá ciertas incomodidades y ciertos comportamientos de la gente local con tal de poder ver todo lo que allí puede verse. Básicamente porque algunos lugares son únicos e irrepetibles en otras partes del planeta o, al menos, sí se encuentran en otros lugares pero mucho menos accesibles en cuanto a peligrosidad u otros handicaps.

A continuación, en la próxima etapa, os informaremos de la información necesaria respecto a los preparativos del viaje.
Imagenes relacionadas
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Introducción e impresiones




Etapa: Preparativos  -  Localización:  Israel Israel
Fecha creación: 15/05/2019 21:13  
Compartir: 
Compartir:
PREPARATIVOS


Antaño a la hora de prepararnos un viaje siempre tirábamos de guías de viaje. Normalmente comprábamos las de El País - Aguilar, o las de Anaya. Esto ya pasó a la historia, no sólo porque ahora hay todas las herramientas online que uno quiera y más, sino porque luego se nos hace pesado ir a cuestas con la guía. Sí, somos así de comodones. Mr. Green

Últimamente vamos a lo práctico: a buscar información en Internet. ¿Dónde? Hay múltiples sitios. Eso sí, hay que tener en cuenta un principio básico a la hora de informarse: un exceso de información provoca falta de información. De esto ya hace varios años que nos dimos cuenta así que nos limitamos básicamente a una única fuente de información, tirando de otras fuentes en caso que sea necesario ampliar. ¿Y cuál es? Wikipedia.

Sí, Wikipedia se ha revelado como una fuente casi inagotable de información. Eso sí, la versión inglesa, porque la versión en castellano, catalán e italiano, que son las lenguas que domino, suelen contener menos datos que la versión en inglés. Veréis, en la Wikipedia en inglés existen una serie de artículos titulados así: "Tourism in ...", en los que desgranan la industria turística de cada país, dando todo tipo de información sobre los activos turísticos de dicho país, datos económicos, estadísticas, etc. Esto último no nos sirve para preparar un viaje pero el desglose de los principales puntos de interés turísticos del país es un caramelo si estás planificando un periplo.

Así pues nos tragamos todo el artículo "Tourism in Israel" de la Wikipedia y, honestamente, allí lo encontramos prácticamente todo, en cuanto a información histórica de los lugares a visitar. Nuestros preparativos son tal que así:

1) Reservar los vuelos. Esto es lo primero que hacemos, siempre.

2) Hacer una lista exhaustiva y completa sobre TODO lo que hay para ver, en base a tus intereses.

3) Incluir una brevísima explicación de cada sitio.

4) Situar los lugares en el mapa.

5) Medir distancias y prever "cuánto va a caber" en cada día.

6) Desechar aquellos lugares que no te interesan tanto o que, sencillamente, por cuestión de número de días no te va a dar tiempo de ir.

7) Ir a la página oficial de la oficina de turismo de Israel para incluir los datos prácticos que no encontrarás en Wikipedia, por ejemplo: horarios, días de abertura y precio de las entradas, básicamente, de los sitios a visitar.

8) Ya con la información del punto 7, reestructurar la ruta, moviendo lugares de día por si fuera necesario.

9) Una vez hecho el itinerario, ampliar la información sobre los sitios a visitar, leyendo los diferentes artículos de Wikipedia, reescribiéndolos con nuestras palabras en un documento, imprimirlo y llevárnoslo al destino para leerlo in situ y así comprender qué es lo que vemos.

10) Finalmente, contratar el alojamiento y el coche de alquiler.

Con este viaje no fue la excepción y así lo hicimos. En ocasiones anteriores hemos solicitado ayuda y asesoramiento de las distintas oficinas de turismo de los países, y he de decir que en ocasiones se han portado realmente bien, enviándote folletos y enlaces de las actividades que quieres hacer o de los sitios que quieres visitar. Sólo tengo buenas palabras para las oficinas de turismo de Croacia, Irlanda, Noruega, Austria, Portugal, Malta, Finlandia, Alemania, etc. Pero también es cierto que sólo tengo nefastas palabras para los incompetentes y dejados de Italia, Rusia, Uzbekistán, Turquía e... Israel.

Hasta en tres ocasiones me puse en contacto con Turismo de Israel, a través de email o de su formulario online, para recibir en las tres ocasiones el más absoluto y sepulcral silencio. Y esta primera y pésima impresión de los israelíes se vería confirmada una vez en el país. Pero de esas gentes ya habrá tiempo para hablar.

En la próxima etapa os daremos la información sobre los datos prácticos del viaje.
Imagenes relacionadas
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Preparativos




Etapa: Datos del viaje e información práctica  -  Localización:  Israel Israel
Fecha creación: 15/05/2019 23:40  
Compartir: 
Compartir:
DATOS DEL VIAJE E INFORMACIÓN PRÁCTICA

FECHAS: del 18 al 28 de abril de 2019.

LEIT MOTIV: viaje paisajístico y fotográfico, incluyendo lugares de interés histórico.

DOCUMENTACIÓN: los ciudadanos de la UE sólo necesitan el pasaporte en vigor con una caducidad mínima de 6 meses respecto a la fecha de finalización del viaje. No hace falta visado. En el aeropuerto de Tel Aviv - Ben Gurion no te estampan el sello en el pasaporte sino que te entregan una tarjeta de autorización de estancia sin derecho a trabajar válida durante 90 días. A la salida te darán otra tarjeta con autorización para salir del país. Al final del viaje podrás quedarte ambas como souvenir burocrático. Para conducir sólo es necesario el carnet de conducir español, no requiriendo el permiso internacional para nada.

EQUIPO FOTOGRÁFICO: detesto viajar con una cámara réflex o micro 4/3 por lo aparatosas que son y por tener que ir con los objetivos a cuestas. Siempre viajamos con una cámara compacta premium. Hasta ahora hemos sido fieles a la serie TZ de Panasonic. En este viaje estrenamos cámara y marca: compramos la Canon Powershot G7X Mark II, la cual te da una gran luminosidad (f1.8 - f2.8) a cambio de sacrificar zoom, el cual se queda en un 24-100 mm óptico. De los resultados no puedo hablaros aún porque no me he puesto con ello pero prometen.

PRESUPUESTO: el total de los servicios contratados ascendió a 1.938,09 € para dos personas.

TOTAL GASTADO EN DESTINO: lo siento, nunca me preocupo de este dato, pero se evaporó bastante bastante dinero debido al altísimo nivel de los precios de casi todo.

CAMBIO DE DIVISA: cambiamos 200 EUR a ILS con Exact Change a través de la tarjeta BNext desde Mallorca para los gastos que no se pueden realizar con tarjeta (chiringuitos de comida, principalmente). El cambio está, arriba abajo, a 4 ILS por euro, aunque el euro está perdiendo fuelle ante la divisa hebrea.

TARJETAS UTILIZADAS: BNext y Wizink. Nuestro banco es ING, del cual estamos contentos globalmente pero para viajar fuera de la zona euro sus tarjetas NO son recomendables por las comisiones que se aplican en las compras. Tanto con BNext como con Wizink las compras en moneda extranjera no tienen comisión y se aplica el cambio oficial de VISA. No sacamos dinero allí en ningún cajero. La BNext no dio ningún problema excepto el último día, que rechazó una operación en una gasolinera, habiendo dinero suficiente para afrontar la compra. La Wizink no nos dio ningún problema. En general, en Israel, se puede pagar con tarjeta la mayoría de servicios.

HORARIO SOLAR: amanece y oscurece más temprano que aquí. Sobre las 19.00 decae bastante la luz entre mediados y finales de abril.

CONDUCCIÓN: en general las carreteras están bastante o muy bien. La conducción de los israelíes es correcta aunque son muy maleducados en cuanto al claxon. En los semáforos, aunque arranques justo después de que se ponga verde, siempre tendrás al mamarracho o mamarracha detrás dando bocinazos. Existen unas pocas carreteras de peaje que, según los cálculos de Google Maps, solventan poca cosa. Nosotros configuramos el navegador del móvil para que evitara peajes. Por lo que leímos, no son muy caros y el peaje es automático, cobrándote la compañía de alquiler de coche al finalizar el viaje. En general vimos pocos radares aunque eso sí, los pocos que vimos estaban bastante escondidos. Vamos, que seguro que nos tragamos alguno. Confundido Los semáforos funcionan al estilo Norteamérica, como en Canadá y Estados Unidos: el semáforo que te gobierna se sitúa no justo delante de donde te paras sino al otro lado, es decir, "detrás" de la calle transversal que atraviesa la vía por la que circulas. Esto, puede sonar confuso pero la verdad es que es más intuitivo y cómodo que el sistema que tenemos en Europa.

APARCAMIENTO: no pagamos aparcamiento en ningún lado a excepción de Jerusalén, donde es muy complicado aparcar sin tener que alejarte muchísimo del centro. El aparcamiento de Jerusalén costaba 50 ILS por 24 horas y está muy cerca de las murallas. Se llama Karta Parking, aparece en Google Maps pero está mal situado. Te conduce a la calle adecuada pero no a la altura que toca. Si lo usáis allí veréis un cartel que lo anuncia. Y ahora preguntareis: ¿por qué te llevaste coche a Jerusalén? Pues porque como viajábamos en Semana Santa al principio la visita a Jerusalén estaba planeada al principio del itinerario. Luego caí que aquello sería un hervidero de fanáticos y beatos por las fiestas y trasladé la visita al final de la estancia. Al querer mover las fechas del coche de alquiler me salía más caro reducir días que ampliar (no me preguntéis por qué, enigmas de la Humanidad), así que tuvimos coche desde que llegamos al aeropuerto hasta el final. En los parques nacionales y sitios a visitar, si tienen aparcamiento, éste es gratuito. ¡Menos mal!

CLIMA: los primeros días fueron muy variables, con intervalos nubosos y sol. Unos cielos espectaculares para la fotografía. Llovía a ratos pero tuvimos relativa suerte ya que hubo tres días en que nos llovía sólo cuando conducíamos de sitio en sitio y, al llegar al lugar a visitar, se abría el cielo y salía el sol. Sólo hubo un sitio que no pudimos visitar por el mal tiempo: los jardines Bahá'í de Acre (los de Haifa sí que los vimos). Luego tuvimos días despejados con algo de nubes el resto de días, así que nos dimos por satisfechos. En cuanto a temperaturas eran similares a las de la costa mediterránea en el mes de abril aunque en ocasiones refrescaba bastante (bastaba llevar una sudadera o una chaqueta ligera, no hizo falta abrigo). En el desierto, al ponerse el sol, se levantaba viento y hacía bastante más frío que el que hacía en otras zonas.

GASOLINERAS: siempre me aceptaron la tarjeta. Por aquí leí que si eras extranjero sólo podías pagar con efectivo. Puedo deciros que no. ¿Cómo funcionan? Pues cada una funciona a su manera aunque, por lo general, tienes que pagar antes. Eso sí, todas las instrucciones estaban en hebreo únicamente, así que siempre tenías que acudir al dependiente. El precio de la gasolina ligeramente más caro que en España, pero muy poca cosa.

PARQUES NACIONALES: los grandes atractivos turísticos de Israel están dentro de la red de parques nacionales. A modo de ejemplo, Caesarea Marítima, Masada, Ein Gedi, Qumran, etc., son todos parques nacionales. Todos ellos abren a diario, incluyendo el shabbath, aunque los viernes cierran más pronto. El precio de sus entradas es, en general, de 28 ILS (unos 7,5 euros). Unos cuantos están más baratos, a 22 ILS, mientras que los más visitados que son Caesarea Marítima y Masada están a 39 ILS (unos 10 euros). Podéis decidir entre pagar la entrada de cada PN por separado o adquirir algún pase. Hay tres: el azul que incluye 3 visitas por 78 ILS, el verde que incluye 6 visitas por 110 ILS y el naranja con visitas ilimitadas -pero sólo una vez en cada PN- por 150 ILS. Se amortizan rápidamente, sobre todo si cuentas con visitar Caesarea Marítima y Masada, que mucha gente visita (y nosotros también). Como teníamos previsto visitar bastantes más PN compramos el naranja y, creednos, lo amortizamos. Todos los pases tienen una validez de 14 días y se compran en las taquillas de los PN pero no en todos, cuidado.

AGUA: el agua del grifo es perfectamente potable y tiene buen sabor.

PRECIOS: una exageración. En ocasiones pensaba que estábamos en Noruega o en Estados Unidos. Los precios de los restaurantes bastante elevados, con precios de unos 20 euros el plato y unos 4 euros el refresco. Los restaurantes regentados por árabes son igual de caros. Un menú del McDonald's se iba a los 15 euros fácilmente, sin apenas extras. En los supermercados veías precios del tipo: un yogurt entre 1 y 1,5 euros, un refresco entre 1,5 y 2,5 euros, un litro de zumo de naranja o de batido de chocolate a 4 euros, una bolsita de cacahuetes a 3 euros, una ensalada ya preparada a 9 euros Chocado la bolsa de patatas fritas entre 4 y 5 euros, etc. En las gasolineras aún más caro y, como ya os he dicho, los fast-food de las multinacionales no os solventarán nada. Únicamente los chiringuitos de la población árabe sí están bien de precio. El falafel es realmente barato y es bueno. Si encontráis alguna panadería árabe entrad sin dudarlo, podréis almorzar o cenar por menos de 10 euros los dos, con bebida y todo lo que hacen está delicioso. El precio del alojamiento roza lo absurdo e irreal, así que reservad con BASTANTE antelación. Lo único que estaba a precio razonable era, como ya os he dicho, la comida árabe de los chiringuitos y -relativamente- el precio de las entradas.

GPS: siempre nos movemos con Google Maps, el cual encontramos más fiable que navegadores clásicos tipo TomTom. Recordad bajaros el mapa offline antes de llegar al destino para poder usarlo sin conexión.

TELEFONÍA E INTERNET: no se os ocurra usar vuestros datos y/o llamar a España (o a donde sea) porque tendréis que prostituiros el resto de vuestras vidas para pagar la deuda. A precios de 6 euros EL MEGA, y a más de 2 euros EL MINUTO pues poco margen tendréis. Hay gente que adquiere una SIM israelí de prepago en el aeropuerto. Nosotros no lo hicimos y desconectamos nuestra tarifa de datos y sólo usábamos conexión wifi, la cual funciona bastante bien en todo el país.

CONTROLES DE SEGURIDAD: en el aeropuerto, al llegar a Israel, únicamente el oficial de inmigración nos cogió los pasaportes, miró todas las páginas buscando visados anteriores, le dio el "feliz cumpleaños" a mi compañero y nos hizo las siguientes preguntas: motivo del viaje, si íbamos a residir siempre en la misma ciudad o teníamos un itinerario previsto y nuestra profesión. No hubo un segundo interrogatorio. Te dan una tarjeta de inmigración que equivale al sello del visado, el cual NO te estampan en el pasaporte, así que puedes usar el mismo para, en otra ocasión, viajar a cualquier país árabe poco amigo de Israel.

A la salida tienes que pasar dos controles que pueden ser tres según qué respondas en el primer control. Antes de entrar en el control de seguridad (donde te chequean el equipaje, tienes que deshacerte de las bebidas y toda la parafernalia esa) tienes que hacer cola en un control previo donde un oficial de inmigración te hará unas cuantas preguntas. Si vais acompañados tenéis que ir todos al mismo tiempo. En este interrogatorio la oficial nos preguntó: qué éramos uno respecto al otro, la profesión, dónde habíamos estado, si habíamos desatendido el equipaje en algún momento, hacia dónde viajábamos y, finalmente, y aquí se nos complicó la cosa, si habíamos recibido algún regalo de alguien durante la estancia en Israel. Yo le contesté que no, pero mi compañero me corrigió y le dijo que sí, que habíamos recibido un regalo. Era cierto, pero yo no caí, que el anfitrión de uno de los alojamientos -que era un anexo de su casa particular- nos regaló dos cremas del Mar Muerto: una hidratante de aloe vera y un gel de no sé qué. Al ser un obsequio lo cogí y se lo agradecí. Pues bien, a la oficial se le cambió la cara por completo y adquirió un semblante de preocupación y la distensión con la que había ido la conversación se esfumó. Nos preguntó más detalles acerca del regalo (tuvimos que sacarlo y mostrárselo), del anfitrión (si creíamos que era árabe o hebreo), la dirección del alojamiento (al dársela chequeó en el ordenador... me dio la impresión que esta gente deben saberlo todo de todo el mundo), y las circunstancias en que se produjo el regalo. Aunque no perdió la cordialidad en ningún momento, nos dijo que tendríamos que pasar un control de seguridad previo al que realiza todo el mundo, para que miraran a través de un escáner los botecitos. Resultado: etiqueta blanca para uno de los dos pasaportes y etiqueta amarilla para el otro. Hasta que no te sustituyan la amarilla por una blanca no podrás proseguir al control de seguridad ordinario.

Moraleja: no os asustéis con el tema de los interrogatorios, son mucho más lights de lo que en ocasiones hemos leído. Mi recomendación es que contestéis con sinceridad, ya que realmente no tenéis nada que ocultar. Yo, por ejemplo, estoy casado con mi compañero (somos dos hombres), y cuando nos preguntó que qué éramos uno respecto al otro le contesté con total sinceridad que estábamos casados. Obviamente, si esto último me sucede en un país árabe digo que somos compañeros de trabajo, cuñados o lo que sea. Ahora bien, visto en retrospectiva, a la pregunta de si alguien os ha regalado algo, yo hubiera dicho que no, para no retrasar todavía más el tiempo que pasaréis en el aeropuerto. Nosotros tardamos bastante en encontrar el escáner este y, menos mal que siempre acudimos al aeropuerto con bastante antelación, para evitar sobresaltos y estrés.

GENTE: pues yo lo siento mucho pero tengo que decirlo. Tengo 40 años, mi compañero 45, llevamos unos 20 años realizando unos dos viajes anuales, más las escapadas esporádicas si se tercia, hemos estado en unos 40 países, de tres continentes... y nunca me había encontrado con gente tan DESAGRADABLE como en Israel. Hasta ahora los parisinos, neoyorquinos y los checos de Praga estaban en el TOP 3 de gente borde y estúpida, pero resulta que todos ellos son unos aficionadillos respecto a los israelíes. Da igual que les sonrías, te seguirán poniendo la misma cara de oler a aguas residuales con la que te habrán recibido. Da igual que procures hacerles las menos preguntas posibles para no "agobiar", te seguirán contestando con desgana y sin mirarte a la cara. Da igual que te dirijas a ellos saludándoles o dándoles las gracias en hebreo, les va a importar una mierda de whatsapp tu deferencia. Si tengo que poner porcentajes podría decir, sin temor a exagerar, que entre el 80 y el 90% de la gente con la que tratamos: recepcionistas de hoteles, cajeros de supermercado, dependientes de los parques nacionales, personal de gasolineras, transeúntes a los que pides indicaciones, camareros, etc., son aborrecibles en el trato que te dispensan. Y no será por exceso de turistas extranjeros porque, con la excepción de Jerusalén, en el resto del país apenas vimos "guiris" y sí mucho turista local.

Hubo excepciones, gracias a Dios. La gente joven, en general, sí que eran simpáticos y sonrientes. No todos pero sí bastantes de ellos. La población árabe, en general, también es más cercana y amable que la población judía. Y, finalmente, la polícia o los militares que, sin ser simpáticos en absoluto, sí son corteses y correctos. No sé debido a qué extraña mutación genética pero los judíos, al cumplir los 40, se vuelven de unos borderline que dan auténtico asco. Yo, últimamente, estoy que no me callo ni una cuando alguien se pone borde conmigo, y en los viajes no hago excepciones. Cuando una mujer vieja cualquiera (no era personal del complejo) me espetó que no podía hacer fotos en el recinto donde (supuestamente) está enterrado el rey David porque era shabbath, la mandé a tomar por saco en mi idioma, pero con un tono de voz y las octavas suficientes para que se diera cuenta que su recomendación me entraba por una oreja y me salía por la otra. Si me lo hubiera dicho el vigilante de turno o alguien a cargo del lugar, pues me callo y punto, ¿pero que me lo diga una cualquiera, en plan señorita Rotenmeier? ¡No hija no! Pelea a dar lecciones a tu p.... casa.

Pues incidentes como el de antes hubo dos más, y todos los saldé de la misma forma. Es decir, no permití de ninguna manera que esta gente me quisiera torear, pero estas situaciones no dejan de emponzoñar la sensación global del viaje. Los judíos han demostrado ser un pueblo profundamente intolerante, que gusta de imponer sus creencias y hábitos al resto de la gente -da igual si eres o no eres judío- y que practica la empatía CERO. El ejemplo que mejor escenifica el talibanismo hebreo es que durante su pascua (la pascua judía, que no coincide con la cristiana) tienen prohibido comer nada que contenga trigo. No está prohibido por ley, pero en la práctica no ves ningún comercio que venda nada que contenga trigo ni ningún restaurante que sirva nada hecho con este cereal. Llegan hasta el punto que en los supermercados ponen lonas para cubrir todos los productos hechos de trigo. Y no se te ocurra coger uno así "por despiste", que cuando llegues a caja te dirá la simpatiquísima cajera que esto no puedes comprarlo y que tienes que devolverlo a la estantería. Por supuesto que le dije que no pensaba devolverlo. Estuvimos toda una semana entera sin probar nada que tuviera trigo, y ni siquiera el McDonald's escapa de la vorágine talibán: sus hamburguesas están hechas con pan de patata (que es malíiiiiiiisimo y cae muy pesado en el estómago) y los nuggets están rebozados con harina de garbanzo.

Yo, lo siento mucho, pero detesto profundamente las imposiciones y las prohibiciones de carácter religioso, dando por hecho -ellos- que todos son de su parecer. Sí, ya sé que "allá donde fueres haz lo que vieres", pero también sé que muchos de aquellos que predican con este dicho luego defienden a según qué colectivos que vienen a Europa que, precisamente, no son muy de adaptarse a las costumbres locales. Este comportamiento por parte del pueblo hebreo, que es absolutamente inconcebible para la mentalidad europea, me reafirma en mis convicciones que no hay mayor libertad en el mundo que la que tenemos los países occidentales, porque los musulmanes también tienen lo suyo. Pero me desvío del tema.

Volviendo a los israelíes. Ya habréis intuido de cuál ha sido el mayor problema con este viaje: la gente y la problemática con la comida. Nosotros somos de desayunar bien para aguantar hasta mediodía, luego almorzar de lo que encontremos en supermercados, gasolineras o panaderías, y luego cenar a ser posible en el alojamiento. La partida económica que solemos sacrificar suele ser la gastronómica. En Israel, al ser la restauración tan poco asequible, nos dimos cuenta enseguida que tendríamos que tirar de opciones rápidas. El problema empieza en que en los supermercados no encuentras nada que llevarte a la boca. En casi ninguno había comida preparada caliente, ni ensaladas ya preparadas o barra de ensaladas, ni bocadillos, ni sandwiches ni nada que se le pareciese. Si a esto le añades la imposición del NO TRIGO, y estás circulando por el desierto del Neguev, pues tienes el cóctel perfecto para no encontrar nada decente que tragar, de tener que comer a deshora y de tener que cenar de cosas o mezclas inverosímiles (batido de chocolate acompañado de patatas fritas de bolsa). Nos entraba una tortura y un agobio cada día a la hora de almorzar que se te iba la alegría. Pero bueno, como ya veréis en etapas posteriores, también hubo cosas positivas con la gente. En una ocasión en que mi compañero tuvo una diarrea a primera hora de la mañana y a mediodía me dijo que prefería ir al alojamiento a descansar, sucedió que no encontrábamos la casa, ninguno de los dos móviles podía conectarse a la red israelí ni teníamos wifi, así que le pedimos a una señora ayuda y... ¡nos ayudó! Ella misma llamó al número de la casa, nos dijo donde estaba, habló con el propietario explicándole la situación e incluso, mientras esperaba la respuesta de éste -en principio no contestaba-, nos invitó a ir a su casa a pasar la tarde para que mi compañero descansara, y podíamos comer o beber algo. Esto sucedió el penúltimo día del desierto, antes de visitar Jerusalén, y gracias a Dios que ocurrió, ya que la sensación de impotencia y de asco después de tantos días de haber sido tratados con tantos desplantes, con mala educación, con exigencias y riñas y demás, esta buena mujer logró apaciguar nuestros derrotados ánimos y devolvernos parte de la fe perdida en la Humanidad. Bueno, en su Humanidad. Aunque duró poco... luego nos tocó Jerusalén. Mr. Green

En la próxima etapa os detallaré el itinerario y los servicios contratados.
Imagenes relacionadas
Volver arriba
Compartir:


Ver Etapa: Datos del viaje e información práctica



Etapas 1 a 3,  total 4
 1  2  siguiente siguiente



Votaciones al diario
Mes Puntos Votos Media
Actual 0 0
Anterior 5 1
Total 5 1
Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
0 Votos
Para votar este diario debe registrarse como usuario

Registrate AQUÍ
Visitas mes anterior: 660 Visitas mes actual: 170 Total visitas: 830

  Últimos comentarios al diario  Israel en 10 días: un viaje de sensaciones encontradas
Total comentarios 4  Visualizar todos los comentarios

Rosello  Rosello  12/05/2019 15:01
Estoy deseando que cuentes tus experiencias en Israel. Un saludo

Marimerpa  marimerpa  13/05/2019 09:18   
Es un buen comienzo de diario, que promete mucho. Pero no lo dejes así, solo con una breve introducción, porque entonces es borrará en los próximos días.

Nimmni  Nimmni  15/05/2019 21:14   
Comentario sobre la etapa: Introducción e impresiones
¡Hola! No me lo borréis!!! Jajajaja, voy ampliándolo pero no tengo todo el tiempo del mundo para hacerlo rápido. Hoy añadiré las etapas 2 y 3.

MIUME  MIUME  18/05/2019 22:06   
Israel no es un lugar que me interese mucho, pero tu diario me parece muy interesante. Saludos.

Visualizar todos los comentarios >>
CREAR COMENTARIO EN EL DIARIO

Registrate AQUÍ
Volver arriba

Foros de Viajes
Itinerarios-Rutas Tema: ITINERARIOS ISRAEL: QUE VER
Foro Oriente Próximo y Asia Central Foro Oriente Próximo y Asia Central: Foro de viajes de Oriente Próximo y Asia Central: Jordania, Emiratos, Líbano, Israel, Turquía, Irán, Siria, Yemen, Uzbekistán, Kirguistan, Turkmenistán, Kazajistán, Tajikistán
Ultimos 5 Mensajes de 338
103460 Lecturas
AutorMensaje
sergiollg
Sergiollg
Travel Adict
Travel Adict
Nov 24, 2014
Mensajes: 33

Fecha: Dom Mar 24, 2019 10:59 am    Título: Re: ITINERARIOS ISRAEL: QUE VER

Buenos días,
Estamos acabando de planificar nuestro viaje a Jordania e Israel y nos queda alguna duda de como hacer la ruta por Israel.
La duda que tenemos es si hay transporte público para ir de Eliat a Masada y de Masada a Jerusalen.
La intención es hacer lo siguiente en Israel:
Día 1: Cruzar frontera de Aqaba a Eliat y de aquí ir hasta Masada
Día 2: Masada-Jerusalen
Día 3: Jerusalen
Día 4: Jerusalen-Belen-Hebron-Jerusalen
Día 5: Jerusalen
Día 6: Jerusalen-Tel Aviv
Día 7: Tel Aviv - Barcelona
mr.viajero
Mr.viajero
Indiana Jones
Indiana Jones
Jun 06, 2013
Mensajes: 2031

Fecha: Dom Mar 24, 2019 12:20 pm    Título: Re: ITINERARIOS ISRAEL: QUE VER

Yo también estoy mirando el tema de Eilat a Jerusalén. ¿Algún transporte público o excursión para poder ver Masada y el mar muerto camino de Jerusalén?
FUCO
FUCO
Super Expert
Super Expert
May 23, 2007
Mensajes: 336

Fecha: Lun Mar 25, 2019 04:17 pm    Título: Re: ITINERARIOS ISRAEL: QUE VER

Hola,
Para la duda en concreto no te puedo ayudar. Pero cuando yo fui (hace tiempo), la verdad, torcían un poco el morro si venías de algún país árabe...no tengo ni idea de cómo está eso ahora.
Sólo te lo menciono para que preguntes por el tema, no vaya a ser. A nosotros en el aeropuerto nos preguntaron por nuestros viajes anteriores, etc.
gandalz
Gandalz
New Traveller
New Traveller
Jun 10, 2016
Mensajes: 9

Fecha: Mar Mar 26, 2019 03:54 am    Título: Re: ITINERARIOS ISRAEL: QUE VER

Yo os recomendaria de todas todas, alquilar un coche, tendreis muchisima mas libertad, y es bastante economico.
gandalz
Gandalz
New Traveller
New Traveller
Jun 10, 2016
Mensajes: 9

Fecha: Mar Mar 26, 2019 04:08 am    Título: Re: ITINERARIOS ISRAEL: QUE VER

mr.viajero Escribio:
Yo también estoy mirando el tema de Eilat a Jerusalén. ¿Algún transporte público o excursión para poder ver Masada y el mar muerto camino de Jerusalén?

Lo mejor es lo que le he comentado al anterior forero, que si os es posible, os alquileis un coche en Tel Aviv, y lo programeis a vuestro aire, fue el secreto para mi, para poderlo disfrutarlo segun nuestras sensaciones.
CREAR COMENTARIO EN EL FORO
Respuesta Rápida en el Foro
Mensaje:
Registrate AQUÍ







All the content and photo-galleries in this Portal are property of LosViajeros.com or our Users. LosViajeros.net, and LosViajeros.com is the same Portal.
Aviso Legal - Publicidad - Nosotros en Redes Sociales: Pag. de Facebook Twitter - Política de Privacidad